Recorrido de navegación

Lucha contra el fraude


Contrabando de cigarrillos, falsificación de euros, evasión del pago de los derechos a la importación de zapatos y prendas de vestir, subvenciones para naranjas procedentes de explotaciones inexistentes... todos son ejemplos de actividades fraudulentas que cuestan dinero al contribuyente europeo.

La Oficina Europea de Lucha contra el Fraude (OLAF) cuenta con una plantilla de aproximadamente 430 personas procedentes de diversos ámbitos profesionales, cuyo cometido es investigar posibles delitos y casos graves de conducta improcedente y velar por los intereses financieros de la Unión Europea y sus contribuyentes.

Si desea comunicar un supuesto fraude, utilice el Sistema de Notificación de Fraudes de la OLAF.

Funcionario inspeccionando mercancías © OLAF

Identificación de productos de contrabando.

Cometidos de la OLAF

La función y las competencias de la OLAF para llevar a cabo sus investigaciones administrativas se establecen en el Reglamento (CE) nº 1073/1999.

La Oficina Europea de Lucha contra el Fraude tiene por cometidos:

  • proteger los intereses financieros de la Unión Europea (UE) mediante la lucha contra el fraude, la corrupción y cualquier otra actividad ilegal
  • detectar e investigar los casos graves relacionados con el desempeño de las actividades profesionales de los miembros y del personal de las instituciones y organismos de la UE que pueden dar lugar a un procedimiento penal o disciplinario
  • apoyar a la Comisión Europea en la formulación y aplicación de las políticas de prevención y detección del fraude.

Al desempeñar su función con eficacia, la OLAF contribuye a los esfuerzos de las instituciones de la UE por garantizar que se haga el mejor uso posible del dinero de los contribuyentes.

Proceso de investigación

La información que recibe la OLAF procede de fuentes del sector público (instituciones de la UE y administraciones nacionales) y de fuentes privadas (incluidos los ciudadanos, el sector privado y los denunciantes).

La Unidad de Investigación, Selección y Revisión formula un dictamen sobre la incoación o la desestimación de un asunto teniendo en cuenta si la información:

  • entra dentro de las competencias de actuación de la OLAF
  • es suficiente como para justificar la apertura de una investigación
  • entra dentro de las prioridades de la política de investigación de la OLAF.

Basándose en este dictamen, el Director General incoa o desestima el asunto.

En el contexto de una investigación, pueden llevarse a cabo diversas actividades, como entrevistas, inspección de locales, controles sobre el terreno, operaciones técnico-jurídicas, misiones de investigación en países no pertenecientes a la UE y verificaciones de la validez legal de las actividades de investigación y las conclusiones. La OLAF también puede coordinar las actividades de lucha contra el fraude de los Estados miembros.

Una vez que concluye la fase de investigación, el Director General emite recomendaciones sobre las medidas que deben tomarse. A continuación, el informe final del asunto se transmite a las instituciones, organismos, oficinas, agencias o países miembros de la UE afectados.

La OLAF también vigila la aplicación de estas recomendaciones, que pueden dar lugar a investigaciones penales, enjuiciamientos y condenas, recuperaciones financieras o medidas disciplinarias.

Ejemplos de las investigaciones de la OLAF:

  • uso irregular de fondos de la UE destinados a proyectos en ámbitos como la ayuda exterior, la agricultura, el medio ambiente, etc.
  • elusión del pago de derechos de aduana y evasión fiscal por parte de los importadores
  • contrabando de cigarrillos por parte de grupos de delincuencia organizada
  • malversación de ayuda exterior
  • financiación de productos agrícolas inexistentes (árboles frutales declarados que nunca llegaron a plantarse, etc.)
  • irregularidades en procedimientos de licitación
  • conflictos de intereses
  • filtración de preguntas de exámenes de selección y de modelos de respuesta.

Contribución de la OLAF a la prevención del fraude y políticas de detección

Dentro de sus competencias en el ámbito de la prevención, la OLAF desempeña un papel clave en el desarrollo de políticas ambiciosas de lucha contra el fraude. En el marco de la nueva estrategia de la Comisión de lucha contra el fraude, adoptada en junio de 2011, la OLAF ha creado una red de prevención y detección del fraude dentro de la propia Comisión. Esta red abarca todos los departamentos de la Comisión y los Estados miembros de la UE, y ofrece apoyo y asesoramiento, en particular, sobre la gestión de los riesgos de fraude.

