Navigation path

Left navigation

Additional tools

Other available languages: EN FR DE IT

IP/09/ 1859

Bruselas, 2 de diciembre de 2009

La Comisión propone quince meses más para las medidas antidumping sobre calzado de cuero

La Comisión ha propuesto al Consejo una extensión de quince meses de las medidas antidumping relativas a determinado calzado de cuero de China y Vietnam. En 2006 se impusieron los derechos originales, del 16,5 % para el calzado chino y del 10 %, para el vietnamita. A petición de los industriales del sector, la Comisión ha investigado si las medidas debían continuar tras su fecha de vencimiento normal, y ha llegado a la conclusión de que está justificado mantenerlas.

La conclusión de la investigación fue que, a pesar de los derechos, en el mercado europeo sigue habiendo dumping con calzado de cuero de China y Vietnam. Si bien las medidas mitigaron los efectos del dumping, estas prácticas contrarias a la competencia seguían causando un perjuicio significativo a los fabricantes de la UE, que estaban haciendo grandes esfuerzos para ajustar sus modelos empresariales.

Así, la supresión de medidas traería consigo más dumping y más perjuicio, y podría detener el proceso de ajuste de una industria que emplea a más de 260 000 trabajadores en la UE. Por otra parte, en la investigación no se observó ningún efecto nocivo importante para los consumidores o los distribuidores. Los precios al consumo permanecen prácticamente estables, y los distribuidores obtienen beneficios que, si bien son más moderados, siguen siendo saneados y superan el 20 %. La estabilidad de los precios refleja el nivel relativamente bajo de los derechos (entre el 9,7 % y el 16,5 % de los precios de importación), que son por término medio de menos de 1,5 euros por par, para zapatos que se venden al consumidor a 50 euros, tras importarse a precios que rondan los 9 euros por par.

Atendiendo a estos datos, las normas antidumping de la UE aconsejan una extensión de las medidas.

No obstante, la Comisión ha recomendado una extensión de quince meses —en vez de cinco años, el máximo permitido por la normativa— pues la investigación ha mostrado que el proceso de ajuste de la industria va por buen camino. Por tanto quince meses parece un periodo razonable para facilitar el ajuste del sector y al mismo minimizar cualquier impacto en otras partes interesadas.

Esta decisión, que se publicará a más tardar 2 de enero de 2010, está ahora pendiente de lo que decidan los Estados miembros.

Para tomarla, la Comisión sopesó cuidadosamente los resultados preliminares de su investigación, los comentarios de todas las partes interesadas y el asesoramiento técnico proporcionado por los expertos de los Estados miembros.

La investigación oficial comenzó en octubre de 2008 y analizó todos los aspectos de este mercado.


Side Bar

My account

Manage your searches and email notifications


Help us improve our website