Recorrido de navegación

Compartir en 
	Compartir en Facebook
  
	Compartir en Twitter
  
	Compartir en google+
  
	Compartir en linkedIn

Hijos

Actualizado : 21/02/2014

Prestaciones familiares

En la UE, la determinación de qué país es responsable de tu seguridad social, incluidas las prestaciones familiares (por hijo, de crianza, permiso de maternidad/paternidad, etc.), depende de tu situación económica y tu lugar de residencia, no de tu nacionalidad.

Es importante que sepas de qué país depende el régimen de seguridad social por el que estás cubierto. No es algo que puedas decidir tú.

No olvides que las prestaciones familiares difieren considerablemente en Europa.

¿Qué país te paga las prestaciones familiares?

En general:

  • Si te vas a vivir a otro país de la UE y estás cubierto por el régimen de seguridad social de ese país, también estarás sujeto al régimen de prestaciones familiares de ese país.
  • Sin embargo, si has estado destinado en el extranjero durante un breve periodo de tiempo (menos de dos años) y allí seguías cubierto por la seguridad social de tu propio país, tu propio país sigue siendo responsable del pago de las prestaciones familiares.
  • Si los miembros de tu familia no viven en el país donde tú estás asegurado, podrías tener derecho a prestaciones familiares de distintos países.

Cuando en tu situación intervengan dos o más países, las administraciones nacionales correspondientes tendrán en cuenta las circunstancias de ambos progenitores y decidirán qué país es responsable principal del pago de las prestaciones. Su decisión se basará en las llamadas "normas de prioridad" .

Si las prestaciones que recibes del país "principal" son de menor cuantía que las que recibirías del país "secundario" en el que también tienes derechos (ya sea porque trabajas allí o porque cobras una pensión de ese país), el país secundario pagará un complemento equivalente a la diferencia entre ambas prestaciones. Así tienes la seguridad de recibir el máximo al que tienes derecho.

Normas de prioridad

Supongamos que, de los dos progenitores, solo tú tienes derecho a prestaciones familiares, y en más de un país, porque:

  • trabajas en un país y cobras una pensión de uno o varios países:

    en ese caso, el país donde trabajas es el responsable principal de pagarte las prestaciones familiares. También puedes tener derecho a un complemento en el país que te paga la pensión.

O BIEN

  • vives en un país y trabajas en otro:

    en ese caso, el país donde trabajas es el responsable principal de pagarte las prestaciones familiares.

O BIEN

  • cobras una pensión de dos países de la UE:

    en ese caso, el país donde viven tus hijos es el responsable principal de pagarte las prestaciones familiares.

    Si viven en un país que no te paga ninguna pensión, tendrá prioridad el país en el que hayas estado asegurado más tiempo.

Sea cual sea tu situación, si las prestaciones familiares que recibes del país principalmente responsable de pagártelas son de menor cuantía que las que recibirías en cualquiera de los demás países donde tienes derechos, estos países tendrán que pagarte un complemento que supla la diferencia.

Supongamos que tanto tú como el padre o la madre de tus hijos tenéis derecho a prestaciones familiares en más de un país porque:

  • los dos trabajáis en el mismo país de la UE pero vivís en otro:

    en ese caso, el país donde trabajáis pagará las prestaciones familiares con arreglo a su propia normativa.

O BIEN

  • los dos trabajáis en países diferentes:

    en ese caso, si tú o el padre o la madre de tus hijos trabajáis en el país donde viven vuestros hijos, ese país pagará las prestaciones familiares con arreglo a su propia normativa, y es posible que el otro país te pague un complemento para suplir la diferencia.

O BIEN

  • trabajas en un país de la UE y el padre o la madre de tus hijos cobra una pensión de otro país de la UE:

    en ese caso, el país donde trabajas pagará las prestaciones familiares con arreglo a su propia normativa.

    También puedes tener derecho a un complemento en el país que paga la pensión al padre o la madre de tus hijos.

O BIEN

  • ambos cobráis pensiones de varios países de la UE:

    Si tenéis derecho a una pensión en el país donde viven vuestros hijos, ese país pagará las prestaciones familiares con arreglo a su propia normativa.

    Si no tenéis derecho a pensión en el país donde viven vuestros hijos, recibiréis prestaciones familiares del país en el que tú o el padre o la madre hayáis estado asegurados más tiempo.

O BIEN

  • cobras una pensión de un país de la UE y el padre o la madre de tus hijos trabaja en otro país de la UE:

    en ese caso, el país donde trabaja el padre o la madre de tus hijos pagará tus prestaciones familiares con arreglo a su propia normativa.

    También puedes tener derecho a un complemento en el país que te paga la pensión.

El importe total de tus prestaciones familiares debe ser igual al de las prestaciones más altas disponibles.

Si estás divorciado y tu exmarido o exmujer recibe prestaciones pero no las utiliza para mantener a tus hijos, puedes dirigirte al servicio administrativo responsable de las prestaciones familiares en el país donde viven tus hijos y pedir que te paguen directamente a ti las prestaciones, ya que eres tú quien, de hecho, mantiene a la familia.

Dónde solicitar las prestaciones familiares

Puedes solicitar las prestaciones familiares en cualquier país donde tú o el padre o la madre de tus hijos tengáis derecho a ellas. La administración del país en el que presentes tu solicitud la remitirá a todos los países competentes en tu caso.

Si solicitas prestaciones dentro del plazo establecido en un país, se considerará que también las has solicitado dentro del plazo establecido en cualquier otro país de la UE en el que tengas derecho a ellas. No se te pueden denegar unas prestaciones a las que tienes derecho porque el país donde mandaste la primera solicitud haya tardado demasiado en remitirla a la administración competente de otro.

Infórmate en la administración nacional sobre el plazo para solicitar prestaciones familiares. Si se te pasa, podrías perder el derecho a recibirlas.

Las autoridades nacionales tienen la obligación de cooperar entre sí e intercambiar toda la información necesaria para tramitar tu solicitud. Para salvar dificultades debidas a los distintos idiomas, las administraciones nacionales utilizan documentos estándar a la hora de intercambiar información (los antiguos formularios E).

Las prestaciones familiares difieren considerablemente en Europa

Los países de la UE son libres a la hora de establecer sus propias normas sobre derechos a prestaciones y servicios. Aunque todos los países ofrecen prestaciones familiares, su importe y los requisitos para recibirlas pueden ser muy diferentes. En algunos países la prestación se paga de manera periódica, mientras que en otros tu situación familiar puede hacer que tengas derecho a ventajas fiscales en lugar de prestaciones económicas.

Para evitar malentendidos potencialmente graves que puedan tener repercusiones importantes en el total de tus ingresos, infórmate sobre el régimen de seguridad social en tu país de acogida.

Para saber más sobre las prestaciones familiares en el país que debe concederlas, consulta estas páginas:

Elige:

Los consejeros europeos de empleo también pueden proporcionarte información básica sobre las prestaciones familiares a las que tendrás derecho en tu nuevo país.

¿Necesitas ayuda?

¿Necesitas ayuda?

¿No has encontrado la información que necesitas? ¿Tienes un problema?

Pide asesoramiento sobre tus derechos en la UE

Problemas con las administraciones públicas

Footnote

En este caso, los 28 Estados miembros de la UE + Islandia, Liechtenstein, Noruega y Suiza

Retour au texte en cours.