Navigation path

Left navigation

Additional tools

Comisión Europea - Comunicado de prensa

La UE emprende acciones legales contra las restricciones a la exportación de materias primas chinas

Bruselas, 19 de julio de 2016

La Unión Europea ha abierto hoy un tercer expediente contra las restricciones chinas a la exportación de materias primas esenciales para las industrias europeas.

Tras el éxito de las acciones legales de 2012 y 2014 contra medidas similares, esta vez la UE se centra en las restricciones sobre el grafito, el cobalto, el cobre, el plomo, el cromo, la magnesia, el talco, el tántalo, el estaño, el antimonio y el indio.

«No podemos quedarnos de brazos cruzados al ver a nuestros productores y consumidores afectados por prácticas comerciales desleales. Las dos últimas resoluciones de la OMC sobre restricciones chinas a la exportación han sido clarísimas: estas medidas son contrarias a las normas del comercio internacional. Dado que no vemos que China avance hacia la eliminación de todas esas medidas, debemos emprender acciones legales», ha declarado la Comisaria de Comercio de la UE Cecilia Malmström.

Actualmente China impone una serie de restricciones a la exportación, como derechos y contingentes de exportación que limitan el acceso de las empresas extranjeras a dichos productos. Estas medidas han distorsionado el mercado y han favorecido a la industria china en detrimento de las empresas y los consumidores de la UE, lo que supone una infracción de las normas de la OMC y los compromisos específicos de China desde el momento de su adhesión a la OMC. Asimismo, la supuesta finalidad de las medidas de apoyar una producción de materias primas respetuosa con el medio ambiente y sostenible podría alcanzarse más eficazmente mediante otras medidas que no tengan un impacto negativo sobre el comercio.

Las consultas formales entre la UE y China —la primera etapa del sistema de solución de diferencias de la OMC— se llevarán a cabo en paralelo con un procedimiento similar iniciado por los Estados Unidos. A falta de una solución satisfactoria en un plazo de sesenta días, la UE podrá solicitar a la OMC que cree un grupo especial que se pronuncie sobre si las medidas chinas son compatibles con las normas de la OMC.

Contexto

Entre las materias primas objeto del expediente se encuentran el grafito, el cobalto, el cobre, el plomo, el cromo, la magnesia, el talco, el tántalo, el estaño, el antimonio y el indio. Algunas de ellas (en negrita) figuran entre las veinte materias primas señaladas en 2013 como fundamentales para la economía de Europa y esenciales para mantener y mejorar nuestra calidad de vida.

Las exportaciones chinas totales de estos productos ascienden a un valor de aproximadamente 1 200 millones de euros y una sexta parte de ellas llega a Europa. De un primer análisis se desprende que la supresión de los derechos de exportación impuestos por China podría permitir una oferta adicional de estas materias primas a la economía de la UE por un valor aproximado de 19 millones de euros, lo que representa un aumento del 9,2 %. Sin embargo, es probable que el aumento real del abastecimiento de China a la UE fuera mucho mayor si también se eliminaran los demás instrumentos que China utiliza actualmente para restringir sus exportaciones.

Tipos de restricciones

China aplica derechos de exportación a distintas formas de antimonio, cromo, cobalto, cobre, grafito, plomo, magnesita, magnesia, talco, tántalo y estaño. Se aplican restricciones cuantitativas, como contingentes de exportación, al antimonio, el indio, la magnesia, el talco y el estaño.

Materias primas afectadas

Grafito

El grafito es una de las tres formas puras del carbono y se utiliza en una gran variedad de aplicaciones industriales, en particular en materiales refractarios, así como en los lubricantes, la fabricación de acero, la fundición de metales y las guarniciones de frenos.

China es el mayor productor del mundo y representa dos tercios de la oferta a escala mundial. La UE depende de las importaciones para el 95 % de su consumo. Aproximadamente la mitad de las importaciones de grafito que lleva a cabo la UE procede de China.

Cobalto

El cobalto se utiliza en compuestos químicos para una gran variedad de aplicaciones industriales. Las baterías recargables consumen la mayor parte del cobalto. Se prevé que aumente la demanda de cobalto debido a su uso cada vez más frecuente en algunas baterías recargables para aplicaciones en vehículos eléctricos y aplicaciones biotecnológicas.

El cobalto se produce principalmente como subproducto del cobre y el níquel. La mitad de la producción minera tiene lugar en la República Democrática del Congo y apenas hay producción en la UE. China tiene unas reservas y una producción minera de cobalto limitadas, pero se ha asegurado contratos hasta que se agoten minas o contratos de larga duración con explotadores de minas que le han permitido convertirse en en el mayor productor mundial cobalto refinado.

Cobre

El cobre es el mejor conductor eléctrico después de la plata y se utiliza para fabricar circuitos eléctricos eficientes desde el punto de vista energético. Como también es resistente a la corrosión, dúctil y maleable, se utiliza principalmente para fabricar todo tipo de cables, desde el suministro de energía eléctrica de la central al enchufe, pasando por bobinas para motores eléctricos, hasta los conectores de los ordenadores.

Si bien la gran mayoría de las reservas de cobre se encuentran en América (Chile, EE. UU., Perú y México), también existe cierta producción en la UE, sobre todo en Polonia. Dos tercios de las importaciones de la UE proceden de países de América Latina. Por su parte, China representa aproximadamente el 10 % de la producción minera de cobre, que se utiliza principalmente para el consumo interno.

