Chemin de navigation

Left navigation

Additional tools

IP/10/62

Brusel as, 28 de enero de 2010

El nuevo regulador de las telecomunicaciones de la UE inicia su andadura

Hoy comienza una nueva era para las telecomunicaciones en la UE. Los reguladores de las telecomunicaciones de sus 27 Estados miembros se reunirán por vez primera en Bruselas en calidad de miembros del nuevo Organismo de Reguladores Europeos de las Comunicaciones Electrónicas (ORECE). La creación del nuevo regulador europeo de las telecomunicaciones, ORECE, es consecuencia de la adopción por el Consejo y el Parlamento de la nueva normativa sobre telecomunicaciones en diciembre de 2009. En una situación en la que doce empresas de telecomunicaciones fijas y diez móviles prestan sus servicios en muchos otros Estados miembros de la UE y centenares de prestadores de servicios operan a través de las fronteras, el ORECE desempeñará un papel esencial en el fortalecimiento del mercado único de las telecomunicaciones y en la coherencia de la reglamentación en toda Europa. Asistido por una oficina integrada por personal especializado, el nuevo organismo regulador contribuirá, en particular, a garantizar la competencia leal en el mercado único de las telecomunicaciones. En 2008, los ingresos de este sector en Europa ascendieron a 351 000 millones de euros.

«El establecimiento del regulador de las telecomunicaciones de la UE constituye un hito importante para las telecomunicaciones en Europa» , ha manifestado Viviane Reding, Comisaria de la UE responsable de las Telecomunicaciones, que propuso la creación de este organismo en 2007. «Ciertamente, tanto el Parlamento como el Consejo y la Comisión coincidían en que el mercado único de las telecomunicaciones en Europa necesita del ORECE. El nuevo organismo ayudará a los reguladores nacionales de las telecomunicaciones y a la Comisión Europea a velar por la coherencia de la normativa y de las condiciones de competencia en toda la UE. Esto impulsará los servicios europeos de telecomunicaciones, que están evolucionando rápidamente en áreas como la Internet móvil y pueden erigirse en un motor importante de la recuperación económica de Europa.».

«La primera reunión del ORECE constituirá un paso en la buena dirección hacia el logro de una mayor competitividad en el mercado europeo de las telecomunicaciones. Confío en que podamos registrar avances reales en el desarrollo del mercado único europeo de las telecomunicaciones y, en particular, en que ello tenga una repercusión positiva para los 500 millones de ciudadanos europeos» , ha añadido Neelie Kroes, Comisaria de Competencia de la UE .

El nuevo organismo emitirá importantes dictámenes sobre el funcionamiento del mercado de las telecomunicaciones de la UE. Asimismo, el ORECE asesorará, apoyará y complementará los trabajos independientes de los reguladores nacionales de las telecomunicaciones, especialmente en lo que se refiere a las decisiones reguladoras que afecten a aspectos transfronterizos.

El ORECE está integrado por los responsables de los 27 reguladores nacionales de las telecomunicaciones, asistidos por una oficina que prestará el apoyo profesional y administrativo necesario para su trabajo. La mayor parte de las decisiones se adoptarán por mayoría de dos tercios, y por mayoría simple cuando se trate de dictámenes en el contexto del análisis efectuado por la Comisión Europea de las medidas que le notifiquen los reguladores nacionales.

El ORECE sustituye al «Grupo de Entidades Reguladoras Europeas», agrupación poco estructurada de los reguladores nacionales que solo podía funcionar por consenso y no estaba integrada en el proceso regulador de la UE.

Próximos pasos:

Todavía está por decidir cuál será la sede definitiva de la oficina del ORECE, extremo que exigirá un acuerdo entre los gobiernos de los 27 Estados miembros. Hasta ese momento, tendrá su sede provisional en Bruselas.

Antecedentes:

D e resultas de la reforma de las telecomunicaciones de la UE ( MEMO/09/568 ), 500 millones de ciudadanos pueden beneficiarse ahora de mayores posibilidades de elección gracias a una competencia reforzada en los mercados europeos de las telecomunicaciones, con mejor cobertura a través de conexiones rápidas de banda ancha a Internet, así como de una protección más rigurosa de su derecho a la intimidad en las telecomunicaciones. Aun cuando el nuevo regulador de las telecomunicaciones, ORECE, asuma hoy sus funciones, la plena incorporación de la reforma de las telecomunicaciones a las legislaciones nacionales de los 27 Estados miembros de la UE tiene de plazo hasta junio de 2011.


Side Bar

Mon compte

Gérez vos recherches et notifications par email


Aidez-nous à améliorer ce site