Navigation path

Left navigation

Additional tools

Comisión Europea

Comunicados de prensa

Bruselas, 21 de octubre de 2013

Es hora de que la UE intensifique la lucha contra la violencia armada

Durante los últimos años, se ha producido en Europa una serie de ataques armados que nos han impresionado a todos, especialmente los ocurridos en Noruega, Bélgica, Finlandia, Francia o Italia, por citar solo algunos. Todos los países se ven afectados: en el conjunto de la UE se cometen cada año más de mil homicidios con armas de fuego y se registran como extraviadas o robadas medio millón de armas de fuego a las que se pierde el rastro.

Hoy la Comisión presenta sugerencias sobre cómo reducir en Europa la violencia armada. Para ello, señala medidas que pueden aplicarse a escala de la UE mediante legislación, actividades operativas, formación y financiación de la UE, que deben atajar las amenazas planteadas por el uso ilícito de armas de fuego.

Al mismo tiempo, la Comisión Europea publica los resultados de un estudio del estudio del Eurobarómetro que muestra que seis de cada diez europeos creen probable que el nivel de la delincuencia armada aumente en los próximos cinco años; asimismo, dicho estudio pone de manifiesto que, en general, el 55 % de los europeos quiere que una regulación más estricta sobre quién está autorizado a poseer, comprar o vender armas de fuego.

«Cada semana, se habla de nuevos actos de violencia cometidos con armas de fuego. Sin embargo, el debate sobre el uso y el tráfico ilícitos de armas en Europa es preocupantemente silencioso. Cuando más pendientes debíamos estar de lo que ocurre en casa, vemos que tiene más visibilidad el debate que se mantiene en Estados Unidos sobre la prevalencia de las las armas. En Europa tenemos mucho que hacer para asegurarnos de que no hay pistolas, fusiles y armas de asalto que acaban en manos de delincuentes», declaró Cecilia Malmström, Comisaria de Asuntos de Interior.

La Comisión presenta, por tanto, ideas para abordar las deficiencias que existen en la UE, a lo largo de todo el ciclo de vida de las armas, incluidas la producción, la venta, la tenencia, el comercio, el almacenamiento y la desactivación, al tiempo que respeta tradiciones de tenencia lícita bien asentadas como son el tiro deportivo o la caza.

La introducción de normas comunes más estrictas a escala de la Unión Europea sobre cómo desactivar armas de fuego podría garantizar que, una vez puestas fuera de uso, las armas permanecen inutilizables.

La Comisión estudiará un enfoque común sobre la manera de marcar las armas de fuego con números de serie en el momento de su fabricación y así facilitar el reastreo de las utilizadas por delincuentes.

Conviene estudiar la posibilidad de introducir una legislación de la Unión con normas mínimas comunes en materia de sanciones penales para garantizar la disuasión en todos los Estados miembros y que no haya vacíos legales que los traficantes puedan aprovechar. Dichas normas podrían establecer qué delitos relacionados con las armas de fuego deben estar sujetos a sanciones penales (fabricación ilícita, tráfico, manipulación de marcados, tenencia ilícita o intento de suministrar armas), así como especificar el nivel de las sanciones que deberían imponer los Estados miembros.

La reducción de la violencia armada también podría lograrse introduciendo medidas más restrictivas en la Directiva del mercado interior en materia de tenencia de armas en los Estados miembros, por ejemplo, reduciendo el acceso a modelos de armas de uso civil especialmente peligrosos. Asimismo, se considerarán los procedimientos de concesión de licencias de armas para buscar soluciones.

El control de la venta y la fabricación ilegal de armas de fuego debe aplicarse con toda prontitud. La Comisión también buscará más información sobre retos tecnológicos como la venta en línea de armas o de piezas fabricadas con impresoras tridimensionales, así como sobre las formas de reducir el riesgo de entrega ilegal de armas de fuego mediante los servicios de correo.

Además, la Comisión estudiará la forma de reducir la amenaza del desvío de armas desde países terceros mediante asistencia técnica que incluye el refuerzo de sus sistemas de control de las exportaciones de armas, el cierre de las rutas del tráfico y la mejora de la gestión de los arsenales de armas militares.

Estas sugerencias se discutirán ahora con el Parlamento Europeo, los Estados miembros y las partes interesadas para evaluar las distintas opciones, incluidas las medidas legislativas.

Estas prioridades se basan en los debates mantenidos con las autoridades policiales, con las víctimas de la violencia armada, las ONG y fabricantes, vendedores y usuarios autorizados, así como en los resultados de un estudio del Eurobarómetro y una consulta pública.

Enlaces útiles

Link to Communication

MEMO/13/916

Web de Cecilia Malmström's

La Comisaria Malmström en Twitter

Web de la DG Asuntos de Interior

DG Asuntos de Interior en Twitter

Personas de contacto:

Michele Cercone (+32 2 298 09 63)

Tove Ernst (+32 2 298 67 64)


Side Bar

My account

Manage your searches and email notifications


Help us improve our website