Navigation path

Left navigation

Additional tools

Trabajo no declarado: la Comisión pone en marcha una consulta con los sindicatos y los representantes de la patronal

European Commission - IP/13/650   04/07/2013

Other available languages: EN FR DE DA NL IT SV PT FI EL CS ET HU LT LV MT PL SK SL BG RO HR

Comisión Europea

Comunicado de prensa

Bruselas, 4 de julio de 2013

Trabajo no declarado: la Comisión pone en marcha una consulta con los sindicatos y los representantes de la patronal

La Comisión Europea ha puesto hoy en marcha una consulta con los representantes de los sindicatos y las organizaciones patronales sobre la posible adopción futura de medidas de la UE para prevenir y desalentar el trabajo no declarado mediante una mejora de la cooperación entre las autoridades de los Estados miembros encargadas de velar por el cumplimiento de la normativa en este ámbito, como los servicios de inspección del trabajo y las administraciones fiscal y de la seguridad social. Esta cooperación podría incluir la puesta en común de las mejores prácticas sobre medidas de prevención y disuasión, identificación de principios comunes para la inspección de los empleadores, fomento del intercambio de personal y de formaciones conjuntas y facilitación de acciones de control conjuntas.

László Andor, Comisario de Empleo, Asuntos Sociales e Inclusión, ha declarado: «El trabajo no declarado es una lacra que aumenta el riesgo de pobreza de los trabajadores y favorece las condiciones de trabajo potencialmente peligrosas. Afecta también a la seguridad de empleo, al acceso a las pensiones y a la atención sanitaria. Asimismo, priva a los gobiernos de ingresos de la fiscalidad y la seguridad social. Los gobiernos, los empleadores y los sindicatos deben cooperar a nivel de la UE para prevenir y desalentar el trabajo no declarado».

Esta consulta ayudará a la Comisión a alcanzar los objetivos de su política y a combatir el trabajo no declarado, tal como figura en el paquete sobre empleo de abril de 2012. El paquete destaca que la transformación del trabajo informal o no declarado en empleo regular podría contribuir a reducir el desempleo. A este respecto, subraya la necesidad de estrechar la cooperación entre los Estados miembros sobre esta cuestión y aboga por la creación de una plataforma a escala de la UE para los servicios de inspección del trabajo y otros organismos de control con el fin de combatir el trabajo no declarado.

El documento de consulta ofrece un resumen de los principales problemas que plantea el trabajo no declarado (incluido el falso trabajo por cuenta propia), analiza estudios recientes sobre este problema y expone los objetivos y el posible contenido de una futura iniciativa de la UE para atajarlo. La adopción de esta iniciativa está prevista para el segundo semestre de 2013.

Las organizaciones de trabajadores y de la patronal tienen de plazo hasta el 20 de septiembre de 2013 para presentar sus puntos de vista y sus observaciones.

Contexto

A nivel europeo se entiende por trabajo no declarado «cualquier actividad retribuida que sea legal en cuanto a su naturaleza pero que no sea declarada a las autoridades públicas, teniendo en cuenta las diferencias en los sistemas reguladores de los Estados miembros».

El trabajo no declarado es un fenómeno complejo, que es consecuencia de una serie de diferentes factores entre los que cabe señalar una fiscalidad del trabajo y otros costes laborales excesivos, procedimientos administrativos demasiado complejos y costosos, la escasa confianza en los gobiernos, la ausencia de mecanismos de control, la falta de puestos de trabajo regulares en el mercado laboral y elevados niveles de exclusión social y de pobreza. Combatir más eficazmente el trabajo no declarado ayudaría a los Estados miembros a alcanzar los objetivos de la Estrategia Europa 2020 de que el 75 % de la población de entre 20 y 64 años esté empleada y se reduzca en al menos veinte millones el número de personas en situación o riesgo de pobreza y exclusión social.

Unos niveles elevados de trabajo no declarado afectan a las políticas de la UE destinadas a mejorar la creación de empleo, la calidad del trabajo y la consolidación fiscal. El trabajo no declarado tiene graves consecuencias presupuestarias debido a la disminución de los ingresos de la fiscalidad y la seguridad social. Tiene, asimismo, un impacto negativo en el empleo, la productividad y los estándares de trabajo, el desarrollo de capacidades y el aprendizaje permanente. Por otra parte, es una endeble base para los derechos de pensión y el acceso a la asistencia sanitaria.

La prevención y la disuasión del trabajo no declarado es responsabilidad en primer lugar de los Estados miembros, pero debido a su complejidad y heterogeneidad no existen soluciones sencillas para combatirlo. No obstante, la actuación a nivel de la UE para promover la cooperación entre las autoridades nacionales y facilitar el intercambio de las mejores prácticas puede complementar sustancialmente el papel esencial que desempeñan dichas autoridades en la prevención, persecución y sanción del trabajo no declarado.

Para más información

Comunicado de prensa en el sitio web de la Dirección General de Empleo, Asuntos Sociales e Inclusión

Sitio web de László Andor

Siga a László Andor en Twitter

Suscríbase al Boletín gratuito de la Comisión Europea sobre empleo, asuntos sociales e inclusión distribuido por correo electrónico

Personas de contacto:

Jonathan Todd (+32 22994107)

Cécile Dubois (+32 22951883)


Side Bar

My account

Manage your searches and email notifications


Help us improve our website