Navigation path

Left navigation

Additional tools

Comisión Europea - Comunicado de prensa

Hacia un sistema europeo común de asilo, equitativo y sostenible

Bruselas, 4 de mayo de 2016

Hacia un sistema europeo común de asilo, equitativo y sostenible

En el día de hoy, la Comisión Europea presenta propuestas de reforma del Sistema Europeo Común de Asilo, para crear un sistema más equitativo, eficiente y sostenible a fin de repartir las solicitudes de asilo entre los Estados miembros. El principio básico seguirá siendo el mismo: los solicitantes de asilo -a no ser que tengan familiares en otra parte- deberán presentar su solicitud en el primer país en el que entren, pero un nuevo mecanismo, más justo, garantizará que ningún Estado miembro se encuentre con una desmesurada presión en su sistema de asilo. Las propuestas de hoy también incluyen la transformación de la actual Oficina Europea de Apoyo al Asilo (EASO) en una auténtica Agencia Europea para el Asilo, a fin de reflejar su papel más desarrollado en el nuevo sistema y la consolidación de la base de huellas dactilares de la UE, EURODAC, para gestionar mejor el sistema de asilo y contribuir a atajar la migración irregular.

El vicepresidente primero, Frans Timmermans, ha declarado: «Gestionar mejor las migraciones requiere actuar en varios frentes, gestionar nuestras fronteras exteriores de forma más eficaz, cooperar mejor con países terceros, poner fin al tráfico de personas y reasentar a los refugiados directamente en la UE. También sabemos que seguirá llegando gente a nuestras fronteras pidiendo asilo, y tendremos que asegurarnos de que quienes necesiten protección la reciban. Sin embargo, pudimos ver durante esta crisis cómo solo unos pocos Estados miembros sufrieron una presión increíble debido a las deficiencias del sistema actual, que no fue concebido para hacer frente a situaciones de este tipo. No hay alternativa: cuando un Estado miembro esté desbordado, debe haber solidaridad y un reparto equitativo de responsabilidad en el seno de la UE. Esto es lo que nuestra propuesta de hoy pretende garantizar».

El comisario de Migración, Asuntos de Interior y Ciudadanía, Dimitris Avramopoulos, ha manifestado: «Si la actual crisis de los refugiados ha puesto algo de manifiesto, es que la situación actual de nuestro sistema europeo común de asilo ya no es aceptable. Ha llegado la hora de un sistema reformado y más equitativo, basado en normas comunes y un reparto más justo de responsabilidades. Con la reforma propuesta del sistema de Dublín, el refuerzo de EURODAC y la transformación de la EASO en una auténtica Agencia Europea para el Asilo, estamos dando hoy un paso importante en la buena dirección y poniendo en marcha las estructuras a nivel europeo y las herramientas necesarias para el futuro sistema global. Ahora, vamos a poner todo nuestro empeño en trabajar junto con el Parlamento Europeo y los Estados miembros. Debemos hacer realidad estas propuestas lo antes posible.»

Lo que hoy se presenta forma parte de una primera serie de propuestas legislativas que la Comisión tiene previsto presentar en el contexto de una reforma importante del Sistema Europeo Común de Asilo, tal como se expone en la Comunicación de la Comisión de 6 de abril de 2016. Esta reforma pretende ser la respuesta a medio plazo a futuros desafíos migratorios. Entretanto, las normas de Dublín existentes y las dos decisiones de reubicación de emergencia seguirán vigentes y serán aplicadas plenamente por la Comisión.

Reformar el «sistema de Dublín»

Las normas de la UE para determinar qué Estado miembro tiene la responsabilidad de tratar cada solicitud de asilo (el llamado «sistema de Dublín») no estaban diseñadas para garantizar un reparto de responsabilidades sostenible en la UE y una tramitación a tiempo de las solicitudes. La propuesta de hoy contribuirá a hacer que el sistema de Dublín sea más transparente y va a aumentar su eficacia, además de proporcionar un mecanismo para hacer frente a las situaciones de presión desproporcionada sobre los sistemas de asilo de los Estados miembros. El nuevo sistema está diseñado para ser más equitativo pero también más sólido, para soportar mejor la presión. El nuevo sistema garantizará la rápida determinación del Estado miembro responsable de examinar una solicitud de asilo, protegiendo a las personas necesitadas y disuadiendo los movimientos secundarios («asilo a la carta»).

