Navigation path

Left navigation

Additional tools

El Tribunal de Cuentas Europeo publica un informe especial sobre la eficacia del régimen de garantías a las Pequeñas y Medianas Empresas

Court of Auditors - ECA/11/20   08/06/2011

Other available languages: EN FR DE DA NL IT SV PT FI EL CS ET HU LT LV MT PL SK SL BG RO


TRIBUNAL DE CUENTAS EUROPEO COMUNICADO DE PRENSA

ECA/11/20

Luxemburgo, 8 de junio de 2011

El Tribunal de Cuentas Europeo publica un informe especial sobre la eficacia del régimen de garantías a las Pequeñas y Medianas Empresas

Las Pequeñas y Medianas Empresas (PYME) representan el 99 % del total de las empresas y proporcionan 75 millones de puestos de trabajo en la Unión Europea. Según el Observatorio Europeo para las PYME, el acceso a la financiación es un problema para las PYME en Europa y el sector público tiene que representar un importante papel de apoyo, en particular facilitando financiación adecuada. El sistema de garantías a las PYME es un instrumento financiero gestionado por el Fondo Europeo de Inversiones en nombre de la Comisión Europea y facilita garantías o contragarantías a los intermediarios financieros por préstamos concedidos por las instituciones financieras a las PYME con el fin de aumentar la oferta de financiación de créditos.

El Tribunal de Cuentas Europeo (TCE) ha publicado los resultados de su auditoría sobre la eficacia del régimen de garantías a las Pequeñas y Medianas Empresas desde el punto de vista de la eficacia de su concepción y planificación, la gestión de sus operaciones y la consecución de sus objetivos.

El TCE ha observado que los objetivos del sistema actual de garantías a las PYME eran más precisos que en programas anteriores por lo que se refiere a las realizaciones esperadas. Se considera apropiado el marco de gestión de las operaciones cotidianas, aunque no se han establecido unas normas de puntuación ni unos requisitos mínimos para la selección de los intermediarios financieros. Los requisitos en cuanto a la elaboración de informes son satisfactorios, si bien se limitan a supervisar las realizaciones más que los resultados y el impacto de la medida. El TCE llega a la conclusión de que al menos un tercio de los préstamos fueron concedidos a PYME que podrían haber obtenido la financiación necesaria sin ayuda pública y sólo el 12 % se concedió a PYME para inversiones innovadoras. Por otra parte, no queda claramente demostrado el valor añadido europeo del sistema.

Basándose en los hechos constatados, el TCE formula una serie de recomendaciones, como que en el futuro la Comisión fije unos objetivos cuantificables más específicos que permitan un mejor seguimiento de la consecución de los objetivos del instrumento financiero. Deberían medirse los progresos realizados para lograr dichos objetivos durante la vigencia del instrumento, permitiendo adoptar medidas correctoras en caso necesario. Por otra parte, debería implantarse un sistema de puntuación que permitiera comparar las solicitudes. Habría que adoptar las medidas necesarias para garantizar que los fondos de la UE se concedan con mayor eficacia a aquellas PYME con proyectos viables que de otro modo no hubieran obtenido financiación.


Side Bar

My account

Manage your searches and email notifications


Help us improve our website