RSS
Índice alfabético
Esta página se encuentra disponible en 15 idiomas
Nuevos idiomas disponibles:  CS - HU - PL - RO

We are migrating the content of this website during the first semester of 2014 into the new EUR-Lex web-portal. We apologise if some content is out of date before the migration. We will publish all updates and corrections in the new version of the portal.

Do you have any questions? Contact us.


Aspectos relativos al comercio de servicios

La presente decisión establece un marco multilateral de principios y normas para el comercio de servicios a fin de favorecer la expansión de dicho comercio y su liberalización progresiva mediante negociaciones que garanticen una reglamentación transparente y una creciente participación de los países en vías de desarrollo.

ACTO

Decisión 94/800/CE del Consejo, de 22 de diciembre de 1994, relativa a la celebración en nombre de la Comunidad Europea, por lo que respecta a los temas de su competencia, de los acuerdos resultantes de las negociaciones multilaterales de la Ronda Uruguay (1986-1994).

SÍNTESIS

El Acuerdo General sobre el Comercio de Servicios (AGCS) es el primer conjunto de principios y normas convenidos de forma multilateral para regir el comercio internacional de servicios. Consta de tres elementos: un marco general de obligaciones fundamentales para todos los miembros de la OMC, listas nacionales de compromisos específicos para el acceso a los mercados y, finalmente, unos anexos que establecen condiciones especiales aplicables a diferentes sectores.

Marco general

El Acuerdo se caracteriza por su alcance universal. Se aplica a todos los servicios de todos los sectores, salvo los suministrados por el sector público. También se aplica a todas las medidas aplicables a los servicios adoptadas por todos los niveles administrativos (central, regional, local, etc.). El Acuerdo define cuatro tipos de suministro:

  • Suministro de un servicio de un Estado miembro a otro (ejemplo: llamadas telefónicas internacionales).
  • Suministro de un servicio en el territorio de un Estado miembro a un consumidor de cualquier otro Estado miembro (ejemplo: turismo).
  • Suministro de un servicio mediante presencia comercial de un Estado miembro en el territorio de otro Estado miembro (ejemplo: servicios bancarios).
  • Suministro de un servicio por personas de un Estado miembro en el territorio de cualquier otro Estado miembro (ejemplos: proyectos de construcción, modelos de moda, asesores).

El Acuerdo se basa en el principio de la cláusula de la nación más favorecida (NMF), según la que cada Estado miembro debe otorgar incondicionalmente a los servicios y a los proveedores de servicios de cualquier otro Estado miembro un trato no menos favorable que el que conceda a los servicios y proveedores de cualquier otro Estado miembro. Sin embargo, se prevén algunas excepciones en actividades de servicios específicas en el marco de una lista de exenciones de las obligaciones NMF. Así, cada gobierno señala en su lista nacional los servicios a los que garantiza el acceso a su mercado, detallando las limitaciones que desea mantener a dicho acceso.

Además, los miembros de un acuerdo de integración económica están autorizados a liberalizar entre ellos su comercio de servicios sin tener que ampliar esta liberalización a los demás miembros del AGCS, siempre que tengan una cobertura sectorial sustancial y que su acuerdo establezca la ausencia o eliminación, en lo esencial, de toda discriminación.

Para garantizar la mayor transparencia posible, el Acuerdo prevé obligar a los gobiernos a publicar todas las leyes y disposiciones pertinentes. Estas medidas se aplicarán de forma razonable, objetiva e imparcial.

Los acuerdos bilaterales celebrados entre gobiernos, relativos al reconocimiento de títulos, deberán estar abiertos a los demás miembros que deseen negociar su adhesión a los mismos. Además, cada miembro debe asegurarse de que ningún monopolio ni proveedor exclusivo de servicios abuse de su posición. Asimismo, los miembros deberán consultarse con miras a eliminar las prácticas comerciales que puedan limitar la competencia.

Los pagos y transferencias internacionales por transacciones corrientes referentes a compromisos específicos contraídos con arreglo al AGCS no deberán sufrir restricciones excepto en caso de dificultades de balanza de pagos y bajo determinadas condiciones.

Compromisos específicos

Lo dispuesto en relación con el acceso a los mercados y el trato nacional no constituye una obligación general, sino compromisos específicos que figuran en las listas nacionales anejas al AGCS y que forman parte del Acuerdo. Dichas listas señalan los servicios y actividades de servicios a los que se garantiza el acceso a los mercados y especifican las condiciones a las que se subordina dicho acceso. Una vez firmes, estos compromisos no podrán modificarse ni anularse sin la negociación previa de una compensación con el país afectado.

Así, cada Estado miembro debe otorgar a los servicios y proveedores de servicios de los demás Estados miembros un trato no menos favorable que el previsto en aplicación de los compromisos específicos en su lista nacional.

