Navigation path

Left navigation

Additional tools

La Comisión Europea quiere una respuesta más contundente de la Unión en la lucha contra las nuevas y peligrosas drogas sintéticas

European Commission - IP/11/1236   25/10/2011

Other available languages: EN FR DE DA NL IT SV PT FI EL CS ET HU LT LV MT PL SK SL BG RO

Comisión Europea – Comunicado de Prensa

La Comisión Europea quiere una respuesta más contundente de la Unión en la lucha contra las nuevas y peligrosas drogas sintéticas

Estrasburgo, 25 de octubre de 2011 – La Comisión Europea ha dado hoy un nuevo impulso a la política de lucha contra la droga anunciando una revisión de la normativa europea contra las drogas ilegales, especialmente las nuevas sustancias pisocotrópicas, que imitan los efectos de sustancias peligrosas como el éxtasis o la cocaína y representan un problema creciente. En 2010, la UE ha consignado la cantidad récord de 41 de tales sustancias, que el año anterior habían sido 24. Estas sustancias se consiguen cada vez más fácilmente por Internet y se han extendido rápidamente por muchos Estados miembros, que tienen dificultades para impedir su venta. Otras muchas nuevas sustancias empiezan a comercializarse. Durante los dos últimos años, surgía una nueva sustancia por semana. Los Estados miembros no pueden por sí solos detener la difusión de las drogas: políticas represivas nacionales pueden simplemente obligar a los delincuentes a trasladar la producción de drogas a los países vecinos o a modificar las rutas de tráfico. Con la instauración del Tratado de Lisboa, la UE cuenta ahora con nuevas herramientas para combatir el azote de la droga. A lo largo de los próximos meses, la Comisión va a desarrollar normas más claras y contundentes para atajar las nuevas y peligrosas sustancias y el tráfico tanto de las drogas ilegales como de los productos químicos con los que se elaboran.

«Las nuevas drogas sintéticas se están extendiendo cada vez más por Europa a un ritmo sin precedentes. Además, el tráfico de drogas se ha convertido en uno de los principales delitos transfronterizos de la Unión Europea»- ha declarado Viviane Reding, Comisaria de Justicia de la UE. «La respuesta europea ante las drogas debe ser contundente y decidida. Por eso es menester una actuación concertada de la UE para cortar el suministro de drogas y reducir la demanda, recurriendo incluso a sanciones penales disuasivas. Necesitamos una normativa eficaz sin cortapisas para que los jóvenes en particular no caigan en la trampa de consumir drogas peligrosas, que son una amenaza grave para su salud y su bienestar».

Según un sondeo reciente de Eurobarómetro, nuevas drogas sintéticas, potencialmente tan peligrosas como las sustancias prohibidas, se están popularizando, como demuestra el hecho de que el 5 % de los jóvenes europeos declare haberlas consumido. Las cifras más altas se dan en Irlanda (16 %), seguida por Polonia (9 %), Letonia (9 %), Reino Unido (8 %) y Luxemburgo (7 %). El estudio revela que, en los 27 Estados miembros, una amplia mayoría de jóvenes de entre 15 y 24 años es favorable a la prohibición de dichas sustancias.

Para abordar esta amenaza creciente, la Comisión ha presentado un nuevo enfoque con el que se quiere obtener una respuesta europea más contundente y que incluye:

  • un endurecimiento de la legislación de la UE sobre nuevas sustancias psicotrópicas que permita reacciones más rápidas de la UE, incluidas la posibilidad de prohibiciones temporales y medidas contra su venta en Internet;

  • leyes nuevas de la UE para atajar con medidas penales el tráfico transfronterizo de drogas: la Comisión va a reelaborar la definición de delitos y sanciones y a introducir obligaciones de notificación más estrictas para los Estados miembros;

  • leyes nuevas para reforzar el control de los productos químicos utilizados en la producción de drogas;

  • normas más eficaces para privar a los traficantes de drogas de sus ganancias económicas: en las próximas semanas, la Comisión propondrá normas de embargo y recuperación de bienes implicados en delitos graves como el tráfico de drogas;

  • una mayor cooperación internacional, especialmente con los países de tránsito y los países productores externos a la UE así como con aquellos que se consideran puntos principales de entrada de la droga en Europa.

