RSS
Índice alfabético
Esta página se encuentra disponible en 15 idiomas
Nuevos idiomas disponibles:  CS - HU - PL - RO

We are migrating the content of this website during the first semester of 2014 into the new EUR-Lex web-portal. We apologise if some content is out of date before the migration. We will publish all updates and corrections in the new version of the portal.

Do you have any questions? Contact us.


Indemnización a las víctimas de delitos

El objetivo de la directiva es crear un sistema de colaboración para facilitar a las víctimas de delitos el acceso a una indemnización en situaciones transfronterizas. Este sistema funciona sobre la base de los regímenes vigentes en los Estados miembros para la indemnización de las víctimas de la delincuencia intencionada cometida en sus respectivos territorios.

ACTO

Directiva2004/80/CE del Consejo de 29 de abril de 2004 sobre indemnización a las víctimas de delitos.

RESUMEN

Las víctimas de la delincuencia deben tener derecho a una indemnización justa y apropiada por los perjuicios sufridos, cualquiera que sea el lugar de la Unión Europea (UE) donde se cometió el delito. La directiva contribuye a este fin mediante:

  • la obligación, para los Estados miembros, de prever en su legislación nacional un régimen de indemnización de las víctimas de delitos intencionados y violentos cometidos en su territorio;
  • la instauración de un sistema que facilite el acceso a la indemnización para la víctima en situaciones transfronterizas (posibilidad de presentar la solicitud en el Estado de residencia, designación de puntos de contacto centrales en los Estados miembros, etc.).

Garantizar una indemnización adecuada a las víctimas de delitos en toda la UE

La indemnización de la víctima choca a menudo con el hecho de que el autor del delito no dispone de los recursos financieros necesarios, o que no ha podido ser identificado o procesado (la posibilidad de obtener una indemnización por el autor del delito se trata en la decisión marco sobre el estatuto de las víctimas en el marco de procedimientos penales). Conscientes de ello, la mayor parte de los Estados miembros establecieron regímenes de indemnizaciones públicas. Pero estos regímenes reflejaban importantes disparidades que creaban grandes divergencias desde el punto de vista de una cobertura completa de todos los ciudadanos de la Unión y en relación con el importe de la indemnización.

A raíz de la entrada en vigor de la directiva, la indemnización de una víctima debe ser posible en situaciones transfronterizas y nacionales, sin perjuicio del país de residencia de la víctima ni del Estado miembro donde se cometió el delito. El cálculo del importe de la indemnización pagada a cada víctima será estimada por el Estado miembro en donde se cometió el delito pero debe ser justa y apropiada.

Facilitar las demandas de indemnización de las víctimas en situaciones transfronterizas

La directiva crea un sistema de cooperación para facilitar a las víctimas el acceso a la indemnización en situaciones transfronterizas; este sistema debe funcionar sobre la base de los regímenes vigentes en los Estados miembros para la indemnización de las víctimas de la delincuencia intencionada cometida en sus respectivos territorios. Es necesario pues un mecanismo de indemnización en cada Estado miembro. Los Estados miembros deberían haber establecido disposiciones nacionales relativas a un régimen de indemnización de las víctimas el 1 de julio de 2005.

Existencia de un régimen de indemnizaciones y refuerzo de la cooperación entre Estados miembros

Todos los Estados miembros velarán para que sus disposiciones nacionales prevean la existencia de un régimen de indemnización de las víctimas de delitos violentos cometidos en sus territorios respectivos que garantice una indemnización justa y conveniente.

La directiva crea un sistema de cooperación entre las autoridades nacionales para facilitar que las víctimas accedan a indemnización en situaciones transfronterizas. Las víctimas de delitos cometidos fuera de su Estado miembro de residencia habitual pueden dirigirse a una autoridad del Estado miembro en el que residen (autoridad encargada de la asistencia) para obtener información para presentar su solicitud de indemnización. La autoridad del Estado miembro de residencia habitual remite directamente la solicitud a la autoridad del Estado miembro donde se cometió el delito (autoridad de decisión) que es responsable del examen de la demanda y de pagar la indemnización.

La Comisión ha creado formularios para la transmisión de las solicitudes y la decisiones relativas a la indemnización de las víctimas (véase "Actos conexos").

Como disposiciones de aplicación, la directiva prevé la elaboración y publicación de un manual para las autoridades encargadas de la asistencia vía Internet. La directiva fija también la creación de un sistema de puntos de contacto centrales en cada Estado miembro para facilitar la cooperación en casos transfronterizos. En el sitio de Internet del Atlas Judicial Europeo en Materia Civil puede encontrarse más información al respecto.

Los Estados miembros deberán haber introducido las disposiciones legislativas, normativas y administrativas necesarias para adaptarse a la presente directiva el 1 de enero de 2006, a más tardar.

