Navigation path

Left navigation

Additional tools

Comisión Europea

Comunicado de prensa

Estrasburgo, 11 de marzo de 2014

Moldear el futuro de las políticas de Asuntos de Interior: una nueva fase

¿De qué manera puede contribuir la iniciativa de la UE en materia de migración, asilo y cuestiones relacionadas con la seguridad a garantizar que Europa sea un lugar abierto, seguro y próspero en el que todos sus ciudadanos podamos vivir y trabajar? El Programa de Estocolmo, en el que se han encuadrado las políticas de Asuntos de Interior en el periodo 2010 - 2014, está llegando a su fin. La Comisión presenta su visión estratégica sobre las prioridades futuras en este ámbito.

Aunque a lo largo de los últimos cinco años se han logrado avances significativos para que Europa sea más abierta y segura gracias a la cooperación eficaz y adecuada entre las instituciones de la UE, los Estados miembros, las organizaciones internacionales, la sociedad civil y el sector privado, aún es mucho lo que queda por hacer.

La Comisión presenta hoy su visión sobre la futura agenda en materia de asuntos de interior: es preciso aplicar plenamente la legislación adoptada y garantizar que la UE sea capaz de responder a las oportunidades y retos que se le plantean.

«Podemos estar orgullosos de lo logrado en los últimos años: la creación de un sistema común europeo de asilo, el refuerzo del espacio Schengen, la mejora de nuestra respuesta a la delincuencia organizada, como el tráfico de seres humanos, las amenazas en línea o la corrupción. Pero el trabajo dista mucho de estar acabado y tenemos que prepararnos para afrontar los futuros retos y oportunidades. Deseo que Europa se vuelque hacia el futuro, que los asuntos de interior contribuyan al crecimiento económico y a crear un entorno seguro para todos los ciudadanos europeos. Hay que tomar decisiones importantes. Debemos aunar fuerzas y desarrollar políticas que reflejen las prioridades compartidas y las necesidades futuras», ha declarado Cecilia Malmström, comisaria de la UE responsable de Asuntos de Interior.

Europa es parte de un mundo interconectado y globalizado en el que se espera aumente la movilidad internacional. Debe estar preparada para utilizar mejor las oportunidades que le brinda la inmigración, especialmente en un contexto de envejecimiento de la población y disminución de la mano de obra.

Se trata de introducir mejoras logrando mayores sinergias con otras políticas, por ejemplo en el ámbito comercial, y estableciendo la circulación por breve espacio de tiempo de trabajadores muy cualificados que prestan servicios; iniciando diálogos estructurales con los Estados miembros, las empresas y los sindicatos sobre la demanda de inmigración laboral; potenciando el reconocimiento de las cualificaciones profesionales extranjeras; fomentando el compromiso con la integración efectiva de los inmigrantes en el mercado laboral y las sociedades receptoras, con carácter más general.

La UE debe estar dispuesta a hacer frente a sus obligaciones de asilo de manera que refleje la verdadera solidaridad y la responsabilidad compartida de todos los Estados miembros. Se necesita una aplicación coherente y eficaz de la nueva normativa común de asilo. El trabajo futuro debe garantizar en mayor medida que se preste ayuda en momentos de gran premura de tiempo. Un ejemplo de estas formas de solidaridad es el realojamiento de los beneficiarios de protección internacional. Otras ideas que deben ser exploradas son el desarrollo de la tramitación conjunta de las solicitudes de asilo y la puesta en común de centros de acogida en situaciones de emergencia.

Asimismo, la UE debe reforzar su compromiso con el realojamiento y plantearse la apertura de vías de recurso para los solicitantes de protección, empezando con un enfoque coordinado en materia de visados humanitarios.

La estrategia en materia de migración exterior y política de asilo y sus instrumentos deben aprovecharse mejor para hacer frente a la evolución futura en las fronteras del sur de la UE, con el fin de mantener relaciones más eficaces con los países vecinos y potenciar el atractivo de la UE. En un mundo cada vez más interdependiente, los Asuntos de Interior deben integrarse en la política exterior general de la UE, lo que permitiría una cooperación y un diálogo reforzados con los terceros países y aprovechar las sinergias con otras políticas de la UE.

Evitar y reducir la inmigración irregular es una parte esencial de toda política de inmigración bien gestionada y requiere un conjunto de iniciativas: tomar medidas contra los empresarios que contraten mano de obra ilegal, reforzar la posición de la UE frente al contrabando y la trata de seres humanos, y potenciar la cooperación con los países de origen y tránsito.

