RSS
Índice alfabético

Glosario

Presupuesto

Todos los gastos e ingresos de la Unión Europea son objeto de previsiones anuales y están consignados en el Presupuesto comunitario, que se rige por una serie de principios, entre los que cabe señalar:

  • Unidad: todos los gastos e ingresos figuran en un solo documento.
  • Anualidad: toda operación presupuestaria se refiere a un ejercicio anual.
  • Equilibrio: los gastos no deben exceder a los ingresos.

La Comisión es la encargada, cada año, de presentar un anteproyecto de presupuesto al Consejo y al Parlamento Europeo, que comparten la autoridad presupuestaria. El Consejo adopta una postura sobre el proyecto de presupuesto y se la transmite al Parlamento Europeo antes del 1 de octubre del año anterior al previsto para la ejecución del mismo. Si el Parlamento aprueba la postura del Consejo, el presupuesto se considera aprobado. Sin embargo, si el Parlamento Europeo presenta enmiendas a la postura del Consejo, debe reunirse el comité de conciliación para alcanzar un acuerdo. Corresponde al Presidente del Parlamento confirmar la adopción definitiva del presupuesto.

Con objeto de estabilizar los presupuestos anuales, éstos son objeto de acuerdos interinstitucionales plurianuales relativos a la disciplina presupuestaria entre el Parlamento, el Consejo y la Comisión. El marco financiero plurianual rige la distribución de los gastos y pretende garantizar un nivel adecuado de recursos y apoyar las prioridades de la Unión. El Consejo lo adopta por unanimidad tras la aprobación del Parlamento Europeo. El Tratado de Lisboa supone la institucionalización de esta práctica instaurada en 1988.

Véase:

Aviso jurídico | Sobre este sitio | Búsqueda | Dirección de contacto | Arriba