Recorrido de navegación

Actualizado : 06/10/2014

living-abroad

Inscribirte como residente en otro país

Como ciudadano de la UE, durante los tres primeros meses de estancia en otro país no tienes obligación de solicitar un documento de residencia que confirme tu derecho a vivir allí, aunque en algunos países es posible que tengas que notificar tu presencia a tu llegada.

Pasados tres meses en el país, pueden exigirte que te inscribas en la administración correspondiente (por lo general, en los ayuntamientos o la policía) y que solicites un documento de residencia.

Necesitarás un documento de identidad o pasaporte válido y:

  • Empleados / trabajadores desplazados a otro país
    • Certificado de trabajo o confirmación de la contratación en la empresa
  • Trabajadores autónomos
    • Justificante de la condición de autónomo
  • Pensionistas
    • Justificante de estar cubierto por un seguro médico completo
    • Prueba de ingresos suficientes para vivir sin necesitar ayudas económicas: los recursos pueden ser de cualquier procedencia
  • Estudiantes
    • Certificado de matrícula en un centro educativo reconocido
    • Justificante de estar cubierto por un seguro médico completo
    • Declaración de disponer de recursos suficientes para vivir sin necesitar ayudas económicas: los recursos pueden ser de cualquier procedencia

No te pueden exigir otros documentos.

Después de tu inscripción, recibirás un certificado de registro que confirma tu derecho a residir en ese país.

El certificado de registro se debe expedir inmediatamente y no puede costar más que el documento de identidad de los ciudadanos de ese país.

Aunque el certificado debe tener una validez indefinida (es decir, no habrá que renovarlo), es posible que haya que notificar cualquier cambio de dirección a las autoridades locales.

Dónde y cómo inscribirte:

Elegir país

Elegir país

Derechos comunes en todos los países de la UE


* Las autoridades nacionales aún no han facilitado esta información

Si tienes obligación de inscribirte y no lo haces, te pueden sancionar con una multa, pero eso no impide que sigas viviendo en el país. Tampoco puede ser motivo de expulsión.

En muchos países, es obligatorio llevar siempre encima el certificado de registro y el documento nacional de identidad o pasaporte. Aunque el olvido de estos documentos puede sancionarse con una multa, no puede ser motivo de expulsión del país.

Si tienes problemas para obtener el certificado de registro, puedes recurrir a nuestros servicios de ayuda .

Ver también cómo:

Ejemplo

Puedes empezar a trabajar aunque aún no tengas el certificado de registro

Kurt es alemán y se ha ido a Bélgica para trabajar como autónomo en un despacho de abogados. Cuando fue a inscribirse en el ayuntamiento, le dijeron que no podía empezar a trabajar hasta que no recibiera el certificado de registro.

Eso no es cierto: al ser ciudadano de la UE, Kurt no tiene que esperar a que le den el certificado de registro para poder trabajar por cuenta propia. Además, cuando se solicita el certificado de registro las autoridades están obligadas a expedirlo de forma inmediata.

 

Ayuda y asesoramiento

Ayuda y asesoramiento

¿No has encontrado la información que necesitas? ¿Tienes un problema?