La nueva gobernanza de Schengen puede garantizar que la libre circulación de personas dentro de ese espacio seguirá siendo muy beneficiosa para los ciudadanos europeos y su economía. Facilitar las oportunidades de viaje para los viajeros legítimos a través de la modernización de la política de visados y aplicar la iniciativa «Fronteras Inteligentes» contribuirá a hacer del espacio Schengen un destino más atractivo para los viajeros de buena fe no pertenecientes a la UE, manteniendo al mismo tiempo un alto nivel de seguridad.

Con el fin de seguir construyendo una Europa protectora, es necesario abordar los nuevos y graves desafíos que en materia de seguridad plantean la ciberdelincuencia, la delincuencia organizada transfronteriza, la trata de seres humanos, el extremismo violento y el terrorismo.

La aplicación de la Estrategia de Seguridad Interior adoptada en 2010 permitió avances y sus cinco objetivos siguen siendo válidos1, aunque se han de revisar las medidas e iniciativas concretas. Por ejemplo, deberá reforzarse la cooperación práctica entre las autoridades responsables de la aplicación de la ley en los Estados miembros (a través de equipos conjuntos de investigación, sesiones de formación, ejercicios conjuntos, y un mejor uso de los sistemas de intercambio de información).

No obstante, aún puede hacerse mucho más para: luchar contra la corrupción (seguimiento del Informe Anticorrupción); hacer frente a la trata de seres humanos (debe elaborarse una Estrategia post-2016); luchar contra el tráfico ilegal de armas (revisando la legislación vigente de la UE en materia de ventas y transferencias intraeuropeas, así como potenciando la cooperación operativa); responder a las amenazas a la ciberseguridad (traduciendo en medidas concretas la estrategia de ciberseguridad de la UE, animando a todos los Estados miembros a que establezcan un centro consagrado a la ciberdelincuencia, y continuando el trabajo de la Alianza Global contra el abuso sexual de menores en línea); prevenir el terrorismo y luchar contra la radicalización y la captación de nuevos miembros (incluso mediante el refuerzo de la red de la UE para la sensibilización frente a la radicalización); mejorar la resistencia de Europa a las grandes crisis y catástrofes (mejorando la interoperabilidad de los equipos y los sistemas de comunicaciones); abordar el problema de la seguridad interna en el contexto de las políticas exteriores de la UE y vincularlo a los programas de asistencia y cooperación de la UE.

Contexto

El Programa de Estocolmo, que ha servido de marco a las políticas de Asuntos de Interior desde 2010, expirará en 2014. En vista de ello, en 2013, la Comisión inició un debate sobre los futuros desafíos y las prioridades a las que deben responder estas políticas en los próximos años.

La presente Comunicación surge de una serie de actos y del debate en torno al futuro de las políticas de Asuntos de Interior, en el que los interesados y la sociedad civil han podido intercambiar sus puntos de vista e ideas sobre cuestiones relacionadas con esta cartera.

Se han celebrado seminarios y audiencias con laboratorios de ideas y organizaciones de la sociedad civil. También se invitó a las partes interesadas y a los ciudadanos a compartir sus puntos de vista e ideas en el sitio web de la DG HOME, a través de una consulta pública. Los días 29 y 30 de enero de 2014, la Comisión organizó en Bruselas una conferencia de alto nivel para debatir sobre el futuro desarrollo de las políticas de Asuntos de Interior.

La Comunicación de la Comisión contribuirá a las orientaciones estratégicas que adoptará el Consejo Europeo en junio de 2014.

Enlaces útiles

MEMO/14/174

Comunicación 'An open and secure Europe: making it happen'

Asuntos de Interior de la UE en cifras: Estadísticas de referencia

Página web de Cecilia Malmström

Sigan a la comisaria Malmström en Twitter

Página web de la DG de Asuntos de interior

Sigan a la DG de Asuntos de Interior en Twitter y tuiteen con #euhome

Personas de contacto:

Michele Cercone (+32 2 298 09 63)

Tove Ernst (+32 2 298 67 64)

Para el público: Europe Direct por teléfono 00 800 6 7 8 9 10 11 o por e­mail

1 :

Los cinco objetivos estratégicos elegidos fueron: 1) la desarticulación de las redes de delincuencia internacional, 2) la prevención del terrorismo y la necesidad de hacer frente a la radicalización y la captación de miembros, 3) el aumento de los niveles de seguridad de los ciudadanos y las empresas en el ciberespacio, 4) el refuerzo de la seguridad a través de la gestión de las fronteras y 5) el aumento de la resistencia de Europa frente a las crisis y las catástrofes.


Side Bar

My account

Manage your searches and email notifications


Help us improve our website