RSS
Índice alfabético
Esta página se encuentra disponible en 5 idiomas

We are migrating the content of this website during the first semester of 2014 into the new EUR-Lex web-portal. We apologise if some content is out of date before the migration. We will publish all updates and corrections in the new version of the portal.

Do you have any questions? Contact us.


Intercambios intracomunitarios de ovinos y caprinos

La armonización de las normas aplicables a los intercambios de ovinos y caprinos dentro de la Unión Europea (UE) ofrece una doble ventaja: reduce los riesgos de propagación de enfermedades animales contagiosas y consolida el mercado interior. Las normas aplicables actualmente se reforzaron en 2003 tras la epizootia de fiebre aftosa registrada en 2001.

ACTO

Directiva 91/68/CEE del Consejo de 28 de enero de 1991 relativa a las normas de policía sanitaria que regulan los intercambios intracomunitarios de animales de las especies ovina y caprina [Véanse los acto(s) modificativo(s)].

SÍNTESIS

La Directiva 91/68/CEE fija las normas zoosanitarias por las que se rigen los intercambios intracomunitarios de animales de las especies ovina y caprina. Dicha Directiva, que se ha modificado en varias ocasiones, establece las garantías en materia de salud animal necesarias para el comercio entre los Estados miembros. No obstante, los movimientos de animales en el interior de un Estado miembro no están contemplados por dicha reglamentación.

Condiciones sanitarias mínimas

Los intercambios de ganado ovino y caprino con otro Estado miembro se autorizan solamente cuando se cumplen las siguientes condiciones:

  • los animales son identificados y registrados;
  • los animales no presentan ningún signo clínico de enfermedad en la inspección veterinaria (la inspección se efectúa en el transcurso de las 24 horas que preceden al embarque);
  • los animales no están destinados al sacrificio siguiendo un plan de erradicación de una enfermedad;
  • los animales no proceden de una explotación sujeta a prohibición por razones sanitarias (brucelosis, rabia, ántrax);
  • los animales no son objeto de medidas zoosanitarias contempladas en la legislación europea relativa a la lucha contra la fiebre aftosa. Tampoco han sido vacunados contra dicha enfermedad;
  • los animales no han nacido y han sido criados en territorio de la UE o no proceden de un país tercero autorizado conforme a la legislación europea;
  • los animales permanecen en la explotación durante un plazo mínimo previsto;
  • antes de ser trasladados, los animales no han estado en contacto con otros animales ovinos o caprinos (durante los veintiún días anteriores al traslado) ni con otros ungulados (durante los treinta días anteriores a la expedición);
  • los animales se trasladas en lo antes posible para reducir cualquier riesgo de contagio.

Condiciones sanitarias adicionales

Se imponen condiciones suplementarias según se trate de ovinos o caprinos de abasto, cría o engorde. En estos dos últimos casos, la Directiva prevé controles suplementarios de algunas enfermedades como la Maedi Visna, la artritis/encefalitis vírica caprina, la agalaxia contagiosa o la paratuberculosis.

Financiación de programas nacionales

La financiación comunitaria puede contribuir a la implantación de programas nacionales de lucha contre la fiebre aftosa, la brucelosis, la epididimitis contagiosa del carnero, el carbunco bacteridiano y la rabia. Esta financiación se concede tras la aprobación de los programas en cuestión por parte de la Comisión.

Centros de agrupamiento

Los centros de agrupamiento, en los que los ovinos y caprinos se reparten en lotes, deben cumplir determinadas condiciones sanitarias y son objeto de inspecciones periódicas por parte de las autoridades competentes. Además, se ha organizado un sistema de registro y autorización de las personas dedicadas al comercio de animales, con el fin de garantizar condiciones sanitarias suficientes en los intercambios y, llegado el caso, durante la estancia de los animales en sus propios locales.

Todos los centros de agrupamiento están registrados. Cada uno de ellos tiene asignado un número de registro veterinario. La lista de centros de agrupamiento y sus números de registro veterinario es actualizada de forma regular por los Estados miembros. Estos últimos se la comunican posteriormente al resto de Estados miembros y al público.

Transporte de animales.

El transporte de animales, en especial la higiene de los vehículos, el aislamiento de los animales transportados y los certificados sanitarios también deben cumplir determinados criterios establecidos en esta Directiva.

Inspecciones

Las autoridades competentes de cada Estado miembro llevan a cabo inspecciones periódicas, garantizando al mimo tiempo el cumplimiento de la Directiva.

REFERENCIAS

ActoEntrada en vigorPlazo de transposición en los Estados miembrosDiario Oficial

Directiva 91/68/CEE

4.2.1991

Artículos 7 y 8: 4.4.1991;
otros: 31.12.1992

DO L 46, 19.2.1991

Acto(s) modificativo(s)Entrada en vigorPlazo de transposición en los Estados miembrosDiario Oficial

Directiva 2001/10/CE

20.6.2001

30.6.2001

DO L 147, 31.5.2001

Directiva 2003/50/CE

9.7.2003

30.6.2004

DO L 169, 8.7.2003

Reglamento (CE) nº 806/2003

5.6.2003

-

DO L 122, 16.5.2003

Directiva 2006/104/CE

1.1.2007

-

DO L 363, 20.12.2006

Directiva 2008/73/CE

3.9.2008

1.1.2010

DO L 219, 14.8.2008

Las modificaciones y correcciones sucesivas de la Directiva 91/68/CE se han integrado en el texto de base. La versión consolidada tiene un valor meramente documental.

ACTOS CONEXOS

Decisión 93/52/CEE de la Comisión, de 21 de diciembre de 1992, por la que se reconoce que determinados Estados miembros o regiones cumplen las condiciones referentes a la brucelosis (Brucella melitensis) y se les concede la calificación de Estados miembros o regiones oficialmente indemnes de esta enfermedad.

Última modificación: 15.06.2011
Aviso jurídico | Sobre este sitio | Búsqueda | Dirección de contacto | Arriba