Contexto informativo

Los instrumentos jurídicos de la UE en la política contra la droga, especialmente en el tráfico de drogas y el control de sustancias utilizadas en la elaboración de estas, se remontan a los años 2004 y 2005 (Decisiones 2004/757/JAI y 2005/387/JAI). Dichas normas precisan ahora reactualizarse vistos los cambios recientes en los métodos de comercialización de las drogas y la aparición de nuevas sustancias.

Tras la instauración del Tratado de Lisboa, la respuesta europea ante las drogas puede ser más contundente y decidida. El Tratado define el tráfico de drogas dentro de los «ámbitos delictivos que sean de especial gravedad y tengan una dimensión transfronteriza» y permitan adoptar directivas que establezcan normas mínimas relativas para definir las infracciones penales y las sanciones (artículo 83, apartado 1, del Tratado de Funcionamiento de la Unión Europea). La nueva legislación, en la que participará el Parlamento Europeo y que aplicarán los Estados miembros, está sujeta a la supervisión de la Comisión y, en última instancia, del Tribunal de Justicia de la Unión Europea.

El problema del tráfico y consumo de las drogas ilegales requiere un enfoque integrado y coherente que aúne las políticas públicas sanitarias, sociales y educativas y la cooperación entre las autoridades de orden público y las instancias internacionales.

Al menos 75, 5 millones de europeos reconocen haber consumido cánnabis por lo menos una vez en su vida, y 14 y 12 millones, respectivamente, han probado la cocaína y las anfetaminas. Un reciente sondeo de Eurobarómetro sobre actitudes de los jóvenes hacia las drogas confirma que uno de tres jóvenes (32 %) confiesa haber consumido cánnabis al menos una vez en su vida; entre las mujeres jóvenes, la proporción es de una por cada cinco (20 %). El 57 % de los entrevistados cree que puede conseguir cánnabis fácilmente en menos de 24 horas, y lo mismo dice un 22 % del éxtasis o la cocaína.

En Europa se han probado diversas medidas para disminuir la demanda de drogas y las secuelas del consumo. Pero sigue habiendo diferencias importantes entre Estados miembros. La Comisión responderá a la necesidad de ampliar y potenciar los servicios relacionados con las drogas desarrollando nuevas herramientas que mejoren las normas de calidad de los tratamientos de prevención, curación y reducción del daño de la droga.

Un diálogo continuo con terceros países es fundamental para obtener resultados concretos y reducir el consumo de drogas ilegales y combatir el tráfico de drogas. La UE quiere consolidar sus actividades de ayuda y cooperación externas con regiones clave del mundo (como Latinoamérica, países del Caribe y de África, Estados Unidos y Federación Rusa).

Más información

Comisión Europea – Política de lucha contra la droga:

http://ec.europa.eu/justice/anti-drugs/index_es.htm

Página de Internet de la Vicepresidenta Viviane Reding, Comisaria de Justicia de la UE:

http://ec.europa.eu/reding

ANEXO

Una actuación más contundente de la UE para abordar el problema de la droga en Europa

En los próximos dos años, la Comisión presentará:

  • un paquete legislativo sobre la droga y propondrá la revisión de la Decisión marco sobre el tráfico de drogas y la Decisión del Consejo sobre nuevas sustancias psicoactivas;

  • propuestas legislativas sobre precursores de drogas;

  • propuestas legislativas para combatir la delincuencia organizada, incluido el tráfico de drogas, mediante el embargo y la recuperación de activos y nuevas medidas contra el blanqueo de dinero;

  • indicadores para controlar el suministro de drogas, los delitos relacionados con la droga y el suministro de drogas para ayudar a mejorar la eficacia de las intervenciones de reducción del suministro;

  • normas de calidad mínimas para mejorar la prevención del consumo, el tratamiento y los servicios de reducción de los daños de la droga.

 

Personas de contacto:

Matthew Newman (+32 2 296 24 06)

Mina Andreeva (+32 2 299 13 82)


Side Bar

My account

Manage your searches and email notifications


Help us improve our website