Navigation path

Left navigation

Additional tools

Comisión Europea

Comunicado de prensa

Bruselas, 6 de diciembre de 2013

La Comisión se congratula del avance de su propuesta para ayudar a las empresas a recuperar las deudas transfronterizas

Los ministros de Justicia han llegado hoy a un acuerdo sobre un enfoque general acerca de la propuesta de la Comisión Europea de una orden de retención europea (IP/11/923) para facilitar el cobro de deudas transfronterizas tanto a los ciudadanos como a las empresas. http://europa.eu/rapid/press-release_IP-11-923_en.htmLa propuesta facilita el cobro de deudas transfronterizas y da más seguridad a los acreedores sobre la recuperación de su deuda, aumentando así la confianza en el comercio dentro del mercado único de la UE. Es parte de la agenda «justicia para el crecimiento» de la Comisión, que pretende aprovechar el potencial del espacio común de justicia de la UE para impulsar el comercio y el crecimiento.

«El avance que se ha producido hoy en las negociaciones sobre la orden de retención de cuentas es un salto cualitativo para las pequeñas empresas europeas, que son la piedra angular de nuestras economías. En estos tiempos de dificultades económicas, las empresas necesitan soluciones rápidas para recuperar las deudas pendientes. Necesitan una solución eficaz a escala europea que asegure el bloqueo de los fondos hasta que un tribunal haya dictado resolución sobre su restitución», ha declarado la vicepresidenta Viviane Reding, comisaria de Justicia de la UE. «Cuento con el Parlamento Europeo y con el Consejo para que continúen su buena labor, de modo que esta propuesta se incorpore rápidamente al corpus legislativo europeo».

Las empresas europeas pierden alrededor del 2,6 % de su volumen de negocios anual por deudas incobrables. La mayoría de estas empresas son PYME. Al año, se cancelan innecesariamente hasta 600 millones de euros de deudas porque a las empresas les resulta demasiado difícil iniciar procedimientos judiciales onerosos y complejos en otros países. La orden europea de retención de cuentas que propone la Comisión ofrece soluciones a estos problemas.

El compromiso al que se llegó en el Consejo de Justicia confirma los puntos principales de la propuesta de la Comisión. Y, lo que es más importante, en el texto del Consejo se han mantenido elementos clave de la propuesta, tales como garantizar un «efecto sorpresa» con la expedición de órdenes sin conocimiento del deudor y una amplia definición de los casos transfronterizos. El texto del Consejo difiere de la propuesta original en los siguientes aspectos:

  • Alcance: Contrariamente a la propuesta de la Comisión, en el texto del Consejo las normas no se aplican a los instrumentos financieros (como acciones o bonos), los testamentos y las sucesiones y los regímenes de bienes matrimoniales. Esto significa que los acreedores no podrán utilizar una orden europea de retención de cuentas para bloquear instrumentos financieros en las cuentas bancarias, ni en caso de litigios relacionados con testamentos y sucesiones.

  • Disponibilidad y condiciones: De acuerdo con el texto del Consejo, las nuevas normas se aplicarán únicamente a los acreedores domiciliados en un Estado miembro que esté vinculado por las normas. Además, en principio, el acreedor será responsable del uso injustificado de la orden de retención de cuentas.

  • Acceso a la información de la cuenta: El acreedor solo podrá utilizar el mecanismo creado en virtud de las nuevas normas cuando exista una sentencia ejecutoria contra el deudor.

Próximos pasos: Para convertirse en ley, la propuesta de la Comisión deberá ser adoptada conjuntamente por el Parlamento Europeo y por los Estados miembros de la UE en el Consejo (que deberá votar por mayoría cualificada). La Comisión de Asuntos Jurídicos del Parlamento Europeo votó a favor de la propuesta de la Comisión el 30 de mayo de este año (MEMO/13/481).http://europa.eu/rapid/press-release_MEMO-13-481_en.htm El avance de hoy en el Consejo supone que las dos cámaras pueden ahora entablar un debate tripartito con la Comisión con vistas a alcanzar un acuerdo final.

Antecedentes

Las PYME representan el 99 % de las empresas de la UE. Aproximadamente un millón de pequeñas empresas tienen problemas con las deudas transfronterizas, y cada año se cancelan innecesariamente deudas por un valor de hasta 600 millones de euros puesto que las empresas se arredran ante la perspectiva de entablar pleitos onerosos y embrollados en otros países de la UE. Los ciudadanos también sufren cuando los bienes adquiridos en línea no se entregan o un progenitor ausente no paga la pensión desde el extranjero.

La propuesta de Reglamento de la Comisión crearía una orden europea de retención de cuentas que permitiría a los acreedores bloquear el importe debido en la cuenta bancaria del deudor. Semejante orden puede tener una importancia crucial en los procedimientos de recuperación de deudas al impedir a los deudores retirar o liquidar sus activos durante el tiempo que se tarda en obtener y ejecutar una sentencia en cuanto al fondo. Tal instrumento puede aumentar las perspectivas de cobrar las deudas transfronterizas.

La nueva orden europea permitirá a los acreedores bloquear los fondos en cuentas bancarias en idénticas condiciones en todos los Estados miembros de la UE. Un dato importante es que no se introducirán cambios en los sistemas nacionales de retención de fondos; la Comisión se limita a añadir un procedimiento europeo al que los acreedores pueden recurrir para cobrar sus deudas en otros Estados miembros de la UE.

La orden europea de retención de cuentas estará disponible para el acreedor como alternativa a los instrumentos existentes en virtud de la legislación nacional. Tendrá una naturaleza cautelar, es decir, se limitará a bloquear la cuenta del deudor, pero no permitirá el pago efectivo de dinero al acreedor. El instrumento solo se aplicará a casos transfronterizos. La orden europea de retención de cuentas se expedirá en procedimientos ex parte. Esto significa que se expide sin que el deudor tenga conocimiento de ello, lo que permite un «efecto sorpresa». El instrumento establece normas comunes relativas a la competencia, condiciones y procedimiento para emitir una orden; una orden de revelar información relativa a las cuentas bancarias; cómo debe ser ejecutada la orden de retención de cuentas por las autoridades y los órganos jurisdiccionales nacionales; y los recursos para el deudor y otros elementos de protección del demandado.

Para más información

Comisión Europea — Página de noticias de la DG de Justicia: http://ec.europa.eu/justice/newsroom

Comisión Europea — Justicia civil: http://ec.europa.eu/justice/civil

Página web de la vicepresidenta Viviane Reding, comisaria de Justicia de la UE: http://ec.europa.eu/reding

Seguir a la vicepresidenta en Twitter: @VivianeRedingEU

Seguir EU Justice en Twitter: @EU_Justice

Personas de contacto:

Mina Andreeva (+32 2 299 13 82)

Natasha Bertaud (+32 2 296 74 56)


Side Bar

My account

Manage your searches and email notifications


Help us improve our website