Chemin de navigation

Left navigation

Additional tools

La Comisión presenta un plan de acción para el sector del acero

Commission Européenne - IP/13/527   11/06/2013

Autres langues disponibles: FR EN DE DA NL IT SV PT FI EL CS ET HU LT LV MT PL SK SL BG RO

Comisión Europea

Comunicado de prensa

Bruselas, 11 de junio de 2013

La Comisión presenta un plan de acción para el sector del acero

La Comisión Europea ha presentado hoy un plan de acción para la industria europea del acero que ayudará a este sector a hacer frente a los retos de hoy en día y a sentar las bases de la futura competitividad, fomentando la innovación, generando crecimiento y creando empleo. Por primera vez desde el Plan Davignon de 1977, la Comisión propone un plan de acción para el acero. La Comisión propone fomentar la demanda de acero producido en la UE tanto dentro como fuera de la UE, tomando medidas para garantizar que los aceristas de la UE tengan acceso a los mercados de terceros países siguiendo unas prácticas comerciales leales. Asimismo, la Comisión Europea se compromete a reducir los costes para la industria, en especial los que se derivan de la reglamentación de la UE. La innovación, la eficiencia energética y los procesos de producción sostenibles son vitales para la próxima generación de productos de acero, que a su vez son esenciales para otras industrias europeas clave. El plan de acción prevé también medidas específicas para apoyar el empleo en el sector y para sostener la reestructuración de modo que la mano de obra altamente cualificada permanezca en Europa (MEMO/13/523).

Antonio Tajani, Vicepresidente de la Comisión Europea y Comisario de Industria y Emprendimiento, ha declarado: «La industria del acero tiene un futuro prometedor en Europa. Si continúa siendo líder en productos innovadores, que es su punto fuerte tradicional, puede obtener una ventaja competitiva a escala mundial. Con el plan de hoy para la reanimación del sector del acero, estamos diciendo claramente a la industria que constituye un sector de importancia estratégica para Europa y un motor de crecimiento. La UE precisa más que nunca de su economía real para que sirva de base a la recuperación económica y nuestro objetivo es que la industria represente el 20 % del PIB de aquí a 2020. Estamos al comienzo de un proceso, y yo me comprometo a seguir muy de cerca la situación para poder adaptar nuestros esfuerzos según sea necesario. Dentro de un año veremos si las acciones propuestas están teniendo el efecto que buscamos».

Mas información

La industria del acero tiene ante sí retos importantes …

La industria europea del acero está sufriendo los efectos simultáneos de una menor demanda y una sobrecapacidad a escala mundial, al tiempo que tiene que hacer frente a unos precios de la energía elevados y a unas grandes necesidades de inversión para ajustarse a las exigencias de la economía verde fabricando productos innovadores de una manera sostenible.

… pero la demanda de acero aumentará

Actualmente, la demanda de acero en Europa está un 27 % por debajo del nivel anterior a la crisis. El empleo en el sector se redujo un 10 % entre 2007 y 2011. A pesar de ello, la UE sigue siendo el segundo mayor productor de acero del mundo, con una producción superior a los 177 millones de toneladas de acero anuales que representa el 11 % de la producción mundial y da empleo a más de trescientas sesenta mil personas.

Según la Organización de Cooperación y Desarrollo Económicos (OCDE), se espera que la demanda mundial de acero aumente a 2 300 millones de toneladas de aquí a 2025, principalmente en los sectores de la construcción, el transporte y la ingeniería mecánica, y sobre todo en las economías emergentes. Es esencial que la industria europea del acero esté preparada para sacar pleno provecho de este mercado competitivo.

La situación actual requiere una nueva estrategia política para el sector del acero. Por tanto, la Comisión:

  • Garantiza el establecimiento del marco reglamentario adecuado: entre las medidas propuestas están la evaluación, antes del fin de 2013, de la carga reguladora global que imponen a la industria del acero las diferentes políticas, y de su impacto sobre la competitividad.

