Navigation path

Left navigation

Additional tools

Comisión Europea - Hoja informativa

El Monitor de las Ciudades Culturales y Creativas

Bruselas, 6 de julio de 2017

Preguntas y respuestas

La UE es una economía intensiva en conocimiento y creatividad en la que los sectores cultural y creativo deben desempeñar un papel especial. Son una de las ramas más dinámicas de nuestra economía, que impulsa la innovación, el crecimiento y la creación de empleo, además de fomentar la cohesión social. Un mejor apoyo a la creatividad y el talento creativo es de capital importancia para reconfigurar el enfoque de la UE en relación con el crecimiento y la innovación en el nuevo entorno de una economía de intercambio digital.

Esta primera edición del Monitor de las Ciudades Culturales y Creativas muestra en qué medida es positiva la actuación de 168 ciudades seleccionadas en 30 países europeos (EU 28 más Noruega y Suiza) en relación con una serie de medidas seleccionadas con este fin agrupadas a lo largo de nueve dimensiones que describen «el dinamismo cultural», «la economía creativa» y «el entorno propicio» de una ciudad.

El Monitor apoya los esfuerzos de la Comisión Europea para situar a la cultura en el corazón de su agenda política y promover el desarrollo social y económico de las ciudades y las regiones. La iniciativa de las Capitales Europeas de la Cultura, uno de los proyectos de la UE con mayor reconocimiento, está concebida para situar a las ciudades en el corazón de la vida cultural. Está apoyada por el programa Europa Creativa de la Comisión, que también financia proyectos exitosos en este ámbito, como Cultura para Ciudades y Regiones, la Red Europea de Centros Creativos y la red «Creative Lenses/Trans Europe Halles». Todos ellos son ejemplos de actuaciones con éxito con municipios para los que las industrias culturales y creativas son un tema muy importante.

Los resultados del Monitor muestran en qué destacan las ciudades y en qué casos hay margen de mejora. También muestran que las ciudades con los mejores resultados no son necesariamente las mejores en todo, sino que, por el contrario, se apoyan en sus principales puntos fuertes en diferentes ámbitos.

¿Cuáles son los antecedentes de la política de la UE en materia de cultura?

Desde la adopción de la primera «Agenda Europea para la Cultura en un Mundo en vías de Globalización» (2007), la cultura ha ocupado un lugar cada vez más destacado en la elaboración de las políticas de la Unión Europea. La dimensión transversal de la cultura y la creatividad como factor que contribuye a un crecimiento inteligente, inclusivo y sostenible y como catalizador de la innovación en una economía más amplia ha sido reconocida en diferentes documentos estratégicos de la UE, como la Comunicación sobre la promoción de los sectores de la cultura y la creación para el crecimiento y el empleo en la UE (2012), la Comunicación sobre el patrimonio cultural (2014) o la Resolución del Parlamento Europeo sobre una política de la Unión coherente para los sectores cultural y creativo (2016).

Tal como se especifica en el Plan de trabajo en materia de cultura de la UE para 2015–2018, uno de los cuatro ámbitos prioritarios hace referencia a los sectores cultural y creativo, en particular el papel de la economía creativa en la promoción de la innovación.

¿Cuál es el principal objetivo del Monitor de las Ciudades Culturales y Creativas ?

Sigue resultando difícil realizar un inventario de los activos culturales y creativos y medir su valor y su impacto de una forma sistemática y comparable en toda Europa, al no existir definiciones o parámetros comunes, especialmente a nivel de las ciudades.

El Centro Común de Investigación (CCI), que es el servicio científico interno de la Comisión, ha creado el «Monitor de las Ciudades Culturales y Creativas» con el fin de cubrir esta laguna de información. Proporciona una base común de datos sobre la cultura y la creatividad a nivel de las ciudades con los siguientes fines:

  • Apoyar a los responsables de la elaboración de las políticas a la hora de identificar los puntos fuertes, comparar su ciudad con sus homólogas y aprender de ellas, y evaluar el impacto de sus políticas.
  • Destacar y comunicar la importancia de la cultura y la creatividad en la mejora de las perspectivas socioeconómicas y la resiliencia.
  • Inspirar nuevas investigaciones y enfoques para estudiar el papel de la cultura y la creatividad en las ciudades.

