RSS
Índice alfabético
Esta página se encuentra disponible en 11 idiomas

We are migrating the content of this website during the first semester of 2014 into the new EUR-Lex web-portal. We apologise if some content is out of date before the migration. We will publish all updates and corrections in the new version of the portal.

Do you have any questions? Contact us.


Política de desarrollo de la Comunidad Europea

Archivos

La finalidad de esta declaración es definir una estrategia clara y coherente para la política de cooperación al desarrollo de la Comunidad Europea, con el fin de potenciar al máximo el valor añadido de la Comunidad en este ámbito, mejorar la calidad y los efectos de sus intervenciones y responder a los nuevos retos mundiales.

ACTO

Declaración del Consejo y la Comisión, de 20 de noviembre de 2000, relativa a la política comunitaria de desarrollo, sobre la base de la Comunicación de la Comisión al Consejo y al Parlamento Europeo - Política de desarrollo de la Comunidad Europea - de 26 de abril de 2000, sobre el mismo tema.

SÍNTESIS

Contexto
La cuestión del desarrollo es hoy más importante que nunca. En África subsahariana o en Asia meridional, más del 40% de la población vive todavía por debajo del umbral de la pobreza.

La Unión Europea asume la mitad del esfuerzo mundial de ayuda pública destinada a los países en vías de desarrollo y, para buen número de estos países, es un socio comercial importante. La multiplicación de sus socios en el exterior, la creación de nuevos instrumentos y el aumento de sus recursos financieros han subrayado la necesidad de definir una estrategia más clara y coherente que se inscriba en el marco de los esfuerzos de coordinación internacional.

La Declaración se basa en la Comunicación de la Comisión de abril de 2000, que constituye el punto de partida de un proceso de renovación, y contiene la estrategia final adoptada conjuntamente por el Consejo y la Comisión.

La Declaración se inscribe también en el marco de las medidas adoptadas para potenciar la eficacia de la acción exterior de la Unión.

Principios y objetivos

Principio fundamental
El Consejo y la Comisión afianzan la solidaridad de la Comunidad con los países en desarrollo, en el marco de una asociación basada en el respeto de los derechos humanos, los principios democráticos, el Estado de Derecho y la buena gestión de los asuntos públicos.

Objetivo principal
La política de desarrollo de la Comunidad tiene como principal finalidad reducir la pobreza para, en el futuro, acabar definitivamente con ella.

La pobreza, que incluye la noción de vulnerabilidad, es el resultado de múltiples factores. Por ello, la Comunidad tiene la determinación de apoyar las estrategias de reducción de la pobreza que integren esas distintas dimensiones y se basen en un análisis de los condicionantes y las oportunidades propias de cada país en desarrollo. Esas estrategias deberán propiciar el fortalecimiento de la democracia, la consolidación de la paz y la prevención de conflictos, así como una integración progresiva en la economía mundial, una mayor atención a los aspectos sociales y medioambientales con vistas a un desarrollo sostenible, la igualdad entre hombres y mujeres y el refuerzo de las capacidades de los protagonistas públicos y privados.

Los recursos de ayuda al desarrollo se distribuirán desde una perspectiva que tome en cuenta el impacto sobre la reducción de la pobreza. A los países menos adelantados se les deberá prestar una atención prioritaria.

Preponderancia del papel de los países en desarrollo
La apropiación de sus estrategias por parte de los países asociados es la clave del éxito de las políticas de desarrollo. Desde este punto de vista ha de alentarse la participación de todos los segmentos de la sociedad y potenciar el diálogo político con los países asociados.

Redefinición de las actividades de la Comunidad
Las actividades de la Comunidad se han de volver a centrar en seis ámbitos clave, que responden a los siguientes criterios:

  • Vínculo entre comercio y desarrollo
    Las políticas comerciales deben tener en cuenta los objetivos y las estrategias de desarrollo del país y su situación económica (la fragilidad de la economía, etc.). También conviene mejorar el acceso preferencial a los mercados.
  • Integración y cooperación regionales
    La integración y la cooperación regionales contribuyen a la inserción de los países en la economía mundial, así como a la resolución de los conflictos y los problemas transfronterizos, por ejemplo en materia de medio ambiente.
  • Apoyo a las políticas macroeconómicas y fomento de un acceso equitativo a los servicios sociales
    Se trata, entre otras cosas, de las iniciativas para la reducción de la deuda y de la ayuda sectorial, principalmente en los ámbitos de la sanidad y la educación.
  • Transportes
    Para conseguir el desarrollo económico y social y el acceso a los servicios sociales básicos es preciso disponer de sistemas de transportes eficaces.
  • Seguridad alimentaria y desarrollo rural sostenible
    El desarrollo rural sostenible y la seguridad alimentaria constituyen un elemento importante de las estrategias de lucha contra la pobreza de la Comunidad. Asimismo habrá que tratar de articular mejor la ayuda alimentaria de emergencia y el desarrollo a largo plazo en el ámbito de la seguridad alimentaria.
  • Fortalecimiento de las capacidades institucionales
    La actuación de la CE goza de una mayor neutralidad que la de los Estados miembros y eso le permite desempeñar una función importante en el fomento de la buena «gobernanza», la lucha contra la corrupción y el respeto del Estado de Derecho.

Aspectos horizontales
Los temas horizontales deben integrarse en todos los aspectos de la cooperación al desarrollo. Se trata de la promover cuatro temas principales:

  • los derechos humanos,
  • la igualdad entre hombres y mujeres,
  • los derechos del niño,
  • la protección del medio ambiente.

La prevención de conflictos y la gestión de las crisis también deben ser objeto de una atención constante.

Refuerzo de la cooperación, la coordinación y la complementariedad
Se trata de reforzar los vínculos entre los distintos protagonistas, sobre todo entre la Comunidad y los Estados miembros, al objeto de potenciar al máximo el efecto de la ayuda de la Unión Europea al desarrollo.

La Comunidad y los Estados miembros coordinarán sus políticas y sus programas para sacar el máximo provecho. Por lo que se refiere a la división del trabajo, se tratará de lograr una mayor complementariedad y coordinación, tanto dentro de la Unión como con los demás donantes, principalmente en el marco de las estrategias nacionales. En aras de una mayor coherencia, al llevar a cabo las demás políticas comunes se tendrán más en cuenta los objetivos de la política de desarrollo de la Comunidad.

La Comisión ya ha emprendido la reforma de su gestión de la ayuda exterior con la introducción de un nuevo sistema de programación y el fomento de la desconcentración y la descentralización de la gestión de la ayuda. También son necesarias la simplificación del Reglamento financiero y la mejor dotación en recursos humanos solicitadas por la Comisión.

La contribución de una multiplicidad de agentes de la sociedad civil a la política comunitaria ya es un hecho reconocido en el marco de la nueva asociación con los países ACP. En el marco de las relaciones de la Unión con los demás países en desarrollo, también se fomentará un enfoque que propicie una mayor participación de las organizaciones no gubernamentales, los protagonistas económicos y sociales y el sector privado. La Comunidad tratará de reforzar la asociación con la sociedad civil, tanto en Europa como en los países en desarrollo, y de contribuir al desarrollo de las capacidades de los protagonistas no oficiales en los países asociados, a fin de facilitar su participación en el diálogo sobre las estrategias y en la ejecución de los programas de cooperación.

Aplicación y seguimiento
Es necesario aplicar rápidamente la nueva estrategia. Así pues, la Comisión debería elaborar el programa de acción correspondiente y presentar al Consejo y al Parlamento Europeo un informe anual sobre los progresos realizados.

ACTOS CONEXOS

Declaración conjunta del Consejo y de los Representantes de los Gobiernos de los Estados miembros reunidos en el seno del Consejo, del Parlamento Europeo y de la Comisión sobre la política de desarrollo de la Unión Europea titulada «El consenso europeo sobre desarrollo» [Diario Oficial C 46/01 de 24.2.2006].
«El consenso europeo» constituye la nueva declaración de política de desarrollo de la Unión Europea. Por primera vez en cincuenta años de cooperación, el contexto de principios comunes en el que la Unión y sus veinticinco Estados miembros aplicarán sus respectivas políticas de desarrollo con un espíritu de complementariedad.

 
Última modificación: 20.09.2007
Aviso jurídico | Sobre este sitio | Búsqueda | Dirección de contacto | Arriba