La OLAF también ha creado una web dedicada a la prevención del fraude DeutschEnglishfrançais, con el fin de poner a disposición de los funcionarios de la Comisión los conocimientos técnicos más avanzados sobre prácticas fraudulentas que puedan obstaculizar la aplicación de las políticas de la UE. La web presenta una perspectiva clara de la legislación pertinente y ofrece formación y la experiencia de otros servicios en el ámbito de la lucha contra el fraude. Proporciona a los responsables de la lucha contra el fraude información esquematizada sobre las herramientas necesarias para mejorar su prevención y detección.

A raíz de la aplicación de las medidas vinculadas a la estrategia de la Comisión de lucha contra el fraude, ya se han obtenido una serie de resultados concretos, entre los que se incluyen:

  • introducción o refuerzo de las disposiciones de lucha contra el fraude en las propuestas legislativas
  • adopción de un plan de acción para luchar contra el contrabando de cigarrillos y alcohol a través de la frontera oriental de la UE
  • publicación y difusión de un registro para las acciones estructurales.

Colaboración multidisciplinar, un elemento esencial de la lucha contra el fraude

Programas Hércules y Pericles

La OLAF gestiona los programas Hércules DeutschEnglishfrançais, dedicado a la lucha contra el fraude, la corrupción y demás actividades ilegales que afectan a los intereses financieros de la UE, y Pericles DeutschEnglishfrançais, que aspira a mejorar la protección de los billetes y monedas de euro en Europa y en todo el mundo.

Acuerdos de cooperación administrativa

Los funcionarios de la OLAF llevan a cabo inspecciones sobre el terreno en los locales de empresas de países de la UE y de algunos países que no pertenecen a la UE. Para ello, la OLAF celebra acuerdos de cooperación administrativa DeutschEnglishfrançais con sus socios con el fin de facilitar la colaboración cotidiana en ámbitos como la transmisión de información y la realización de investigaciones.

Operaciones aduaneras conjuntas

Las autoridades aduaneras de los países de la UE, y también de algunos países no miembros, llevan a cabo periódicamente operaciones aduaneras conjuntas con la OLAF, en las que realizan controles específicos a escala europea. Estas operaciones son actuaciones coordinadas y orientadas a un fin concreto, tienen una duración limitada y su objetivo es luchar contra el contrabando de productos sensibles y contra el fraude en determinadas zonas de riesgo o en rutas comerciales previamente identificadas.

Estas operaciones las organizan bien la OLAF, bien los países miembros de la UE con la cooperación de la OLAF.

Por ejemplo, la operación "Sirocco" English permitió el decomiso de 40 millones de cigarrillos, 1,2 toneladas de picadura de tabaco, 7.000 litros de alcohol y otros 8 millones de artículos falsificados. En esta operación, dirigida por la OLAF en junio de 2010, participaron las autoridades aduaneras de los 27 países que integraban entonces la UE y de 11 países socios y contó con el apoyo de Interpol, Europol y la Organización Mundial de Aduanas. De no haber sido descubiertos, solo con los cigarrillos, los contrabandistas hubieran eludido el pago de 8 millones de euros en concepto de derechos de aduana e impuestos especiales.

Otro ejemplo claro de la ayuda prestada por la OLAF a las operaciones organizadas por los países miembros de la UE es la operación "Barrel" English, organizada por el Servicio de Aduanas de Polonia en octubre de 2011. Esta actuación —la primera operación aduanera conjunta centrada en el tráfico ferroviario en la frontera oriental de la UE— se saldó con la incautación de 1,2 millones de cigarrillos. A consecuencia de ella, se evitó que las arcas de la UE y sus países miembros dejasen de ingresar unos 250.000 euros en concepto de derechos de aduana e impuestos especiales.

Alto al contrabando de cigarrillos

La elusión del pago de impuestos especiales y derechos de aduana sobre los cigarrillos, generalmente mediante contrabando, es uno de los principales tipos de fraude que combate la OLAF. En una única operación desarrollada en abril de 2011 en cooperación con las autoridades alemanas, lituanas y polacas se incautaron cerca de 70 millones de cigarrillos, con lo que se evitaron pérdidas por valor de 6 millones de euros al contribuyente europeo.

