RSS
Índice alfabético

Glosario

Organizaciones comunes de los mercados agrícolas (OCM)

Las organizaciones comunes de mercados (OCM) se crearon a partir de 1962 en el marco de la Política Agrícola Común (PAC). Las OCM cubren aproximadamente el 90% de la producción agrícola de la Unión Europea. Regulan la producción y la comercialización de los productos o grupos de productos (cereales, frutas y legumbres, carne porcina, huevos, vino, etc.) para garantizar unos ingresos estables a los agricultores y un abastecimiento continuo de los consumidores europeos. Las OCM constituyen los principales instrumentos del mercado agrícola común en la medida en que eliminan los obstáculos de los intercambios intracomunitarios de productos agrícolas y mantienen una barrera arancelaria común respecto de terceros países.

Para desempeñar su papel, las OCM cuentan con varios mecanismos:

  • la intervención en los mercados (recompra de los excedentes de producción, ayudas al almacenamiento, fijación del precio que enmarca el mercado);
  • los pagos directos a los agricultores;
  • la limitación de la producción;
  • medidas comerciales (derechos de aduana, contingentes arancelarios, restituciones por exportación).

Tras la reforma de la PAC de 2003, la mayoría de las OCM están sujetas al sistema de pago único por explotación. A partir de ahora, la mayor parte de las ayudas se abona directamente a los agricultores con independencia del volumen de producción (disociación).

En 2007, en el marco del proceso de simplificación de la PAC, se puso en marcha una organización común del mercado único que cubrían las diferentes redes para sustituir las 21 OCM existentes. Dicho cambio también implica la sustitución de los comités de gestión propios de cada sector por un único comité: la organización común de los mercados agrícolas.

Véase:

Aviso jurídico | Sobre este sitio | Búsqueda | Dirección de contacto | Arriba