Globalmente, el objetivo del Monitor de las Ciudades Culturales y Creativas es comprometer tanto al público como a los responsables de la elaboración de las políticas para que reconozcan plenamente la importancia de la cultura y la creatividad en la sociedad actual y para que pongan en marcha inversiones para la promoción de la cultura y la creatividad.

¿Qué mide el Monitor?

La primera edición del Monitor de las Ciudades Culturales y Creativas permite realizar un seguimiento y evaluar la actuación de 168 «Ciudades Culturales y Creativas» en Europa en comparación con sus homólogas, utilizando para ello tanto datos cuantitativos como cualitativos.

La información cuantitativa se obtiene a través de 29 indicadores relacionados con nueve dimensiones que reflejan tres aspectos principales de la vitalidad cultural, social y económica de las ciudades:

  • El dinamismo cultural mide el «pulso» cultural de una ciudad en términos de infraestructura cultural y participación en la cultura.
  • La economía creativa permite percibir de qué manera los sectores cultural y creativo contribuyen al empleo, la creación de empleo y la capacidad innovadora de una ciudad.
  • El entorno propicio identifica los activos tangibles e intangibles que ayudan a las ciudades a atraer el talento creativo y a estimular el compromiso cultural.

Figura 1. Marco conceptual e indicadores del Monitor de las Ciudades Culturales y Creativas

El componente cualitativo incluye hechos clave y manifestaciones de la vida cultural y creativa de las ciudades, que van desde los principales sitios culturales, instituciones artísticas y eventos en directo hasta el desarrollo de estrategias políticas e infraestructuras (tales como fondos, incentivos fiscales, incubadoras creativas, laboratorios de fabricación, es decir, talleres a pequeña escala que ofrecen fabricación digital, que disponen del equipo adecuado para experimentar con la creación digital -impresión 3D, fresado, etc. -, donde se reúne la gente, física o virtualmente a través de internet, y crean juntos juguetes, diseños experimentales y otras herramientas). Todo ello demuestra el compromiso de una ciudad con el apoyo a la cultura y la creatividad.

Figura 2. La ciudad cultural y creativa «ideal»

Los resultados muestran en qué destacan las ciudades (para ayudarles a reforzar sus estrategias de especialización inteligente, por ejemplo) y en qué casos pueden hacerlo mejor, aprendiendo de ciudades similares. Así, la diversidad europea proporciona una plataforma de aprendizaje para las ciudades que desean seguir desarrollando un ecosistema culturalmente dinámico y creativo.

¿Cómo puede decirse que las ciudades de menor tamaño tienen más cultura que las ciudades más grandes?

La comprobación de los datos incluyó una serie de pasos. Uno de ellos es la presentación de los indicadores per cápita. Este enfoque está principalmente destinado a permitir la comparabilidad entre ciudades, pero también recompensa a las ciudades que tienen más activos culturales y creativos por habitante. Este es el motivo por el que ciudades más pequeñas pueden obtener mejor puntuación que las grandes (que en muchos casos son indudablemente ricas y dinámicas). Por ejemplo, Limerick, en Irlanda, obtiene una mejor puntuación sobre museos que Lisboa o París. Para evitar interpretaciones erróneas, se invita a los usuarios interesados a comparar ciudades similares. La plataforma en línea ofrece a los usuarios la oportunidad de examinar los resultados a partir de tamaños de población, tasas de empleo y grupos de renta similares. El carácter policéntrico del «dinamismo cultural», con importantes capitales, y ciudades que no son capitales, en muchas partes de Europa, muestra el poder de ciudades de diferentes tamaños, incluidas zonas urbanas más pequeñas o menos centralizadas de Europa, para atraer y retener a individuos educados y creativos.

¿Cómo se seleccionaron las ciudades?