A más tardar el 1 deenero de 2009, la Comisión presentará un informe sobre la aplicación de la directiva al Parlamento Europeo, al Consejo y al Comité Económico y Social Europeo.

Contexto

En 1999 la Comisión presentó una comunicación destinada a mejorar la situación de las víctimas de delitos en la UE. Además, en el Consejo Europeo de Tampere, los Estados miembros reconocieron la necesidad de establecer normas mínimas para la protección de las víctimas de delitos en la Unión. El Consejo adoptó el 15 de marzo de 2001 una decisión marco sobre el estatuto de las víctimas en el marco de los procedimientos penales. Dicha decisión marco contiene disposiciones sobre la indemnización por el autor del delito pero, aparte de estas disposiciones, no trata de la indemnización a las víctimas.

Posteriormente, el 28 de septiembre de 2001, la Comisión presentó un Libro Verde sobre la indemnización de las víctimas de delitos centrado en dos ámbitos de acción principales:

  • adoptar normas mínimas sobre la indemnización a nivel europeo, obligando a los Estados miembros a garantizar a las víctimas un nivel razonable de indemnización pública;
  • adoptar medidas que faciliten en la práctica el acceso a la indemnización, cualquiera que sea el lugar en la UE en el que la persona fue víctima de un delito.

La presente directiva es la continuación del Libro Verde. A raíz de los atentados terroristas perpetrados en Madrid en marzo de 2004, la Comisión solicitó la aprobación de la directiva antes del 1 de mayo de 2004 en su declaración sobre la lucha contra el terrorismo.

REFERENCIAS

ActoEntrada en vigorTransposición en los Estados miembrosDiario Oficial
Directiva 2004/80/CE

26.8.2004

1.1.2006

DO L 261 de 6.8.2004

ACTOS VINCULADOS

Informe de la Comisión al Consejo, al Parlamento Europeo y al Comité Económico y Social Europeo, de 20 de abril de 2009, relativo a la aplicación de la Directiva 2004/80/CE del Consejo sobre indemnización a las víctimas de delitos [COM(2009) 170 final – no publicado en el Diario Oficial].
En este informe se evalúa la aplicación de la directiva en los Estados miembros durante el periodo comprendido entre el 1 de enero de 2006 y el 31 de diciembre de 2008. Tan sólo 15 Estados miembros cumplieron el plazo establecido para la trasposición de la directiva (1 de enero de 2006). Posteriormente se han recibido notificaciones de 11 Estados miembros. Por consiguiente, la evaluación es incompleta.
En cualquier caso, 25 Estados miembros han puesto en marcha programas para que las víctimas presenten solicitudes, han designado a las autoridades competentes y han cumplido las estipulaciones relativas a los procedimientos administrativos. Asimismo, la mayoría ha notificado las medidas y métodos que han aplicado para proporcionar a los solicitantes información sobre los programas de indemnizaciones.
Debido a la reciente adopción de la directiva por parte de algunos Estados miembros, a las barreras idiomáticas con que se han encontrado algunas personas y al desconocimiento de otros sistemas y procedimientos legales, el número de solicitudes y acciones transfronterizas continúa siendo muy bajo. Asimismo, la tramitación y transmisión de las solicitudes y las acciones presenta importantes diferencias entre Estados miembros. Todos ellos, excepto uno, han adoptado programas de indemnización nacionales apropiados y justos. La mayoría compensa a las víctimas por los daños personales, la discapacidad permanente y el fallecimiento, así como a los parientes cercanos en caso de homicidio, pero excluyen las lesiones involuntarias de su marco de acción. No obstante, es preciso haber denunciado el delito a la policía. La mayoría de Estados miembros establecen límites temporales para las solicitudes y cuantías máximas para las indemnizaciones. Por otra parte, la mayoría contempla indemnizaciones reducidas cuando la víctima contribuyó a sus lesiones.
Sólo 13 Estados miembros transmitieron a la Comisión los detalles pormenorizados sobre las autoridades encargadas de la asistencia y de la toma de decisión, las lenguas en las que deben trasmitir la información tales autoridades, las medidas para proporcionar información a los solicitantes y los impresos. Por consiguiente, el manual que recoge esta información y que se publica en el Atlas, se actualizará periódicamente.

Decisión 2006/337/CE de la Comisión de 19 de abril de 2006 por la que se establecen unos impresos uniformes para la transmisión de solicitudes y decisiones con arreglo a la Directiva 2004/80/CE del Consejo sobre indemnización a las víctimas de delitos [Diario Oficial L 125 de 12.5.2006].
La Comisión ha creado formularios para la transmisión de las demandas de indemnización y de las respectivas decisiones. Dichos formularios se recogen como Anexo de la Decisión.

Última modificación: 10.11.2009
Aviso jurídico | Sobre este sitio | Búsqueda | Dirección de contacto | Arriba