RSS
Índice alfabético
Esta página se encuentra disponible en 4 idiomas

We are migrating the content of this website during the first semester of 2014 into the new EUR-Lex web-portal. We apologise if some content is out of date before the migration. We will publish all updates and corrections in the new version of the portal.

Do you have any questions? Contact us.


Seguridad marítima: sistema comunitario de seguimiento, control e información sobre el tráfico marítimo

La presente Directiva se propone establecer un sistema comunitario de seguimiento y de información sobre el tráfico marítimo para aumentar la seguridad y reducir las consecuencias medioambientales causadas por los accidentes marítimos.

ACTO

Directiva 2002/59/CE del Parlamento Europeo y del Consejo, de 27 de junio de 2002, relativa al establecimiento de un sistema comunitario de seguimiento y de información sobre el tráfico marítimo y por la que se deroga la Directiva 93/75/CEE del Consejo [Véanse los acto(s) modificativo(s)].

SÍNTESIS

La presente Directiva se sitúa en el contexto de la segunda comunicación de la Comisión sobre la seguridad marítima tras el naufragio del Erika (paquete Erika II).

El establecimiento de un sistema comunitario de seguimiento y de información sobre el tráfico marítimo debería contribuir a prevenir los accidentes y las contaminaciones en el mar y a minimizar sus consecuencias sobre el medio marino y costero, la economía y la salud de las poblaciones locales.

La Directiva se aplicará a todos los buques, incluso a los que no transportan mercancías peligrosas, de un arqueo bruto igual o superior a 300 toneladas, con excepción de:

  • los buques de guerra;
  • los barcos de pesca, los buques tradicionales y las embarcaciones de recreo de una eslora inferior a 45 metros;
  • los buques cisterna de menos de 5 000 toneladas.

Descripción y seguimiento de los buques

El operador del buque que se dirige hacia el puerto de un Estado miembro debe notificar a la autoridad portuaria en cuestión una serie de datos (identificación del buque, número de pasajeros, puertos de destino, hora probable de llegada) al menos con veinticuatro horas de antelación, cuando sea posible.

La Directiva indica que cualquier buque construido a partir del 1 de julio de 2002 y que haga escala en el puerto de un Estado miembro deberá estar equipado con:

  • sistemas de identificación automática (AIS);
  • sistema de registro de los datos de la travesía (RDT o «cajas negras» que puedan facilitar las investigaciones en caso de accidente).

Los Estados miembros tienen de plazo hasta finales de junio de 2007 para dotarse con el equipo y el personal adecuados para utilizar la información de un AIS y de un RDT, y hasta finales de junio de 2008 para coordinar sus equipos nacionales.

El proceso de implantación de todos estos equipos e instalaciones necesarios para la aplicación de la presente Directiva se realizará de aquí a finales de 2007. Estos sistemas deberán funcionar permanentemente pero cuando los buques transporten mercancías peligrosas o contaminantes, se refuerza esta exigencia de notificación.

Notificación de mercancías peligrosas o contaminantes a bordo de los buques

En el contexto del transporte de mercancías peligrosas o contaminantes a bordo de los buques:

  • El expedidor de una mercancía deberá facilitar al operador del buque o al capitán del buque una declaración que incluya toda la información necesaria (denominación técnica exacta de las mercancías, dirección en la que puede obtenerse información sobre las mercancías) para poder cargar su mercancía.
  • El operador, agente o capitán de un buque también deberá notificar a la autoridad competente la información general, tal como la identificación del buque y la información facilitada por los expedidores.

Seguimiento de los buques de riesgo e intervención en caso de incidentes y accidentes en el mar

Los Estados miembros que estén informados de la presencia de buques con un riesgo potencial (buques víctimas de accidentes, que infringen exigencias de notificación, que expulsan voluntariamente contaminantes o a los que se les ha denegado el acceso a algunos puertos) deben transmitir toda la información de la que disponen a los Estados en cuestión.

Los Estados miembros tomarán todas las medidas necesarias, de conformidad con el Derecho internacional, para hacer frente a un incidente o accidente en el mar y obligar a las partes interesadas (operador, propietario de la carga y capitán) a cooperar plenamente para reducir al mínimo las consecuencias del accidente.

Por otra parte, el operador de un buque debe informar inmediatamente sobre:

  • cualquier incidente o accidente que afecte a la seguridad del buque;
  • cualquier incidente o accidente que comprometa la seguridad de la navegación;
  • cualquier situación que pueda desembocar en una contaminación de las aguas o del litoral de un Estado miembro;
  • cualquier mancha de materiales contaminantes o contenedores o bultos a la deriva observados en el mar.

Simultáneamente la presente Directiva introduce la posibilidad de prohibir a los buques que abandonen o entren en los puertos en caso de malas condiciones climáticas, y hace obligatorio el establecimiento de puertos de refugio en los Estados miembros con el fin de acoger a los buques en peligro.

La Comisión va a examinar la posibilidad de establecer un sistema de compensación eventual para los puertos que acojan a buques en peligro.

Medidas complementarias

Los buques que penetren en la zona de competencia de un servicio de tráfico marítimo deberán atenerse a los sistemas de organización del tráfico existentes aprobados por la OMI (Organización Marítima Internacional) (EN), que cubren zonas sensibles, zonas con alta densidad de tráfico o zonas peligrosas para la navegación, y utilizar los servicios facilitados. Los Estados miembros velarán por que las autoridades responsables dispongan de los medios humanos y técnicos necesarios para llevar a cabo sus tareas.

Los Estados miembros deberán cooperar para asegurar la interconexión e interoperabilidad de los sistemas nacionales de información de tal forma que puedan intercambiar en cualquier momento y por vía electrónica la información necesaria sobre el buque y su carga.

Cada Estado miembro designará las autoridades competentes, las autoridades portuarias y los centros costeros a los que deberán dirigirse las notificaciones previstas por la presente Directiva.

Es preciso crear un marco de cooperación entre la Comisión y los Estados miembros para impulsar el futuro desarrollo del sistema europeo de seguimiento e información del tráfico marítimo. Está previsto establecer enlaces telemáticos entre los centros costeros y las autoridades portuarias y ampliar la cobertura del sistema europeo de seguimiento. También es necesario mejorar la gestión de la información marítima, que es una de las tareas de la Agencia Europea de Seguridad Marítima.

En aras de una aplicación satisfactoria de la directiva, los Estados miembros deberán verificar periódicamente el funcionamiento de los sistemas de información establecidos, así como instaurar un régimen de sanciones económicas disuasorias para los casos en que se incumplan las obligaciones de notificación e instalación de equipos previstas en la Directiva.

REFERENCIAS

ActoEntrada en vigorPlazo de transposición en los Estados miembrosDiario Oficial

Directiva 2002/59/CE

5.8.2002

5.2.2004

DO L 208 de 5.8.2002

Acto(s) modificativo(s)Entrada en vigorPlazo de transposición en los Estados miembrosDiario Oficial

Directiva 2011/15/UE

16.3.2011

16.3.2012

DO L 49 de 24.2.2011

Última modificación: 16.06.2011
Aviso jurídico | Sobre este sitio | Búsqueda | Dirección de contacto | Arriba