RSS
Índice alfabético
Esta página se encuentra disponible en 15 idiomas
Nuevos idiomas disponibles:  CS - HU - PL - RO

We are migrating the content of this website during the first semester of 2014 into the new EUR-Lex web-portal. We apologise if some content is out of date before the migration. We will publish all updates and corrections in the new version of the portal.

Do you have any questions? Contact us.


Marco comunitario de imposición de los productos energéticos y de la electricidad

La Unión Europea (UE) establece un régimen global de imposición de los productos energéticos y de la electricidad. Largo tiempo reservado únicamente a los aceites minerales, el sistema de los mínimos europeos de imposición se amplía al carbón, al gas natural y a la electricidad. El régimen fija los tipos mínimos de imposición aplicables a los productos energéticos, cuando estos productos se utilizan como carburante o combustible de calefacción, y a la electricidad. Por tanto, tiene por objeto mejorar el funcionamiento del mercado interior, reduciendo las distorsiones en competencia entre los aceites minerales y los demás productos energéticos. Para alcanzar los objetivos ecológicos de la UE y del Protocolo de Kioto, promueve una utilización más eficaz de la energía con el fin de reducir la dependencia de las energías importadas y limitar las emisiones de gases de efecto invernadero. Siempre en la perspectiva de la protección del medio ambiente, autoriza a los países de la UE a conceder ventajas fiscales a las empresas que adoptan medidas específicas de reducción de sus emisiones.

ACTO

Directiva 2003/96/CE del Consejo, de 27 de octubre de 2003, por la que se reestructura el régimen comunitario de imposición de los productos energéticos y de la electricidad [Véanse los actos modificativos].

SÍNTESIS

Los productos energéticos y de la electricidad están sometidos a impuestos cuando se utilizan como carburantes o combustibles de calefacción y no lo están cuando sirven de materia prima o intervienen en reducciones químicas o en procedimientos electrolíticos o metalúrgicos.

Sobre la base de este principio, la Directiva fija los niveles mínimos de imposición aplicables a los carburantes, a los carburantes destinados a uso industrial o comercial y a los combustibles y a la electricidad. Los «niveles de imposición» * que los países de la Unión Europea (UE) aplican no pueden ser inferiores a los niveles mínimos previstos por la presente Directiva.

Niveles mínimos de imposición aplicables a los carburantes:

-Impuestos especiales mínimos actuales
Gasolina (euros/1000 l)

421

Gasolina sin plomo (euros/1000 l)

359

Gasóleo (euros/1000 l)

330

Queroseno (euros/1000 l)

330

GLP (euros/1000 l)

125

Gas natura (euros/gigajulio)l

2,6

(Los volúmenes se miden a una temperatura de 15 °C.)

A más tardar el 1 de enero de 2012, el Consejo, decidiendo por unanimidad tras consulta al Parlamento Europeo, fijará, sobre la base de un informe y de una propuesta de la Comisión, los niveles mínimos de imposición para el gasóleo para un nuevo período que comienza el 1 de enero de 2013.

La Directiva permite a los países de la UE establecer una diferencia entre el «gasóleo para fines industriales» * y el gasóleo para utilización privada utilizados como carburante, a condición de que se respeten los niveles mínimos de la UE y que el tipo fijado para el gasóleo de uso comercial utilizado como carburante no sea inferior al nivel nacional de imposición en vigor a 1 de enero de 2003, no obstante toda excepción a esta utilización prevista en la presente Directiva.

Esta diferenciación permite a los países de la UE reducir la diferencia entre los niveles de derechos especiales aplicables al gasóleo no comercial utilizado en los vehículos y los aplicables a la gasolina, teniendo en cuenta que no existen motivos medioambientales u otros que justifiquen el impuesto mínimo inferior aplicado actualmente a la utilización del gasóleo en estas condiciones.

Niveles mínimos de imposición aplicables a los carburantes destinados a utilización industrial o comercial:

-Impuestos especiales mínimos actuales
Gasóleo (euros/1000 l.)

21

Queroseno (euros/1000 l.)

21

GLP (euros/1000 kg)

41

Gas natural (euros/gigajulio)

0,3

(Los volúmenes se miden a una temperatura de 15 °C.)

Según la Directiva, se entenderá por utilizaciones industriales y comerciales:

  • labores agrarias, hortícolas, piscícolas y silvícolas;
  • motores estacionarios;
  • material y maquinaria utilizadas en construcción, ingeniería civil y obras públicas;
  • vehículos destinados a ser utilizados fuera de la vía pública.

Niveles mínimos de imposición aplicables a los combustibles y la electricidad:

-Impuestos especiales mínimos actuales (utilización profesional)Impuestos especiales mínimos actuales (utilización no profesional)
Gasóleo (euros/1000 l.)

21

21

Fuelóleo pesado (euros/1000 kg)

15

15

Queroseno (euros/1000 l.)

0

0

GLP (euros/1000 kg)

0

0

Gas natural (euros/gigajulio)

0,15

0,3

Carbón y coque (euros/gigajulio)

0,15

0,3

Electricidad (euros/MWh)

0,5

1,0

(Los volúmenes se miden a una temperatura de 15 °C.)