Plomo

La industria de baterías de plomo es el principal sector de actividad que utiliza este elemento. Entre otras aplicaciones se encuentran la munición, el vidrio, los termoestabilizantes de plásticos y resinas, el acabado de metales, la electrónica, las chapas, los metales a granel y los pigmentos.

China representa aproximadamente la mitad de la producción minera de plomo. También se extrae plomo en la UE, sobre todo en Polonia, Suecia, Grecia y Bulgaria. Rusia es el principal origen de las importaciones.

Cromo

El cromo tiene sus aplicaciones principales en la industria siderúrgica, en particular para la producción de acero inoxidable. Sudáfrica es el principal productor mundial de cromo extraído de minas y comparte las mayores reservas mundiales con Kazajistán. Sudáfrica es también, con mucho, la principal fuente de importaciones de la UE, a lo que se añaden algunas cantidades importadas de Turquía. En su posición de mayor productor mundial de acero inoxidable, China es el principal país consumidor de cromo y productor de ferrocromo.

Magnesia, incluida la magnesita

La magnesita se utiliza principalmente en la producción de magnesia, en forma de magnesita calcinada cáustica, magnesita sinterizada y magnesia electrofundida. La magnesita sinterizada y la magnesia electrofundida se utilizan sobre todo en el sector de los materiales refractarios; la magnesita calcinada cáustica se utiliza principalmente en aplicaciones basadas en productos químicos, como los fertilizantes y los piensos para el ganado, la pasta de papel y el papel, la fabricación de hierro y acero, la hidrometalurgia y la depuración de aguas residuales.

China representa el 70 % de la producción minera mundial de magnesita. Existe cierta producción de magnesita en la UE (en España, Eslovaquia, Austria y Grecia). No obstante, la UE depende de las importaciones de magnesia, que proceden principalmente de China y Turquía.

Talco

En Europa las aplicaciones más importantes del talco son los plásticos y las pinturas, que representan aproximadamente el 50 % del consumo total de talco. Otros usos finales son el papel, las aplicaciones en la agricultura y la fabricación de cerámica, el caucho, los alimentos, los cosméticos y los productos farmacéuticos.

China es el mayor productor mundial de talco, con aproximadamente un 30 % de la producción mundial. También existe una producción significativa en la UE, que representa aproximadamente el 80 % de su consumo interno. Las importaciones en la UE proceden principalmente de Pakistán y de China.

Tántalo

El tántalo se utiliza en la producción de componentes eléctricos (como los utilizados en teléfonos móviles, ordenadores y consolas de videojuegos), motores de aeronaves y componentes quirúrgicos.

Ruanda, la República Democrática del Congo y Brasil fueron los principales productores de tántalo a escala mundial en 2015. Si bien no es un gran productor de tántalo, China impone un derecho de exportación sobre los desperdicios y desechos de tántalo, que es la medida objeto del presente expediente.  

Estaño

La principal aplicación del estaño se produce en las aleaciones de estaño y plomo utilizadas para soldar los circuitos eléctricos que se encuentran en la mayoría de los aparatos electrónicos. El estaño se utiliza también en la industria del envasado, así como en aplicaciones químicas.

La extracción minera de estaño en cinco países (China, Indonesia, Myanmar/Birmania, Perú y Bolivia) representa el 80 % de la producción mundial total. China es el principal productor de estaño de esos cinco países, con un 37 % de la producción mundial, y es el principal importador mundial de minerales de estaño. Apenas hay producción de estaño en la UE, salvo una cantidad limitada en Portugal.

Antimonio

La mayor parte del antimonio se utiliza en forma de trióxido de antimonio, principalmente para productos ignífugos destinados a plásticos y otros productos. El sector aeronáutico moderno utiliza especialmente el trióxido de antimonio como producto ignífugo. Entre otras aplicaciones se encuentran las baterías, el plástico, el vidrio, los semiconductores y las aleaciones.

El antimonio se extrae de minas en quince países, pero la producción minera está muy concentrada en China (el 78 % de la producción mundial total). Actualmente no existe extracción minera de antimonio en la UE. Turquía y Bolivia son, para la UE, las principales fuentes de importación de minerales de antimonio.

Indio

El indio se utiliza principalmente como óxido de estaño e indio en dispositivos de pantalla plana, como monitores de ordenador de pantalla plana y teléfonos inteligentes, televisores y ordenadores portátiles con pantalla de cristal líquido. Otras aplicaciones son las aleaciones y soldaduras, los paneles solares, los diodos emisores de luz y los diodos láser.

El indio es un subproducto de operaciones de extracción minera y refinado de otros minerales, principalmente de cinc, así como de plomo, cobre y estaño. China representa la mitad de la producción de indio refinado. Si bien existe producción en algunos Estados miembros de la UE (Bélgica, Alemania, Italia, Países Bajos y Reino Unido), la UE es también un importador neto.

Más información

Solución de diferencias de la OMC, en breve

China: Medidas relacionadas con la exportación de distintas materias primas

China: Medidas relacionadas con la exportación de tierras raras, volframio y molibdeno

IP/16/2581

Personas de contacto para la prensa:

Solicitudes del público en general: Europe Direct por teléfono 00 800 67 89 10 11 , o por e-mail


Side Bar