RSS
Índice alfabético
Esta página se encuentra disponible en 4 idiomas

We are migrating the content of this website during the first semester of 2014 into the new EUR-Lex web-portal. We apologise if some content is out of date before the migration. We will publish all updates and corrections in the new version of the portal.

Do you have any questions? Contact us.


Peste equina

En caso de sospecha de peste equina se aplican medidas comunitarias destinadas a prevenir su propagación.

ACTO

Directiva 92/35/CEE del Consejo de 29 de abril de 1992 por la que se establecen las normas de control y las medidas de lucha contra la peste equina [Véanse los actos modificativos].

SÍNTESIS

La presente Directiva establece las medidas que deben adoptarse para hacer frente a la peste equina en cuanto se sospecha la presencia de esta enfermedad.

Cuando se sospeche que uno o varios équidos de una explotación pueden estar infectados de peste equina, el veterinario oficial debe notificar el caso a la autoridad competente y adoptar una serie de medidas que incluyen la vigilancia de las explotaciones sospechosas, el censo de los équidos y los locales infectados, la autopsia de los animales sospechosos y la prohibición de movimientos de équidos desde o hacia explotaciones sospechosas.

El veterinario levanta esas medidas cuando la autoridad competente descarta la sospecha de peste equina.

Cuando se confirma la presencia de peste equina, el veterinario ordena el sacrificio de todos los équidos infectados y la eliminación de los cadáveres. Además, extiende las medidas adoptadas en las explotaciones afectadas a todas las explotaciones situadas en un radio de veinte kilómetros, procede a la vacunación de todos los animales de esta zona y realiza un estudio epidemiológico.

La autoridad competente delimita una zona de protección (al menos 100 kilómetros en torno a la explotación) y una zona de vigilancia (al menos 50 kilómetros a partir de los límites de la zona de protección) en las que deben aplicarse ciertas medidas que incluyen, entre otras cosas, la identificación de todas las explotaciones donde haya équidos, las visitas y exámenes realizados por un veterinario oficial y la prohibición de desplazar los citados animales.

Las personas establecidas en esas zonas son informadas de todas las restricciones vigentes. En la zona de protección puede imponerse la vacunación sistemática de los animales.

Cada Estado miembro designa un laboratorio nacional encargado de efectuar los exámenes contemplados en la Directiva, y después comunica a los otros Estados miembros su ubicación. Todos los laboratorios nacionales deben cooperar con el laboratorio de referencia comunitario, situado en Algete (España).

En ciertos casos, los expertos de la Comisión pueden efectuar exámenes en algunas de las explotaciones afectadas.

Todos los Estados miembros deben elaborar un plan de intervención con arreglo a los criterios indicados en la presente Directiva. Por ejemplo, deben crear una célula de crisis y presentar una lista de centros locales de urgencia y datos pormenorizados del personal encargado de las medidas de urgencia.

El Comité Permanente de la Cadena Alimentaria y de Sanidad Animal asiste a la Comisión en la gestión de las medidas relativas a la peste equina. Su intervención se destina, entre otras cuestiones, a determinar la duración de las medidas y a adoptar medidas complementarias.

REFERENCIAS

ActoEntrada en vigorPlazo de transposición en los Estados miembrosDiario oficial
Directiva 92/35/CEE

18.5.1992

31.12.1992

DO L 157 de 10.6.1992

Acto(s) modificativo(s)Entrada en vigorPlazo de transposición en los Estados miembrosDiario oficial
Reglamento (CE) nº 806/2003

5.6.2003

-

DO L 122 de 16.5.2003

Directiva 2008/73/CE

3.9.2008

-

DO L 219 de 14.8.2008

Las modificaciones y correcciones sucesivas de la Directiva 92/35/CEE se han integrado en el texto de base. Esta versión consolidada  tiene un valor meramente documental.

Última modificación: 11.11.2010
Aviso jurídico | Sobre este sitio | Búsqueda | Dirección de contacto | Arriba