Navigation path

Left navigation

Additional tools

Other available languages: EN

MEMO/10/330

Bruselas, 14 julio 2010

Defensa de la competencia: Los compromisos ofrecidos por British Airways, American Airlines e Iberia para garantizar la competencia en los mercados transatlánticos de transporte de pasajeros pasan a ser jurídicamente vinculantes - Preguntas más frecuentes

¿Cuáles son los principales compromisos ofrecidos por las partes?

Las partes ofrecieron compromisos para seis rutas: Londres-Dallas, Londres- Boston, Londres-Miami, Londres-Chicago, Londres-Nueva York y Madrid-Miami.

En virtud de los compromisos, las partes se comprometen, en particular, a:

  • ceder franjas horarias en los aeropuertos de Londres (Gatwick o Heathrow, a elección de las aerolíneas interesadas) en las siguientes cuatro rutas:

Ruta

Número de pares de franjas horarias

Londres-Nueva York

21 semanales (3 diarias)

Londres-Boston

14 semanales (2 diarias)

Londres-Miami

7 semanales (1 diaria)

Londres-Dallas

7 semanales (1 diaria)

En la ruta Londres-Nueva York, las partes se comprometen también a ofrecer las correspondientes licencias de explotación en el aeropuerto neoyorquino John F. Kennedy.

Las franjas se utilizarán para prestar servicios sin escalas en estas rutas. Sin embargo, en las rutas Londres-Dallas y Londres-Miami, los servicios con una escala en centros de distribución de tráfico aéreo europeos o estadounidenses son relativamente más atractivos para los pasajeros que en las otras rutas afectadas. Así, a partir de la temporada de verano de 2013 de la IATA, las aerolíneas que ofrecen servicios con una escala podrán solicitar franjas horarias, en caso de que todavía estén disponibles. Esto también sirve como incentivo para que los potenciales proveedores de servicios sin escalas se incorporen a estas rutas rápidamente;

  • celebrar acuerdos de combinación de tarifas que permitan a los competidores transportar pasajeros en un solo sentido en sus propios aviones y vender billetes para el otro sentido en los vuelos de las partes. Esto permitiría a los competidores ofrecer horarios más atractivos gracias al mayor número de frecuencias de las partes;

  • celebrar acuerdos especiales de prorrateo con los competidores, que les permitan obtener condiciones favorables de las partes para los pasajeros procedentes de vuelos de corta distancia de las partes en Europa y América del Norte que conectan con servicios transatlánticos de la competencia (por ejemplo, un competidor podría hacer volar a su cliente en un vuelo Manchester-Londres operado por BA y luego embarcarlo en su propio vuelo Londres-Nueva York);

  • dar acceso a los programas de fidelización de las partes en las rutas afectadas. Esto permitiría a los pasajeros que vuelan con competidores que no disponen de un programa comparable al de las partes en términos de posibilidades de obtención y disfrute, obtener y emplear sus puntos en los programas de fidelización de las partes; y

  • remitir a la Comisión datos relativos a la cooperación entre las partes. Esta obligación de información permitiría a la Comisión hacer un seguimiento de los efectos de la empresa conjunta en los mercados.

Los compromisos tienen una duración de diez años y la Comisión podrá revisarlos cinco años después de su entrada en vigor.

¿Cómo beneficiarán estos compromisos a los consumidores?

Los compromisos facilitan la entrada o expansión de competidores en las susodichas rutas, eliminando o reduciendo los obstáculos para el lanzamiento de nuevos vuelos (como la falta de franjas horarias, la ventaja que suponen las mayores frecuencias de las partes, el acceso al tráfico de conexión y el atractivo de los programas de fidelización de las partes).

De este modo, los compromisos garantizan la competencia en las rutas, lo que se traducirá en particular en un abanico adecuado de vuelos, en la calidad del servicio y en los precios de los billetes.

¿Cuál fue la reacción de otros interesados a la prueba de mercado de los compromisos?

En general, los otros interesados acogieron favorablemente los compromisos como medio de reducir los obstáculos a la entrada o a la expansión en las rutas afectadas, en particular al ofrecer franjas horarias y acceso al tráfico de conexión. Estos interesados también presentaron observaciones detalladas sobre el alcance y el funcionamiento de los compromisos. Algunas de estas observaciones condujeron a cambios en el paquete final de compromisos después de la prueba de mercado. Las partes, por ejemplo, ofrecieron una franja adicional en la ruta Londres-Nueva York.

¿Por qué la duración de los compromisos se establece en 10 años?

Diez años suponen un equilibrio razonable entre los distintos intereses. Por un lado, los participantes potenciales necesitan un período lo suficientemente largo para justificar la entrada en las rutas afectadas, a la luz de sus planes de negocio o de la planificación de su flota de aviones. Por otra parte, una duración mayor no tendría en cuenta los posibles cambios en el sector de la aviación que podrían repercutir en la evaluación por la Comisión de los efectos probables de la empresa conjunta.

¿Qué sucederá cuando expire la decisión relativa al compromiso?

Al expirar la decisión de la Comisión, ésta podrá volver a evaluar la situación de la competencia en los mercados. Esta evaluación se verá facilitada por los datos detallados que las partes se comprometen a proporcionar en cumplimiento de la obligación de información recogida en los compromisos.

¿Qué sucederá con los acuerdos celebrados en virtud de los compromisos si BA, AA e IB decidieran poner fin a su cooperación antes de que expirara la decisión relativa al compromiso?

Los acuerdos ya celebrados con las partes en virtud de los compromisos se seguirán aplicando hasta su expiración, aunque BA, AA e IB pusieran entretanto fin a su cooperación. En particular, si una aerolínea obtiene franjas de las partes durante los dos primeros años de los compromisos, podrá explotarlas durante el período garantizado de 10 años.