Se han seleccionado 168 ciudades con arreglo a tres criterios mensurables y comparables que pueden aplicarse de manera coherente a través de una serie amplia y diversa de ciudades en Europa (véase el anexo I en el informe):

  1. 93 ciudades que han sido o serán Capitales Europeas de la Cultura hasta 2019, o que han sido preseleccionadas para convertirse en Capitales Europeas de la Cultura hasta 2021.
  2. 22 Ciudades Creativas de la UNESCO (incluidas las ganadoras más recientes en 2015), excluyendo el solapamiento con las Capitales Europeas de la Cultura.
  3. 53 ciudades que hayan celebrado al menos dos festivales culturales internacionales periódicos como mínimo hasta 2015.

La selección también incluye todas las capitales de los 30 países abarcados por el Monitor (la UE además de Noruega y Suiza).

Se han incluido trece ciudades en el Monitor, pero no en las clasificaciones finales, ya que no cumplían el criterio de la cobertura de datos, es decir, una cobertura de datos de al menos el 45 % a nivel del índice, y de como mínimo el 33 % para los subíndices de «dinamismo cultural» y «economía creativa».

Por consiguiente, las clasificaciones y los análisis presentados siempre se basan en un total de 155 ciudades, aunque se presenta información cualitativa para la muestra completa de 168 ciudades.

Sin embargo, no se pretende que el grupo de ciudades elegidas sea exhaustivo ni definitivo. Naturalmente, muchas otras ciudades pueden ser activas en la promoción de las artes, la cultura y las actividades y las profesiones creativas correspondientes para alcanzar sus objetivos socioeconómicos. Por ejemplo, las ciudades pueden haber adoptado estrategias culturales ambiciosas o iniciado proyectos de regeneración urbana impulsados por la cultura.

¿Cuál es el futuro del Monitor?

Esta herramienta representa un primer paso hacia la creación de una mejor forma de medir y comprender la manera en que las diferentes ciudades culturales y creativas se comportan y actúan en Europa, a partir de una imagen de los años más recientes.

La edición del Monitor de 2017 establece un sólido punto de partida, pero se espera que se actualice cada dos años a fin de garantizar que siga teniendo solidez desde un punto de vista conceptual y estadístico entre los países, las ciudades y en el tiempo, y que pueda realizarse un seguimiento del progreso. En particular, el equipo del CCI ya está explorando grandes fuentes de datos que permitirían reforzar la capacidad del Monitor para percibir acontecimientos culturales informales, como, por ejemplo, los clubes culturales. Por ejemplo, Google Maps y Open Street Map son fuentes que podrían ofrecer este tipo de información.

Además, se pondrá en marcha una aplicación a lo largo de 2018 para complementar los perfiles de las ciudades culturales y creativas con datos y opiniones proporcionados por los ciudadanos sobre los «tesoros ocultos» de las ciudades.

¿Existe margen para añadir nuevas ciudades en la próxima edición?

Algunas de las ciudades europeas que reúnen al menos uno de los tres criterios de selección no se han incluido en esta edición de 2017 del Monitor de las Ciudades Culturales y Creativas debido a una baja cobertura de datos. Algunas de ellas podrían añadirse en futuras ediciones en la medida en que se disponga de más datos. De forma más general, el Monitor de las Ciudades Culturales y Creativas es un instrumento abierto: se da a todas las ciudades la oportunidad de realizar un seguimiento de su actuación en los aspectos relacionados con la cultura y la creatividad. Si bien los tres criterios de selección representan un punto de entrada pragmático para comenzar con la selección de una primera muestra de ciudades, la plataforma en línea permite a los usuarios introducir nuevos datos o cambiar las ponderaciones de las dimensiones y los subíndices para que reflejen mejor a qué se da importancia a un nivel más local.

Más información

Comunicado de prensa

MEMO/17/1804

Personas de contacto para la prensa:

Solicitudes del público en general: Europe Direct por teléfono 00 800 67 89 10 11 , o por e-mail


Side Bar