RSS
Índice alfabético
Esta página se encuentra disponible en 15 idiomas
Nuevos idiomas disponibles:  CS - HU - PL - RO

We are migrating the content of this website during the first semester of 2014 into the new EUR-Lex web-portal. We apologise if some content is out of date before the migration. We will publish all updates and corrections in the new version of the portal.

Do you have any questions? Contact us.


Instrumentos de gestión basados en los derechos de pesca

La Comisión lanza un debate sobre el futuro de los sistemas de gestión basados en los derechos de pesca en el marco de la política pesquera común (PPC). Propone centrarse en el análisis de los sistemas nacionales actuales y en la posibilidad de mejorar su eficacia compartiendo las mejores prácticas.

ACTO

Comunicación de la Comisión, de 26 de febrero de 2007, sobre los instrumentos de gestión basados en los derechos de pesca [COM (2007) 73 final - no publicada en el Diario Oficial].

SÍNTESIS

Todos los sistemas de gestión a nivel mundial han establecido alguna forma de derechos de acceso o de utilización de los recursos pesqueros. Es el caso, en particular, de la política pesquera común (PPC) que, entre otras cosas, prevé la concesión de licencias y cuotas nacionales, la limitación de «días de mar» para ciertas pesquerías y distintas medidas destinadas a limitar la capacidad de la flota. Si bien los instrumentos básicos de la PPC que consistían en asignar derechos de pesca a los distintos Estados miembros se revelaron eficaces, en muchos otros aspectos la PPC no ha estado a la altura de sus objetivos, como demuestra el estado de agotamiento de muchas poblaciones de peces y los pobres resultados económicos de algunos segmentos de la flota. El objetivo prioritario actual de la PPC consiste, pues, en conservar los recursos, con el fin de preservar el ecosistema y mantener la actividad económica.

La Comisión considera que la gran variedad de sistemas de gestión actualmente aplicados en la Comunidad carece de transparencia, de eficacia y, en algunos casos, de coherencia, lo que no hace sino reforzar las dificultades económicas del sector pesquero. La presente Comunicación pretende examinar distintas opciones susceptibles de aumentar la eficacia de la gestión en dicho sector, facilitando al mismo tiempo la consecución de los objetivos fundamentales perseguidos en el marco de la PPC. La Comisión propone lanzar, con los Estados miembros y el sector pesquero, un debate que quiere ser «pragmático, transparente y fructífero». Evaluar y mejorar los sistemas existentes y compartir las mejores prácticas serán algunos de los temas examinados.

Contexto comunitario

La Unión Europea (UE) y los Estados miembros comparten las competencias de los sistemas de gestión pesquera. Compete a la Comunidad:

  • limitar el tamaño total de la flota;
  • fijar los niveles de capturas y de esfuerzo pesquero;
  • aprobar medidas técnicas (restricciones de utilización de algunos buques o artes de pesca) con objeto de proteger mejor las poblaciones.

Las autoridades nacionales se encargan de distribuir y gestionar las licencias, las cuotas y el nivel de esfuerzo pesquero a escala nacional y regional.

Todas estas medidas de gestión contribuyen a definir y caracterizar los derechos de acceso y de captura de los pescadores individuales. Pueden atribuirse valores económicos a estos derechos, pero con frecuencia esto se lleva a cabo de una forma poco transparente e imprevisible.

Sistemas de gestión basados en los derechos de pesca

Los sistemas de gestión basados en los derechos de pesca no son más que un medio para ayudar a los pescadores a mejorar la rentabilidad de su actividad. Será, pues, necesario definir objetivos de conservación que deben alcanzarse a través de distintas medidas de gestión de la pesca (por ejemplo, las cuotas). Sin embargo, la formalización de los derechos de pesca puede ayudar a alcanzar estos objetivos con un coste inferior. Por lo tanto, la sostenibilidad económica debería traducirse en una mayor sostenibilidad biológica, puesto que un sistema de gestión basado en derechos de pesca que funcione adecuadamente debe aumentar el interés de los pescadores y de la industria en la sostenibilidad de los recursos.

