RSS
Índice alfabético

Glosario

Comitología

Según el Tratado de Funcionamiento de la Unión Europea (TFUE), los Estados miembros deben adoptar el derecho europeo mediante la transposición de los actos jurídicos a su legislación nacional. De acuerdo con los principios de subsidiariedad y de proximidad, las decisiones deben adoptarse de la forma más próxima posible a los ciudadanos.

Asimismo, pueden atribuirse competencias de ejecución a la Comisión en lo que respecta a la aplicación uniforme de la legislación en los Estados miembros, así como al Consejo en lo relativo a la ejecución de los actos sobre política exterior y de seguridad común (artículos 24 y 26 del Tratado de la Unión Europea, TUE).

En el ejercicio de sus competencias de ejecución, la Comisión está asistida por los representantes de los Estados miembros agrupados en comités, según un procedimiento denominado de «comitología».

Los comités son foros de debate compuestos por representantes de los Estados miembros y presididos por la Comisión que permiten a ésta entablar un diálogo con las administraciones nacionales antes de adoptar medidas de ejecución. De este modo, la Comisión se asegura de que las medidas se adapten lo mejor posible a la realidad de cada país.

Las relaciones entre la Comisión y estos comités se rigen por modelos previamente establecidos en una Decisión del Consejo: la denominada Decisión «comitología». Esta Decisión ha sido modificada en varias ocasiones. En 1999, garantizó al Parlamento Europeo un derecho de control sobre la ejecución de los actos legislativos adoptados mediante el procedimiento de codecisión. Asimismo, mejoró la transparencia del sistema facilitando al Parlamento y al público el acceso a los documentos de los comités y obligando a que dichos documentos figuren en un registro público. En 2006, la Decisión «comitología» fue modificada de nuevo. Introdujo una nueva modalidad de ejercitar las comptencias de ejecución: el procedimiento de reglamentación con control.

El Tratado de Lisboa prevé, a partir de ahora, que las relaciones entre la Comisión y dichos comités se organicen en base a un reglamento adoptado por el Parlamento Europeo y el Consejo en el marco del procedimiento legislativo ordinario. Hasta la adopción de ese reglamento, se aplica la Decisión «comitología» del Consejo adoptada en 2006.

Los comités pueden clasificarse según la tipología siguiente:

  • Comités consultivos: remiten un dictamen a la Comisión, que procura tenerlo en cuenta;
  • Comités de gestión: intervienen cuando se trata de medidas de ejecución relacionadas con la gestión de programas y con implicaciones presupuestarias;
  • Comités de reglamentación: tienen competencias cuando se trata de medidas de ejecución relativas a legislación aplicable en toda la Unión Europea (UE);
  • Comités de reglamentación con control: deben permitir al Consejo y al Parlamento efectuar un control previo a la adopción de medidas de alcance general que tengan por objeto modificar elementos no esenciales de un acto adoptado con arreglo al procedimiento de codecisión.

Véanse:

Aviso jurídico | Sobre este sitio | Búsqueda | Dirección de contacto | Arriba