Los nuevos elementos incluyen:

  • Un sistema más justo basado en la solidaridad: con un mecanismo corrector de asignación (el mecanismo de equidad). El nuevo sistema determinará automáticamente cuándo un país esté gestionando un número desproporcionado de solicitudes de asilo. Esto se conseguirá mediante referencia a la extensión del país y a su riqueza. Si un país está recibiendo un número desproporcionado por encima de esta referencia (más del 150 % de la cifra de referencia), todos los nuevos solicitantes en dicho país (independientemente de su nacionalidad) serán reubicados en la UE, tras comprobar la admisibilidad de su solicitud, hasta que el número de solicitudes vuelva a estar por debajo de ese nivel. Los Estados miembros tendrán también la opción de no participar durante un tiempo en la reubicación. En ese caso, tendrán que aportar una contribución de solidaridad de 250 000 EUR por cada solicitante del que, de otro modo, habrían tenido que hacerse cargo en virtud del mecanismo corrector, al Estado miembro al que se reasigne a la persona en cuestión.
  • Un mecanismo que también tiene en cuenta los esfuerzos de reasentamiento: el mecanismo de equidad también tendrá en cuenta los esfuerzos realizados por un Estado miembro para el reasentamiento de las personas que necesitan protección internacional, directamente desde un país tercero. Se reconocerá de este modo la importancia de los esfuerzos por facilitar las vías legales y seguras hacia Europa.
  • Un sistema más eficiente: con un plazo más breve para la transmisión de las solicitudes de traslado, la recepción de las respuestas y la ejecución de los traslados de solicitantes de asilo entre los Estados miembros, así como la eliminación del cambio de responsabilidad.
  • Disuadir de que se cometan abusos y movimientos secundarios: con mayor claridad en cuanto a las obligaciones legales para los solicitantes de asilo, incluido el derecho a permanecer en el Estado miembro responsable de su solicitud, límites geográficos a la provisión de prestaciones materiales de acogida y consecuencias proporcionadas en caso de incumplimiento.
  • Proteger los intereses principales de los solicitantes de asilo: con mayores garantías para los menores no acompañados y una ampliación equilibrada de la definición de los miembros de la familia.

El Reino Unido e Irlanda no están obligados por estas medidas sino que deciden por sí mismos en qué grado quieren participar en ellas, de acuerdo con los correspondientes protocolos adjuntos a los Tratados. Si no las asumieran, se les seguirán aplicando las normas vigentes, en consonancia con los Tratados.

Reforzar el sistema EURODAC

Para apoyar la aplicación práctica de la reforma del sistema de Dublín, la Comisión propone también que se adapte y refuerce el sistema EURODAC, así como ampliar sus efectos, facilitando los retornos y ayudando a atajar la migración irregular. La propuesta ampliará el ámbito de aplicación del Reglamento EURODAC a fin de incluir la posibilidad, para los Estados miembros, de almacenar y buscar datos pertenecientes a nacionales de terceros países o personas apátridas que no sean solicitantes de protección internacional y residan de forma irregular en la UE, para que puedan ser identificados para su retorno y readmisión. En total consonancia con las normas de protección de datos, permitirá también a los Estados miembros almacenar más datos personales en EURODAC, como nombre, fecha de nacimiento, nacionalidad(es), detalles sobre identidad o documentos de viaje e imágenes faciales de las personas. El aumento de la información en el sistema permitirá a las autoridades de inmigración y asilo identificar fácilmente a los nacionales irregulares de terceros países o a solicitantes de asilo sin tener que recabar la información de otro Estado miembro por separado, como ocurre en la actualidad.