La transferencia de los derechos de pesca constituye el aspecto más controvertido de estos sistemas de gestión. Implica un valor de mercado de la utilización de los recursos que puede ser elevado y puede tener importantes repercusiones en el desarrollo del sector. La transferencia de los derechos mejora la eficiencia de las empresas pesqueras. También tiende a acentuar la concentración del sector en términos de cuotas, licencias, distribución geográfica y composición de la flota. Hay que señalar que tal concentración también se deriva de la reducción de las posibilidades de pesca. Para contrarrestar una concentración excesiva, los sistemas de gestión basados en los derechos de pesca pueden concebirse con el fin de limitar las concentraciones más allá de un determinado límite máximo, para preservar el equilibrio geográfico de las actividades de pesca y mantener el tejido cultural, social y profesional, en particular, mediante la protección de las actividades de la pesca costera artesanal. No obstante, las nuevas medidas tendentes a limitar la concentración de los derechos deben respetar las normas del mercado interior y de la competencia. La Comisión se ve obligada a controlar la conformidad de los mecanismos establecidos para limitar la concentración y las relocalizaciones con el mercado único y la normativa comunitaria en materia de competencia.

Los sistemas de gestión basados en los derechos de pesca también pueden contribuir a agravar los problemas relacionados con la mejora cualitativa de las capturas (high grading) * y con los descartes en el mar que ponen en peligro la sostenibilidad de los recursos y dificultan la evaluación del nivel real de capturas. Estos problemas ya existían independientemente de los sistemas de gestión basados en los derechos de pesca. La Comisión ha presentado un plan para eliminar los descartes. Del mismo modo, un control reforzado de las actividades de pesca es una condición esencial para el éxito final de cualquier sistema de gestión existente.

Inicio del debate

Teniendo en cuenta el principio de «estabilidad relativa» reconocido en la PPC para la atribución de las posibilidades de pesca entre los Estados miembros, que tiene por objeto «distribuir las posibilidades de pesca en función de la parte de las poblaciones que previsiblemente requerirá cada Estado miembro», no parece posible instaurar un sistema comunitario de gestión basado en los derechos de pesca libremente intercambiables. Los métodos de gestión y transferencia de los derechos de pesca deben desarrollarse a nivel nacional. Por supuesto, esto no impedirá el intercambio de cuotas entre Estados miembros, como ya ocurre en la actualidad.

Las discusiones entre la Comisión, los Estados miembros y el sector pesquero han sacado a la luz algunos temas sensibles en relación con la instauración de sistemas de gestión basados en los derechos de pesca. Entre éstos se destacan:

  • la cuestión de la «estabilidad relativa»;
  • la transferibilidad de los derechos de pesca, que puede implicar una concentración excesiva, y a menudo irreversible, de tales derechos;
  • la atribución inicial y la duración de dichos derechos;
  • las posibles desventajas para el sector de la pesca artesanal cuando coexiste con empresas de pesca industrial;
  • los problemas ligados a la mejora cualitativa de las capturas (high grading) y a los descartes;
  • la necesidad de controles eficientes en materia de cumplimiento de las normas.

El debate comunitario, que quiere ser lo más amplio posible, debería por otro lado abordar:

  • el análisis de los sistemas nacionales existentes;
  • la mejora de su eficacia, gracias al intercambio de las mejores prácticas;
  • los elementos transnacionales como la búsqueda de sinergias entre los sistemas de Estados miembros o la introducción de intercambios de cuotas entre Estados miembros.

Estos temas merecen abordarse en el marco de un debate necesario y urgente sobre el futuro de los instrumentos de gestión basados en los derechos de pesca. La Comisión alimentará este debate con una serie de estudios e informes de expertos. La Comisión prevé asimismo hacer una síntesis del citado debate a principios de 2008, evaluar la necesidad de una acción posterior y presentar un informe al Consejo y al Parlamento Europeo, que incluirá, según proceda, propuestas o recomendaciones en materia de seguimiento.

Términos clave del acto
  • Mejora cualitativa de las capturas («high grading»): práctica consistente en rechazar una parte de las capturas por razones económicas. Por ejemplo, cuando los costes de transporte del pescado son superiores a su valor comercial o cuando la bodega se reserva para la conservación o el transporte de especies de mayor valor.
Última modificación: 05.12.2007
Aviso jurídico | Sobre este sitio | Búsqueda | Dirección de contacto | Arriba