Esto ofrece a los competidores la seguridad de que podrán hacer uso de los compromisos e invertir en nuevos servicios sin depender del futuro de la empresa conjunta constituida por las partes.

¿Por qué el número de franjas horarias que serán cedidas por las partes con arreglo a los compromisos es inferior a la resultante de las evaluaciones de los intentos de alianzas entre BA y AA de 1998 y 2002?

La evaluación de cada transacción se hace a la luz de las condiciones de mercado vigentes en cada momento. Estas condiciones han cambiado radicalmente desde el último examen de una posible cooperación entre BA y AA en 2002.

En primer lugar, en 1998 y 2002, el Acuerdo Bermudas II sobre servicios aéreos entre el Reino Unido y Estados Unidos solo permitía a dos aerolíneas europeas (BA y Virgin Atlantic) y a dos estadounidenses (AA y United Airlines) prestar servicios transatlánticos entre Londres-Heathrow y Estados Unidos. El Acuerdo de transporte aéreo entre la UE y Estados Unidos liberalizó el acceso a Londres-Heathrow a finales de marzo de 2008.

El Acuerdo dio lugar a que a finales de 2009 existiesen 12 nuevos servicios diarios prestados por otras aerolíneas europeas y estadounidenses entre Londres-Heathrow y Estados Unidos, lo que se aproxima al número total de franjas horarias requerido provisionalmente por las autoridades de competencia en los procedimientos de 1998 y 2002, que eran de 19 y 16 pares diarios, respectivamente. Los compromisos actuales añaden otros siete pares más de franjas horarias diarias.

¿Cómo se pondrán en práctica los compromisos?

Las partes deberán poner a disposición de la competencia franjas horarias de despegue y aterrizaje mediante un procedimiento que se detalla en los compromisos. Los competidores podrán solicitar las franjas horarias antes de cada temporada de verano e invierno, hasta que todas ellas sean asignadas.

Posteriormente, la Comisión decidirá a qué competidor se asignan las franjas, sobre la base de la presión competitiva que impondría a las partes (teniendo en cuenta, por ejemplo, el plan de negocios del solicitante, su número propuesto de frecuencias y su estructura de precios).

Las franjas deberán ser liberadas por las partes sobre la base de contratos de arrendamiento a largo plazo y solo podrán ser utilizadas para operar vuelos en las rutas afectadas durante la vigencia del contrato.

Con el fin de supervisar la aplicación de los compromisos, la Comisión nombrará en las próximas semanas un supervisor independiente. Está previsto un sistema de solución de litigios de tipo arbitral en caso de que surgiera alguno relacionado con los compromisos.

¿Los competidores tendrán que pagar por las franjas?

Los compromisos no impiden que los competidores ofrezcan una indemnización por las franjas horarias, de acuerdo con los principios mencionados en la Comunicación de la Comisión de 30 de abril de 2008.

Sin embargo, los compromisos no obligan a las empresas que se incorporen al mercado a hacerlo. La elección por la Comisión de las aerolíneas se basará únicamente en la presión competitiva que impondrían a las partes. Solo en caso de que varios nuevos operadores estuvieran en condiciones de imponer una presión competitiva similar, la indemnización podría jugar un papel a la hora de elegir entre estas aerolíneas.

En la práctica, ¿cuándo podrán hacer uso los competidores de los compromisos?

Con respecto a los compromisos sobre franjas horarias, el procedimiento permite a los competidores obtenerlas de las partes y lanzar nuevos servicios ya en la temporada de verano de 2011 de la IATA (que comienza el 27 de marzo de 2011). Con el fin de obtener franjas horarias para esa temporada, los competidores tendrían que iniciar el proceso de solicitud de franjas el 26 de agosto de 2010.

Con respecto a la combinación de tarifas, a los acuerdos especiales de prorrateo y a los programas de fidelización, los competidores podrán negociar y concluir los acuerdos pertinentes con las partes tan pronto como sea nombrado el supervisor.

¿Qué sucederá si ninguna aerolínea se hace cargo de los compromisos?

Teniendo en cuenta el interés expresado por terceros detectado durante la investigación de la Comisión, parece poco probable que ninguna aerolínea se haga cargo de los compromisos.

Los compromisos son válidos por 10 años. En caso de que ninguna aerolínea se presente en la primera temporada, los compromisos seguirán estando disponibles en las siguientes.

¿Cooperó la Comisión con las autoridades de Estados Unidos?

Las investigaciones paralelas sobre la empresa conjunta de las partes realizadas por la Comisión y por el Departamento de Transportes estadounidense fueron independientes y se basaron en diferentes normas jurídicas.

No obstante, la Comisión ha trabajado en estrecha colaboración con los Departamentos de Transportes y de Justicia de Estados Unidos durante todo el procedimiento. La cooperación con el Departamento de Transportes se basa en el Anexo II del Acuerdo de transporte aéreo entre la UE y Estados Unidos de 30 de abril de 2007, cuyo objetivo principal era evitar en lo posible la adopción de normas redundantes como resultado de las investigaciones separadas realizadas en cada una de ambas jurisdicciones.

Así pues, los compromisos de la Comisión establecen una intensa participación del Departamento de Transportes estadounidense durante las principales etapas del procedimiento de ejecución, en particular al seleccionar las aerolíneas a las que las partes deberán ceder las franjas horarias. La Comisión mantendrá consultas y tendrá debidamente en cuenta la opinión de dicho Ministerio.

¿La fusión de BA e IB tiene algún impacto en la decisión?

La evaluación realizada por la Comisión tiene en cuenta ambas operaciones.


Side Bar

My account

Manage your searches and email notifications


Help us improve our website