Tipos de imposición diferenciados

A condición de que respeten los niveles mínimos de imposición previstos por la presente Directiva y sean conformes con el derecho de la UE, podrán aplicarse tipos de imposición diferenciados bajo el control fiscal de los países de la UE en los casos siguientes:

  • cuando los tipos diferenciados están directamente relacionados con la calidad del producto,
  • cuando los tipos diferenciados dependen de los niveles cuantitativos de consumo de la electricidad y de los productos energéticos para calefacción,
  • para las utilizaciones siguientes: transportes públicos locales de pasajeros (incluidos los taxis), recogida de residuos, las fuerzas armadas y la administración pública, las personas con minusvalía y las ambulancias,
  • entre el consumo profesional y no profesional de los productos combustibles y de la electricidad arriba citados.

Exenciones o reducción del impuesto

Quedan exentos del impuesto los productos siguientes:

  • los productos energéticos y la electricidad utilizados para producir electricidad y la electricidad utilizada para mantener la capacidad de producción de electricidad. Sin embargo, los países de la UE podrán gravar estos productos por motivos de política medioambiental;
  • los productos energéticos destinados a ser utilizados como carburante o combustible en la navegación aérea, excepto la aviación de turismo privada;
  • los productos energéticos destinados a ser utilizados como carburante o combustible para la navegación en aguas de la UE, incluida la pesca, con exclusión de los utilizados en embarcaciones privadas de recreo, y la electricidad producida a bordo de los barcos.

Los países de la UE podrán limitar el ámbito de aplicación de estas dos últimas exenciones a los transportes internacionales e intraeuropeos. Por lo tanto, en el caso de los trayectos aéreos o marítimos en el interior de uno o entre dos países de la UE que hayan firmado un acuerdo bilateral, los países de la UE podrán aplicar un nivel de imposición inferior al nivel mínimo fijado por la Directiva.

Los países de la UE podrán aplicar exenciones o reducciones del nivel de imposición, en particular en los casos siguientes:

  • productos energéticos utilizados bajo control fiscal en el ámbito de proyectos para el desarrollo tecnológico de productos menos contaminantes o relacionados con fuentes de energía renovables;
  • los biocarburantes;
  • las formas de energía de origen solar, eólico, mareomotriz o geotérmico o que procedan de la conversión de «biomasa» * o de residuos;
  • los productos energéticos y de la electricidad utilizados para el transporte de personas y mercancías por ferrocarril, metro, tranvía y trolebús;
  • los productos energéticos destinados a ser utilizados como carburante o combustible para la navegación por vías navegables interiores (incluida la pesca), distinta de la navegación de recreo privado, y la electricidad a bordo de los barcos;
  • el gas natural y el GLP utilizados como carburantes (…).

La Directiva toma en consideración la competitividad de las empresas mediante la adopción de medidas destinadas a reducir la carga fiscal de las «empresas grandes consumidoras de energía» * y de las empresas que se comprometen a alcanzar objetivos medioambientales o a mejorar la eficacia energética.

La Directiva establece que los países de la UE podrán reembolsar total o parcialmente los impuestos satisfechos por las empresas que realizaron inversiones para racionalizar su utilización de energía. Este reembolso podrá llegar al 100% en el caso de empresas de fuerte intensidad energética y al 50% en el de otras empresas.

Períodos transitorios

La Directiva establece períodos transitorios para ciertos países de la UE durante los cuales éstos deberán reducir gradualmente la diferencia existente respecto de los nuevos tipos mínimos de imposición. No obstante, cuando la diferencia entre el tipo nacional y el tipo mínimo no exceda del 3% del tipo mínimo, el país de la UE podrá esperar hasta el final del período para ajustar su tipo nacional.

Términos clave del acto
  • Niveles de imposición: importe total de impuestos indirectos (con excepción del IVA) percibido, calculado directa o indirectamente sobre la cantidad de productos energéticos y de la electricidad en el momento de la entrega al consumo.
  • Gasóleo de utilización comercial utilizado como carburante: gasóleo utilizado como carburante con fines de transporte de mercancías, por cuenta propia o ajena, por un vehículo de motor o un conjunto de vehículos acoplados destinados exclusivamente al transporte de mercancías por carretera y con un peso máximo de carga autorizado igual o superior a 7,5 toneladas, así como con fines de transporte regular u ocasional de pasajeros por un vehículo automóvil de categoría M2 o M3, en el sentido de la Directiva 70/156/CEE del Consejo, de 6 de febrero de 1970, relativa a la aproximación de las legislaciones de los países de la UE sobre la homologación de vehículos a motor y de sus remolques.
  • Biomasa: fracción biodegradable de los productos, desechos y residuos procedente de la agricultura (incluidas las sustancias vegetales y animales), de la silvicultura y de las industrias afines, así como la fracción biodegradable de los residuos industriales y municipales.
  • Empresa gran consumidora de energía: empresa cuyas compras de productos energéticos y de electricidad alcancen al menos el 3% del valor de la producción, o en la que el importe total de los impuestos energéticos nacionales suponga al menos el 0,5% del valor añadido.

REFERENCIAS

ActoEntrada en vigorPlazo de transposición en los Estados miembrosDiario Oficial
Directiva 2003/96/CE

31.10.2003

31.12.2003

DO L 283 de 31.10.2003

Acto(s) modificativo(s)Entrada en vigorPlazo de transposición en los Estados miembrosDiario Oficial

Directiva 2004/74/CE

1.5.2004

1.5.2004

DO L 195 de 2.6.2004

Directiva 2004/75/CE

1.5.2004

1.5.2004

DO L 195 de 2.6.2004

Las modificaciones y correcciones sucesivas de la Directiva 2003/96/CE se han integrado en el texto de base. Esta versión consolidada tiene un valor meramente documental.

Última modificación: 03.11.2010
Aviso jurídico | Sobre este sitio | Búsqueda | Dirección de contacto | Arriba