Los 28 países miembros de la UE han firmado acuerdos de lucha contra el contrabando y la falsificación con Philip Morris International (PMI), Japan Tobacco International (JTI), British American Tobacco (BAT) e Imperial Tobacco Limited (ITL), con el fin de colaborar para acabar con el comercio ilegal de productos del tabaco.

Cuidado con las monedas falsas

Desde la entrada en circulación del euro en 2002, las pérdidas provocadas por la falsificación de monedas ascienden, como mínimo, a 50 millones de euros. El 5 de febrero de 2013, la Comisión adoptó una propuesta de Directiva sobre la protección del euro y otras monedas contra la falsificación a través del Derecho penal DeutschEnglishfrançais. La Directiva propuesta aspira a proteger mejor el euro estableciendo una normativa y unos procedimientos penales más eficaces y fijando normas mínimas sobre las sanciones aplicables.

Por otra parte, la OLAF es responsable del Centro Técnico y Científico Europeo DeutschEnglishfrançais, que se dedica a analizar las monedas falsas. En 2011 se retiraron de la circulación 157.000 monedas falsas de euro, frente a las 186.100 retiradas en 2010. La pieza más apreciada por los falsificadores es la moneda de dos euros, que representó prácticamente dos tercios del total de las falsificaciones detectadas en 2011.

Euros © Carofoto

¡Desconfíe de las imitaciones!

Con la mirada puesta en el futuro

La OLAF está preparando y negociando una serie de iniciativas jurídicas para reforzar la protección de los intereses financieros de la UE.

Protección de los intereses financieros de la UE

La UE y sus países miembros tienen la obligación de combatir el fraude y cualquier otra actividad ilegal que afecte a los intereses financieros de la Unión. A pesar de los instrumentos jurídicos que se han ido adoptando con el paso de los años, siguen existiendo normas y prácticas divergentes que dan lugar a deficiencias en la protección del erario público de la UE y a diferencias en los tipos de sanciones cuando se producen infracciones.

En la difícil coyuntura económica actual, la Comisión hace hincapié en la protección de los intereses financieros de la UE como una de las políticas estratégicas para garantizar unas finanzas públicas saneadas y que el dinero de los contribuyentes asignado a la UE se gaste adecuadamente y de la manera más eficiente posible.

En mayo de 2011, la Comisión emitió una Comunicación sobre la protección de los intereses financieros de la Unión Europea que menciona varios ámbitos en los que puede recurrirse al Derecho penal y las investigaciones administrativas para proteger mejor los intereses financieros de la UE.

Para poner en práctica las medidas incluidas en la Comunicación, el 12 de julio de 2012 la Comisión adoptó una propuesta de Directiva sobre la protección de los intereses financieros de la UE a través del Derecho penal [COM(2012) 363]. La propuesta recoge iniciativas de aproximación de los delitos y sanciones pertinentes de acuerdo con el Derecho penal sustantivo, con el fin de proteger los intereses financieros de la UE con medidas disuasorias. La propuesta se ha presentado al Consejo, donde la OLAF y la Dirección General de Justicia representan a la Comisión en las negociaciones en curso.

Fiscalía Europea

Para luchar contra la delincuencia que afecta a los intereses financieros de la UE es necesario disponer de medidas aplicables en toda la Unión. Los conceptos nacionales como territorialidad y jurisdicción no constituyen el marco adecuado para hacer frente a asuntos complejos que son, por su naturaleza, europeos y van más allá del contexto nacional. La Comisión pretende presentar, en junio de 2013, una propuesta legislativa sobre la creación de una Fiscalía Europea que se centre en los intereses financieros de la Unión. El papel de la Fiscalía sería decisivo en la investigación y el enjuiciamiento de delitos vinculados al fraude o a irregularidades que afecten al presupuesto de la UE.

Comienzo

Comienzo



DIRECCIÓN DE CONTACTO

Información general

Llame al
00 800 6 7 8 9 10 11 Consultar detalles del servicio

Preguntas por correo electrónico

Direcciones de contacto y visitas a las instituciones, contactos con la prensa

Ayúdenos a mejorar

¿Ha encontrado la información que buscaba?

No

¿Qué buscaba?

¿Tiene alguna sugerencia?