Navigation path

Left navigation

Additional tools

Other available languages: EN FR DE IT

IP/01/1789

Bruselas, 11 de diciembre de 2001

Autoridad Europea de Seguridad Alimentaria Prodi y Byrne consideran la posición del PE constructiva: el acuerdo final está muy próximo

Romano Prodi, Presidente de la Comisión Europea, se congratuló hoy de la posición aprobada por el pleno del Parlamento Europeo, que calificó como «extremadamente constructiva», con respecto al Reglamento por el que se establecen los principios y los requisitos generales de la legislación alimentaria y se crea la Autoridad Alimentaria Europea. La posición del PE en segunda lectura supone un avance muy significativo hacia la aprobación definitiva por el Consejo. El Comisario David Byrne, responsable de sanidad y protección de los consumidores, dijo que las enmiendas propuestas por el Parlamento sirven para consolidar y mejorar el nuevo sistema de seguridad alimentaria de la UE. El Comisario Byrne se mostró muy esperanzado de que la posición del PE abra el camino hacia una rápida adopción del Reglamento, de manera que la Autoridad pueda comenzar a funcionar en la primera mitad de 2002, en consonancia con las conclusiones del Consejo Europeo de Niza. Entre otras cosas, la Comisión ha suscrito la idea del PE de cambiar el nombre de la Autoridad, que pasará a denominarse «Autoridad Europea de Seguridad Alimentaria» (AESA). En otra Resolución adoptada hoy por el Parlamento Europeo se establecen criterios para seleccionar la sede de la Autoridad, con respecto a la cual el Consejo deberá decidir en breve.

«Al asumir mi cargo, propuse la creación de una Autoridad Europea de Seguridad Alimentaria; la lectura de hoy en el Parkalebto constituye un gran paso adelante para que la Autoridad esté creada y funcionando a principios del próximo año», declaró el Presidente Prodi. «La Comisión presentó su propuesta legislativa hace sólo trece meses; este veloz avance demuestra que Europa puede funcionar deprisa y bien cuando todas las partes interesadas reconocen la importancia de lo que está en juego y cuentan con el apoyo de los ciudadanos. Europa está en el buen camino para garantizar la seguridad de los alimentos de la granja a la mesa».

David Byrne manifestó: «Merced a una evaluación y un asesoramiento científicos sólidos y a un convincente papel comunicador, la Autoridad Europea de Seguridad Alimentaria estará en una posición de primer orden para afianzar la confianza de los ciudadanos en los alimentos que consumen. Estoy convencido de que nos encontramos en una posición adecuada para evitar un laborioso ejercicio de conciliación y el retraso que éste conllevaría para la creación de la Autoridad. Estoy muy agradecido al Sr. Philip Whitehead, ponente del PE, y a todo su equipo por el espléndido trabajo realizado. También quiero agradecer a todos los miembros del Parlamento Europeo su excelente cooperación en la búsqueda de soluciones para todas las cuestiones más sobresalientes.

Me complace especialmente que el Parlamento haya apoyado la propuesta de la Comisión en pro de un amplio mandato para la Autoridad, algo que para mí ha sido siempre esencial con vistas a una pronta identificación de los riesgos emergentes en la cadena alimentaria y a la prevención de crisis como la de la EEB».

Un nombre nuevo: Autoridad Europea de Seguridad Alimentaria

La Comisión ha aceptado la propuesta del Parlamento de cambiar el nombre de la Autoridad, que pasará a llamarse Autoridad Europea de Seguridad Alimentaria (AESA), para subrayar la que será su dedicación primordial.

Por otro lado, el Parlamento no insistió en sus enmiendas anteriores que habrían restringido el ámbito de actividad de la Autoridad. Así pues, se ha llegado a un consenso para que la AESA tenga un mandato amplio, que comprenda un gran número de funciones de apoyo científico y técnico en todo aquello que tenga un efecto directo o indirecto sobre la seguridad alimentaria. Por lo tanto, como parte de su cometido la AESA emitirá dictámenes científicos sobre todas las cuestiones relacionadas con la salud y el bienestar animal, la salud de las plantas y los organismos modificados genéticamente, sin perjuicio de las competencias conferidas a la Agencia Europea para la Evaluación de Medicamentos. Otra de las funciones principales de la AESA será la de informar al público de sus actividades.

Composición de la Junta Directiva

En este momento parece que puede alcanzarse un compromiso entre las instituciones con respecto a la composición y a los procedimientos de selección de la Junta Directiva de la AESA. Según una de las enmiendas aprobadas hoy por el Parlamento Europeo, la Junta Directiva tendría quince miembros e incluiría a un representante de la Comisión. Cuatro de sus miembros tendrían experiencia en materia de consumo e industria. Los miembros serían nombrados por el Consejo en consulta con el Parlamento Europeo. El Parlamento ha acordado asimismo que la Junta Directiva nombre un candidato a Director ejecutivo, que tendría que hacer una declaración ante el propio Parlamento Europeo y contestar a sus preguntas antes de ser nombrado.

Ubicación de la AESA

Puesto que se espera que los Jefes de Estado y de Gobierno decidan pronto la sede de la Autoridad, el Parlamento Europeo no ha incluido en la legislación ningún requisito que obligue al Consejo a decidir la sede en consulta con el Parlamento y la Comisión y de acuerdo con varios criterios específicos. En lugar de eso, los miembros del PE han aprobado una Resolución en la que reflejan su opinión sobre los criterios que deben guiar la elección de un lugar adecuado.

Establecimiento de los principios de la legislación alimentaria europea

En el Reglamento por el que se crea la Autoridad Europea de Seguridad Alimentaria se establecen también los principios generales de la legislación alimentaria. Entre otras cosas, por primera vez estará claramente definido qué se entiende por alimento. Se establecen requisitos generales sobre la trazabilidad, así como el principio de comercializar exclusivamente alimentos seguros. El Parlamento Europeo ha introducido hoy requisitos merced a los cuales se aumenta la transparencia en la elaboración y la revisión de la seguridad alimentaria, complementando así los requisitos de transparencia ya establecidos para la evaluación de la información científica sobre seguridad alimentaria.

Se han introducido asimismo enmiendas que clarifican las responsabilidades de los explotadores de empresas alimentarias y de empresas de piensos, así como las de sus empleados, con respecto a la protección de la salud pública.

Antecedentes

La propuesta de Reglamento del Parlamento Europeo y del Consejo por el que se establecen los principios y los requisitos generales de la legislación alimentaria, se crea la Autoridad Alimentaria Europea y se fijan procedimientos relativos a la seguridad alimentaria fue presentada por la Comisión el 8 de noviembre de 2000, como una de las acciones prioritarias contempladas en el Libro Blanco sobre seguridad alimentaria. Además de dotar a la Autoridad Europea de Seguridad Alimentaria de capacidades independientes para la evaluación científica y la comunicación, crea un marco general para la legislación alimentaria, esbozando sus principios, procedimientos y requisitos generales para asegurar un nivel elevado y armonizado de protección de los consumidores en el mercado interior.

Tras la votación de hoy en el Parlamento Europeo se espera que el Consejo alcance un acuerdo político sobre el texto definitivo del Reglamento propuesto.

Puede encontrarse más información en

http://ec.europa.eu/food/fs/efa/index_es.html

y en las Preguntas y respuestas sobre la Autoridad Alimentaria Europea, en

http://ec.europa.eu/dgs/health_consumer/library/press/press135_es.pdf


Side Bar

My account

Manage your searches and email notifications


Help us improve our website