El Acuerdo también se basa en el principio del trato nacional. En efecto, en los sectores mencionados por cada Estado miembro y en las condiciones que se indiquen, cada gobierno debe otorgar a los servicios y proveedores de cualquier otro Estado miembro un trato no menos favorable que el que dispense a sus propios servicios o proveedores de servicios similares.

Liberalización progresiva

El AGCS prevé, en un plazo de cinco años, negociaciones con miras a elevar el nivel de liberalización del comercio de servicios. Esta liberalización deberá dirigirse tanto a reforzar los compromisos que figuran en las listas como a reducir los efectos restrictivos de las medidas adoptadas por los gobiernos.

Aspectos sectoriales

El AGCS incluye varios anexos sobre diversos sectores de servicios, concebidos para tener en cuenta determinadas particularidades de los sectores en cuestión.

El anexo sobre el movimiento de personas físicas autoriza a los gobiernos a negociar compromisos específicos aplicables a la estancia temporal de personas físicas en su territorio en relación con el suministro de un servicio. El Acuerdo no se aplica a las medidas en materia de ciudadanía, residencia o empleo permanente.

El anexo sobre servicios de transporte aéreo excluye del ámbito de aplicación del AGCS los derechos de tráfico y los servicios relacionados con estos derechos (se trata sobre todo de acuerdos bilaterales sobre servicios aéreos que conceden derechos de aterrizaje). En cambio, el AGCS se aplica a los servicios de reparación y mantenimiento de aeronaves, a la venta y comercialización de servicios de transporte aéreo y a los servicios de reserva informatizados.

El anexo sobre servicios financieros (principalmente bancarios y de seguros) reconoce el derecho de los gobiernos a adoptar medidas para proteger a los inversores, depositantes o tenedores de pólizas. El Acuerdo excluye de su ámbito de aplicación los servicios suministrados por los bancos centrales.

Finalmente, el anexo sobre telecomunicaciones estipula que los gobiernos deben conceder a los proveedores de servicios de otro Estado miembro el acceso a las redes públicas de telecomunicaciones según determinadas modalidades y en condiciones razonables y no discriminatorias.

Disposiciones institucionales

Estas medidas afectan sobre todo a las consultas y a la solución de diferencias, así como a la creación de un Consejo de Servicios. Las competencias de este Consejo se definirán en una decisión ministerial.

Prosecución de las negociaciones

Tras el fin de la Ronda Uruguay, los gobiernos acordaron proseguir las negociaciones en cuatro sectores: telecomunicaciones de base, transportes marítimos, movimientos de personas físicas y servicios financieros. También deberán entablarse otras negociaciones relativas a las subvenciones, los contratos públicos y las medidas de salvaguardia.

REFERENCIAS

ActoEntrada en vigorPlazo de transposición en los Estados miembrosDiario Oficial

Decisión 94/800/CE

22.12.1994

-

DO L 336, 23.12.1994

ACTOS CONEXOS

Decisión 97/838/CE del Consejo de 28 de noviembre de 1997 relativa a la celebración en nombre de la Comunidad Europea, por lo que respecta a los asuntos de su competencia, de los resultados de las negociaciones de la OMC sobre los servicios de telecomunicaciones básicas [Diario Oficial L 347 de 18.12.1997].
Con arreglo a los compromisos contraídos en el AGCS, se firmó en Ginebra, el 15 de abril de 1997, un protocolo sobre los servicios de telecomunicaciones básicas. Este acuerdo, por un lado, abre a la competencia los servicios de telefonía vocal y de transmisión electrónica de datos, de télex y de fax y, por otro, establece varias normas para las empresas de telecomunicaciones que invierten fuera del territorio nacional en el que están establecidas.

Decisión 1999/61/CE del Consejo de 14 de diciembre de 1998 relativa a la aprobación, en nombre de la Comunidad Europea, por lo que respecta a los asuntos que son de su competencia, de los resultados de las negociaciones de la Organización Mundial del Comercio sobre servicios financieros [Diario Oficial L 20 de 27.1.1999].
Tras negociaciones posteriores en la Ronda Uruguay sobre servicios financieros para incluirlos en el AGCS de modo permanente y según el principio de la nación más favorecida (NMF), se adjuntó al AGCS un quinto protocolo sobre servicios financieros que prevé reemplazar las secciones relativas a estos servicios de las listas de compromisos específicos y de las listas de exenciones NMF de los miembros afectados mediante nuevas listas negociadas que figuran en el anexo del protocolo.

Última modificación: 18.05.2011
Aviso jurídico | Sobre este sitio | Búsqueda | Dirección de contacto | Arriba