Chemin de navigation

Left navigation

Additional tools

Comisión Europea

Comunicado de prensa

Bruselas, 22 de febrero de 2013

El tabaco en la UE: Según el informe de la Comisión, aunque se ha reducido, la exposición pasiva al humo sigue siendo muy elevada

Según un informe publicado hoy por la Comisión, en la UE la protección de los fumadores pasivos contra el humo del tabaco ha mejorado considerablemente. En 2012, un 28 % de los europeos estaban expuestos al humo de tabaco en bares, lo cual supone una disminución del 46 % con respecto a 2009. El informe se basa en las comunicaciones realizadas por los 27 Estados miembros a raíz de la Recomendación del Consejo sobre los entornos sin humo de 2009 (2009/C 296/02), en la que se pedía a los Gobiernos que adoptaran y aplicaran leyes para proteger plenamente a sus ciudadanos de la exposición al humo de tabaco en el entorno de trabajo, los lugares públicos cerrados y el transporte público. El informe disipa las inquietudes existentes en relación con el impacto negativo de la prohibición de fumar sobre los ingresos de bares y restaurantes, al demostrar que el impacto económico ha sido limitado y neutro, y que incluso acabará siendo positivo. No obstante, el informe también pone de manifiesto el retraso de algunos Estados miembros por lo que se refiere tanto a la adopción de una legislación integral en materia de protección de la salud pública como al control de su cumplimiento.

Tonio Borg, Comisario Europeo de Salud y Política de Consumidores, ha declarado: «El informe publicado hoy muestra que los Estados miembros han realizado constantes progresos por lo que se refiere a proteger a sus ciudadanos de la exposición pasiva al humo. Sin embargo, la exposición de los ciudadanos al consumo de tabaco aún difiere mucho en los distintos países de la UE y queda un largo camino por recorrer para que una “Europa sin humo” sea realidad. Insto a todos los Estados miembros a que intensifiquen sus esfuerzos para aplicar la legislación, felicito a los que han adoptado ambiciosas normativas en materia de entornos sin humo e insto a los demás a seguir su ejemplo».

La exposición pasiva al humo de tabaco es una fuente extendida de mortalidad, morbilidad y discapacidad en la UE. Según estimaciones moderadas1, en 2002 fallecieron en la UE más de 70 000 adultos debido a la exposición al humo de tabaco; muchas de estas personas no eran fumadoras o eran trabajadores expuestos pasivamente al humo en sus lugares de trabajo.

El Convenio Marco de la OMS para el Control del Tabaco insta a todos sus signatarios (176) a que garanticen una «protección contra la exposición al humo de tabaco en lugares de trabajo interiores, medios de transporte público, lugares públicos cerrados, y, según proceda, otros lugares públicos». En 2007 se adoptaron directrices para ayudar a las partes a cumplir sus obligaciones.

En este contexto, el Consejo adoptó en 2009 una Recomendación del Consejo sobre los entornos sin humo, en la que instaba a los Estados miembros a introducir medidas para proporcionar una protección eficaz contra la exposición pasiva al humo del tabaco, a más tardar en noviembre de 2012.

Otras conclusiones fundamentales del informe son:

  • Todos los Estados miembros notifican que han adoptado medidas para proteger a los ciudadanos contra la exposición al humo de tabaco.

  • Las medidas nacionales difieren considerablemente en su extensión y alcance. Aproximadamente la mitad de los Estados miembros han adoptado o reforzado su legislación antitabaco desde 2009. Muchos ya habían empezado antes.

  • En algunos Estados miembros, el control del cumplimiento parece ser un problema. Se considera extremadamente difícil controlar el cumplimiento de una legislación compleja (es decir, una legislación con exenciones).

  • De 2009 a 2012 hubo una reducción global de las tasas de exposición real de los ciudadanos de la UE (por ejemplo, entre los ciudadanos que frecuentaron establecimientos de bebidas, la tasa de exposición descendió de un 46 % a un 28 %). No obstante, hay diferencias muy significativas entre Estados miembros.

  • Bélgica, España y Polonia son ejemplos de países en los que la adopción de una legislación integral dio lugar a notables descensos en las tasas de exposición en un breve plazo de tiempo.

  • Los efectos positivos sobre la salud de la legislación antitabaco son inmediatos e incluyen una reducción de la incidencia de infartos de miocardio y mejoras en el sistema respiratorio.

  • El apoyo público a la legislación antitabaco es muy alto en Europa. Una encuesta de 2009 puso de manifiesto que la mayoría de los europeos la apoyan. Esta conclusión queda corroborada por las encuestas nacionales, que indican que el apoyo ha aumentado a raíz de la adopción de medidas eficaces.

Encontrará más información sobre la legislación antitabaco en la UE en la siguiente dirección:

http://ec.europa.eu/health/tobacco/smoke-free_environments/index_en.htm

Página web del Comisario Borg:

http://ec.europa.eu/commission_2010-2014/borg/index_en.htm

Síganos en Twitter: @EU_Health

Personas de contacto:

Frédéric Vincent (+32 22987166)

Aikaterini Apostola (+32 22987624)

1 :

Recomendación del Consejo, de 30 de noviembre de 2009, sobre los entornos sin humo (2009/C 296/02).


Side Bar

Mon compte

Gérez vos recherches et notifications par email


Aidez-nous à améliorer ce site