Navigation path

Left navigation

Additional tools

IP/08/733

Bruselas, 13 de mayo de 2008

[Graphic in PDF & Word format]

La Comisión da un papel ecológico a las tecnologías de la información y la comunicación

En su lucha contra el cambio climático, la Comisión Europea ha anunciado hoy su intención de promover el uso de las tecnologías de la información y la comunicación (TIC) para aumentar la eficiencia energética en todos los sectores de la economía, empezando por los edificios, el alumbrado y la red eléctrica. Las TIC pueden favorecer un comportamiento más ecológico en todos los sectores y, si se generaliza su despliegue, contribuirán a reducir considerablemente la huella de carbono de Europa. La Comisión va a animar al sector de las TIC a mostrar el camino reduciendo sus propias emisiones de CO2 y definiendo soluciones que redunden en beneficio de toda la economía. Por ejemplo, los servidores informáticos más avanzados consumen la misma cantidad de energía que una bombilla eléctrica corriente, y si se generaliza su utilización, podrían permitir ahorrar hasta un 70 % de energía.

«Si queremos cumplir los objetivos que se ha fijado Europa en materia de eficiencia energética para 2020, necesitamos una economía de fuerte crecimiento y bajas emisiones de carbono. La investigación y la rápida adopción de soluciones innovadoras y de bajo consumo en el ámbito de las TIC van a ser fundamentales para reducir las emisiones en todos los sectores económicos» ha dicho Viviane Reding, Comisaria de Sociedad de la Información y Medios de Comunicación. «Se trata de una situación ventajosa para todos en la que las TIC promoverán la competitividad de la industria de la UE e impulsarán, al mismo tiempo, la lucha contra el cambio climático».

Si no se toman medidas, se prevé que el consumo de energía de la UE va a subir hasta un 25 % de aquí a 2012, lo cual hará aumentar sus emisiones a pesar de los objetivos que se ha fijado en materia de energías renovables. No obstante, si se aplicaran para usos sostenibles, las TIC podrían mejorar la eficiencia energética en todos los sectores de la economía, sin dejar por ello de contribuir en un 40 % al incremento de la productividad en la UE. El hecho de promover un mercado puntero para esas tecnologías de gran eficiencia energética puede ser también una fuente potencial de competitividad, crecimiento y empleo. Tales son las conclusiones de la Comunicación que ha adoptado hoy la Comisión.

La Comisión va a animar al sector de las TIC, responsable en la actualidad del 2 % de las emisiones globales de CO2, a que dé ejemplo para alcanzar la «neutralidad en carbono» mediante la intensificación de la investigación, el desarrollo y la utilización de componentes y sistemas, todo ello complementado con acuerdos voluntarios, por ejemplo en materia de contratación ecológica. Los auténticos beneficios de unas TIC ecológicas vendrán del desarrollo de soluciones de eficiencia energética que repercutan sobre el 98 % restante de las emisiones globales.

Para demostrar que una tecnología «verde» permite reducir las emisiones de carbono y acelerar el crecimiento en todos los sectores de la economía, la Comisión va a centrarse en tres de ellos, grandes consumidores de energía:

  • El sector de la generación y distribución de energía utiliza una tercera parte de toda la energía primaria. La eficiencia energética de la generación de energía podría aumentar en un 40 %, y la de su transporte y distribución, en un 10 %. Las TIC podrían no sólo potenciar la eficiencia en la gestión de las redes eléctricas sino, además, facilitar la integración de las fuentes de energía renovable. Dinamarca genera la mitad de su electricidad a través de redes descentralizadas, y la energía eólica representa el 20 % de toda su electricidad. Como consecuencia de ello, entre 1990 y 2005 sus emisiones de C02 se redujeron de 937 a 517 g/kWh.
  • El sector de la calefacción, refrigeración e iluminación de edificios representa más del 40 % del consumo de energía en Europa. Gracias a las TIC es posible realizar un control de datos permanente para optimizar el rendimiento de la iluminación, la ventilación y los aparatos, y ofrecer a los consumidores información actualizada en tiempo real sobre su consumo de energía para propiciar cambios de comportamiento. En Finlandia, estos contadores inteligentes han llevado a los consumidores a aumentar en un 7 % la eficiencia energética.
  • El 20 % de la electricidad generada en el mundo se utiliza para el alumbrado. La generalización de las bombillas energéticamente eficientes podría reducir a la mitad el consumo de energía para la iluminación de aquí a 2025. Las bombillas inteligentes, que se adaptan de forma automática a la luz natural y a la presencia de personas, van a tener un efecto aún más importante.

La Comisión ha puesto en marcha, además, un proceso de consulta y asociación con el abanico más amplio posible de interesados. En ese proceso, las ciudades se consideran prioritarias, ya que consumen más del 75 % de la energía y producen el 80 % de las emisiones de CO2 a escala mundial. Las zonas urbanas pueden ser el terreno ideal para poner a prueba, validar y poner en práctica nuevas soluciones basadas en las TIC.

Contexto
El 10 de enero de 2007, la Comisión adoptó un paquete de medidas sobre energía y cambio climático, aprobado por el Parlamento Europeo y los dirigentes de la UE en el Consejo Europeo de marzo de 2007. Su objetivo es reducir, de aquí a 2020, un 20 % las emisiones de gases de efecto invernadero en comparación con los niveles de 1990 y utilizar las energías renovables para generar el 20% de la electricidad (IP/07/29). El 23 de enero de 2008, la Comisión adoptó un ambicioso paquete de medidas que ponen de manifiesto que los objetivos acordados en materia de cambio climático son viables tanto tecnológica como económicamente y que brindan una oportunidad comercial única a miles de empresas europeas (IP/08/80).

La investigación europea en TIC que permitan aumentar la eficiencia energética ya ha producido resultados. Dentro del Sexto Programa Marco, el proyecto HIPEAC y otros proyectos de investigación han demostrado que el rendimiento de los ordenadores podía desvincularse del consumo de energía (http://www.hipeac.net/), y el proyecto OLLA puso a punto unos diodos emisores de luz orgánicos (OLED), cuya eficiencia es el doble de la de una bombilla de incandescencia estándar

(http://www.hitech-projects.com/euprojects/olla/index.html).
http://ec.europa.eu/information_society/activities/sustainable_growth/energy_efficiency/index_en.htm


Side Bar

My account

Manage your searches and email notifications


Help us improve our website