Creación de una Agencia Europea para el Asilo

La propuesta va a transformar la Oficina Europea de Apoyo al Asilo existente en una auténtica Agencia Europea para el Asilo con un mandato ampliado que aumente considerablemente las tareas para abordar cualquier deficiencia estructural que pudiera surgir en la aplicación del sistema de asilo de la UE.

Uno de los nuevos cometidos principales de la Agencia consistirá en emplear la clave de referencia a fin de aplicar el mecanismo de equidad con arreglo al nuevo sistema de Dublín. La Agencia también deberá velar por una mayor convergencia en la evaluación de las solicitudes de protección internacional en toda la Unión, reforzando la cooperación práctica y el intercambio de información entre los Estados miembros y fomentando el Derecho de la Unión y las normas operativas relativas a procedimientos de asilo, condiciones de recepción y necesidades de protección.

De manera similar a lo propuesto por la Comisión Europea el 15 de diciembre de 2015 para la Agencia Europea de la Guardia de Fronteras y Costas, se ampliará el papel y las funciones de la Agencia de asilo en materia de asistencia técnica y operativa. Esto incluirá la posibilidad de desplegar equipos de apoyo al asilo a partir de una reserva compuesta por un mínimo de 500 expertos procedentes de los Estados miembros y de expertos enviados por la Agencia, así como la capacidad de proporcionar asistencia técnica y operativa en los casos en que un Estado miembro esté sujeto a una presión desproporcionada que, de forma excepcional, someta a exigencias serias y urgentes a sus sistemas de asilo y acogida.

Antecedentes

El 6 de abril de 2016, la Comisión Europea publicó una Comunicación con la que puso en marcha el proceso para reformar el Sistema Europeo Común de Asilo. La Comunicación presentaba:

  • opciones para un sistema equitativo y sostenible de distribución de los solicitantes de asilo entre los Estados miembros;
  • una posterior armonización de los procedimientos y normas en materia de asilo con el fin de crear una igualdad de condiciones en toda Europa y, por tanto, reducir los factores de atracción, induciendo medidas destinadas a reducir los movimientos secundarios irregulares;
  • y el refuerzo del mandato de la Oficina Europea de Apoyo al Asilo (EASO).

El paquete de medidas anunciadas hoy es, por tanto, el primer paso importante en la reforma global del Sistema Europeo Común de Asilo. Seguirá una segunda fase de propuestas legislativas para reformar los procedimientos de asilo, las Directivas sobre reconocimiento del estatuto de refugiado, así como la Directiva sobre las condiciones de acogida, para garantizar la reforma completa de todas las partes del sistema de asilo de la UE.

El 13 de mayo de 2015, la Comisión Europea propuso una estrategia de largo alcance, a través de la Agenda Europea de Migración, para hacer frente a los retos inmediatos de la crisis actual, así como dotar a la UE de los instrumentos para gestionar mejor la migración a medio y largo plazo, en los ámbitos de migración irregular, fronteras, asilo y migración legal.

Ya se han adoptado tres paquetes de aplicación con arreglo a la Agenda en los días 27 de mayo, 9 de septiembrey 15 de diciembre de 2015, respectivamente.

Para más información

Preguntas y respuestas: Reformar el Sistema Europeo Común de Asilo

FICHA INFORMATIVA: La reforma del sistema de Dublín

Reglamento por el que se establecen los criterios y mecanismos de determinación del Estado miembro responsable del examen de una solicitud de protección internacional presentada en uno de los Estados miembros por un nacional de un tercer país o un apátrida (Texto refundido)

Reglamento relativo a la Agencia de la Unión Europea para el Asilo y por el que se deroga el Reglamento (UE) n.º 439/2010

Annex

Reglamento relativo a la creación del sistema EURODAC (Texto refundido)

Comunicación: Hacia una reforma del Sistema Europeo Común de Asilo y el refuerzo de las vías legales de entrada en Europa

IP/16/1620

Personas de contacto para la prensa:

Solicitudes del público en general: Europe Direct por teléfono 00 800 67 89 10 11 , o por e-mail


Side Bar