Navigation path

Left navigation

Additional tools

Other available languages: EN FR DE IT PT EL MT

IP/09/1294

Bruselas, 9 de septiembre de 2009

La Comisión recomienda que la UE preste un apoyo provisional a la propuesta de Mónaco de incluir el atún rojo atlántico en el Convenio CITES

La Comisión Europea comparte muchas de las preocupaciones expresadas por Mónaco a propósito del estado de las poblaciones de atún rojo atlántico y ha acordado que la UE copatrocine con carácter provisional la propuesta de Mónaco que demanda la inclusión de esa especie en el apéndice 1 del Convenio CITES (Convenio sobre el Comercio Internacional de Especies Amenazadas). Esta propuesta será consultada a los Estados miembros el próximo 21 de septiembre y , si le es favorable la votación que tendrá lugar en la reunión del CITES en marzo de 2010, se prohibirá el comercio internacional del atún rojo atlántico. No obstante, la propuesta de copatrocinar la iniciativa de Mónaco es provisional dado que ésta sólo se apoya en dictámenes científicos de 2008. La posición de la UE se revisará antes de que se celebre la reunión de marzo de 2010 teniendo en cuenta los datos científicos más recientes y las decisiones que se adopten en noviembre del presente año en la reunión anual de la Comisión Internacional para la Conservación del Atún Atlántico (CICAA).

Según ha declarado Stavros Dimas, Comisario de Medio Ambiente, «esta decisión representa un importante paso para la protección del atún rojo atlántico. Nuestra acción debe basarse en la mejor información científica de la que dispongamos, y los científicos afirman hoy que se precisa una acción urgente para salvaguardar el futuro de una de las criaturas más emblemáticas del océano».

En palabras del Comisario de Pesca, Joe Borg, «nuestras recomendaciones reflejan la profunda preocupación que siente la Comisión por el estado del atún rojo. Será muy importante ver lo que digan los próximos dictámenes científicos. Insto a las 48 Partes Contratantes de la Comisión Internacional para la Conservación del Atún Atlántico (CICAA) a que revisen el plan de recuperación plurianual del atún rojo basándose en las últimas recomendaciones científicas. Si la CICAA desempeña sus funciones con eficacia y si sabemos garantizar el pleno cumplimiento de sus reglas, se podrá evitar el establecimiento de una prohibición comercial total».

Al elaborar la propuesta con la posición final de la CE, la Comisión facilitará un análisis del impacto socioeconómico de las diferentes opciones que puedan considerarse.

Atún rojo atlántico

El atún rojo atlántico es una especie altamente migratoria que habita en todo el Océano Atlántico Norte y en sus mares adyacentes, particularmente el Mediterráneo. La pesca de la especie se centra de forma especial en las zonas de desove (el Mar Mediterráneo en el caso de la población oriental y el Golfo de México en el de la occidental), y son países mediterráneos los que capturan la mayor parte de estos túnidos. Las actividades pesqueras se incrementaron sustancialmente a mediados de la década de los 90 y alcanzaron su nivel más alto en 1996, con un volumen de capturas declaradas de 50 000 toneladas. El grueso de las actividades lo desempeñan actualmente grandes cerqueros, que transfieren sus capturas vivas a piscifactorías donde se alimentan los atunes durante varios meses antes de ser sacrificados y exportados al mercado japonés. Estas exportaciones representan aproximadamente el 80 % de la cantidad de atún rojo atlántico capturada en el Mediterráneo (alrededor de 30 000 toneladas en 2007). Dado el alto volumen que se estima alcanza la pesca ilegal, no declarada y no reglamentada (INDNR) de atún rojo atlántico, es probable que el volumen de las capturas reales sea superior al de las capturas declaradas. Como resultado combinado de las capturas legales e ilegales de las últimas décadas, la especie ha registrado un fuerte descenso y su estado de conservación es hoy muy precario.

CITES

El Convenio CITES (Convenio sobre el Comercio Internacional de Especies Amenazadas de Fauna y Flora Silvestres) es un acuerdo internacional intergubernamental. Su objetivo es impedir que el comercio internacional de especímenes de animales y vegetales silvestres pueda poner en peligro su supervivencia. El Convenio garantiza diferentes niveles de protección a más de 30 000 especies animales y vegetales seleccionadas. Para ello, obliga a someter a algunos controles el comercio internacional de especímenes de esas especies y exige autorizar por medio de un sistema de licencias la importación, exportación, reexportación e introducción desde el mar de las especies por él cubiertas. Cada una de esas especies se recoge en alguno de los tres apéndices del Convenio en función del grado de protección que precise.

CICAA

Desde 1969, la gestión del atún rojo atlántico corre a cargo de la Comisión Internacional para la Conservación del Atún Atlántico (CICAA). La organización cuenta con 48 Partes Contratantes, entre las que se incluye la UE. Ésta viene insistiendo desde hace años en la necesidad de mejorar el régimen de gestión y conservación que aplica la CICAA. En la reunión anual de la organización celebrada en noviembre de 2008, se adoptó una revisión del plan de recuperación plurianual por la que, entre otras medidas, se disminuyeron los totales admisibles de capturas (TAC), se acortó la duración de la campaña de pesca, se establecieron nuevos mecanismos de control y ejecución y se lanzó un programa para la reducción de la capacidad. La próxima reunión de la CICAA tendrá lugar en Recife (Brasil) del 6 al 15 de noviembre de 2009.

Para más información sobre el Convenio CITES, consúltese: http://www.cites.org/


Side Bar

My account

Manage your searches and email notifications


Help us improve our website