  • Aborda las necesidades en materia de aptitudes y facilita la reestructuración: promoviendo medidas para el desarrollo de las aptitudes y medidas centradas en el empleo juvenil, a fin de impulsar la competitividad del sector, y estudiando la posibilidad de utilizar los fondos de la UE pertinentes para ayudar a los trabajadores a encontrar empleos alternativos en caso de cierre de centros de producción. El Fondo Social Europeo y el Fondo Europeo de Adaptación a la Globalización seguirán apoyando este esfuerzo. Todos los fondos de la UE seguirán el principio de la especialización regional inteligente, teniendo en cuenta la durabilidad de la inversión en cuanto a creación y mantenimiento de puestos de trabajo en una región concreta.

  • Impulsa la demanda de acero: entre otras cosas, emprendiendo acciones específicas para estimular la demanda en los sectores de la automoción y la construcción sostenible.

  • Mejora el acceso a mercados extranjeros y garantiza la igualdad de condiciones, a fin de dar apoyo a las exportaciones de acero de la UE, combatir las prácticas desleales y asegurar el acceso a materias primas esenciales. Se hará un seguimiento de los mercados de la chatarra con el fin de garantizar el abastecimiento para los fabricantes de acero de la UE que utilizan este material como materia prima.

  • Garantiza unos costes de la energía asequibles: la compleción del mercado interior de la energía, la diversificación del suministro y el aumento de la eficiencia energética ayudarán a reducir los costes. La Comisión desea ofrecer orientaciones sobre contratos de electricidad a largo plazo entre proveedores y clientes, a fin de aumentar la predictibilidad de esos costes. A corto plazo, la reducción de los costes de la energía para las industrias que son grandes consumidoras de energía dependerá de los Estados miembros. La Comisión se compromete a trabajar en pos de esta meta.

  • Desarrolla la política climática: el marco de la política climática de la UE de aquí a 2030 será clave para garantizar la competitividad de la industria, como lo serán las negociaciones sobre un acuerdo internacional vinculante en materia de cambio climático. La fabricación de determinados productos férreos forjados se añadirá a la lista de fuga de carbono y se invita a los Estados miembros a que reserven ingresos procedentes del régimen de comercio de derechos de emisión para proyectos de investigación y desarrollo (I+D) en industrias que consuman mucha energía.

  • Impulsa la innovación: fomento de las tecnologías respetuosas del medio ambiente desarrollando nuevos tipos de acero y estímulo a la I+D innovadora, en particular para las fases piloto y de demostración, que resultan muy caras. En el período 2014-2020, la investigación y la innovación se financiarán principalmente con el programa Horizonte 2020, que hace especial hincapié en el liderazgo industrial en innovación. El sector del acero se beneficia también de la Cooperación de Innovación Europea sobre las Materias Primas y de 280 millones de euros durante el mismo período de programación procedentes del Fondo de Investigación del Carbón y del Acero.

La Comisión propone crear formalmente un grupo de alto nivel que supervise la implementación del plan. La Comisión hará inventario de los avances realizados en un plazo de doce meses.

Antecedentes

Con una mano de obra de trescientas sesenta mil personas, un volumen de negocios aproximado de 170 000 millones de euros y una presencia en la cadena de valor de fabricación de muchos sectores de los que es proveedora, la industria del acero ocupa un puesto estratégico en la economía.

El acero está estrechamente relacionado con muchos sectores industriales a los que abastece, como la automoción, la construcción, la electrónica y la ingeniería mecánica y eléctrica. Su dimensión transfronteriza es muy significativa: dentro de la UE, quinientos centros de producción se reparten entre veintitrés Estados miembros, lo que históricamente ha hecho y sigue haciendo de este sector una auténtica industria europea. El acero estuvo en el nacimiento del proyecto europeo, con la Comunidad Europea del Carbón y del Acero.

Europa necesita de sus industrias básicas para ayudar a otras en el proceso de reindustrialización. Materiales como el acero, los productos químicos, el vidrio y el cemento son elementos fundamentales de la cadena de valor industrial para hacer una economía más verde. El acero es 100 % reciclable y constituye el material más básico en la cadena de valor de fabricación de un producto.

Personas de contacto:

Carlo Corazza (+32 22951752). Twitter: @ECspokesCorazza

Sara Tironi (+32 22990403)


Side Bar

Mon compte

Gérez vos recherches et notifications par email


Aidez-nous à améliorer ce site