RSS
Índice alfabético
Esta página se encuentra disponible en 5 idiomas

We are migrating the content of this website during the first semester of 2014 into the new EUR-Lex web-portal. We apologise if some content is out of date before the migration. We will publish all updates and corrections in the new version of the portal.

Do you have any questions? Contact us.


Un nuevo impulso a la cooperación en educación y formación profesional

El objetivo de la presente Comunicación es relanzar la cooperación europea en materia de educación y formación profesional (EFP). Como respuesta a la Estrategia Europa 2020, esta comunicación contribuye a la modernización de la EFP para hacerla más atractiva.

ACTO

Comunicación de la Comisión al Parlamento Europeo, al Consejo, al Comité Económico y Social Europeo y al Comité de las Regiones, de 9 de junio de 2010, sobre un nuevo impulso a la cooperación en educación y formación profesional para aprobar la Estrategia Europa 2020 [COM(2010) 296 final – no publicada en el Diario Oficial].

SÍNTESIS

La presente Comunicación, basándose en la estrategia Europa 2020 y en el marco estratégico para la Educación y Formación 2020 (ET 2020), propone una nueva visión para la educación y formación profesional (EFP) en la Unión Europea (UE). Se centra en cuestiones esenciales para el Proceso de Copenhague, en función de los objetivos estratégicos de la ET 2020.

Hacer realidad el aprendizaje permanente y la movilidad

Hay que maximizar el acceso a todos los niveles de formación, lo que puede suponer cambios significativos en la provisión actual de la EFP. Se precisa una mayor flexibilidad en relación con la manera de adquirir los resultados del aprendizaje, de evaluarlos y de ver cómo conducen a las cualificaciones. Esto incluye un mejor papel, y la necesidad de mejorar la provisión de EFP continua por parte de empleadores, proveedores tradicionales de formación inicial y centros de enseñanza superior. En relación con las cualificaciones profesionales, un enfoque basado en los resultados según el Marco Europeo de Cualificaciones (MEC) y el Sistema Europeo de Transferencia de Créditos para la Educación y la Formación Profesionales (ECVET) puede ayudar a validar capacidades adquiridas fuera de una formación y educación formales. Al mismo tiempo, las vías entre la EFP y la enseñanza superior deben ser abiertas y se deben desarrollar programas de EFP de nivel terciario. Asimismo, debe facilitarse la transición entre formación y empleo, así como entre empleos, para lo cual deben prestarse servicios de orientación y asesoramiento.

La movilidad debe convertirse en la norma de la EFP, en especial, de la EFP inicial, tanto para estudiantes como para formadores. También es fundamental que los periodos de movilidad sean reconocidos en el ECVET. Deberían crearse estructuras adecuadas para facilitar las prácticas y se debería utilizar la movilidad virtual (a través de eLearning) para complementar la movilidad física.

Mejorar la calidad y eficiencia de la educación y formación

La calidad y eficiencia de la EFP, el alto nivel de los profesores y formadores, la adaptación de la oferta de EFP a las necesidades del mercado laboral y los caminos que la EFP abre a un aprendizaje suplementario contribuyen a su atractivo. Para mejorar la calidad y eficiencia de la EFP:

  • se implementarán sistemas de garantía de la calidad a nivel nacional basándose en el Marco de Referencia Europeo de Garantía de la Calidad para EFP;
  • se revisará el desarrollo continuo de cualificaciones y competencias de profesores y formadores en función de sus tareas nuevas;
  • se garantizará el desarrollo continuo de competencias clave junto con las cualificaciones profesionales relevantes para satisfacer las necesidades del mercado laboral, en concreto, a través de diferentes formas de aprendizaje en el trabajo;
  • se desarrollarán herramientas de anticipación para hacer que las capacidades coincidan con los trabajos y se crearán asociaciones con participantes relevantes para reforzar la relevancia del mercado laboral.

Promover la equidad, la cohesión social y la ciudadanía activa

Los sistemas de EFP desempeñan un papel importante en la lucha contra la exclusión social y la promoción del crecimiento inclusivo. Los alumnos menos favorecidos podrán beneficiarse de un aprendizaje fuera de las aulas, en el trabajo, vinculado al mercado laboral local. La formación, integrada en la EFP general, debería ser flexible y modular, facilitando itinerarios individualizados. Se podrá reforzar la mejora de las perspectivas sociales facilitando la transición entre la EFP y la formación superior. Al mismo tiempo, deberán prestarse servicios de orientación accesibles y específicos. Además, es preciso controlar constantemente los índices de empleo de los alumnos de EFP, en especial de los que pertenezcan a grupos menos favorecidos.

Mejorar la creatividad, la innovación y el espíritu emprendedor

El marco en el que se desarrolla la EFP debería estimular la creatividad e innovación, fomentando la toma de riesgos y la experimentación. Para proporcionar formación accesible y flexible, se deberá promocionar aprendizaje basado en la experiencia y aprendizaje activo, incluido el eLearning. Se debería promocionar la educación para el espíritu emprendedor para infundar un sentido de iniciativa y creatividad y la capacidad para concretar ideas. El espíritu emprendedor también debería formar parte del marco de competencias de los profesores y formadores de la EFP.

Dimensión internacional

Debería fomentarse el diálogo y aprendizaje mutuo sobre la política de la EFP de la UE a nivel internacional. Con el apoyo de la Fundación Europea de Formación (ETF), se debería reforzar la cooperación estructurada sobre EFP con países vecinos y de la ampliación, con vistas a mejorar:

  • la colaboración trasnacional;
  • el desarrollo regional;
  • la gestión de la movilidad legal;
  • la lucha contra la inmigración ilegal.

En concreto, se debería intensificar la cooperación en actividades de investigación y diseño de políticas basadas en datos con la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE), Organización de las Naciones Unidas para la Ciencia, la Educación y la Cultura (UNESCO) y la Organización Internacional del Trabajo (OIT).

Perspectivas de futuro

El relanzamiento de la cooperación europea en EFP a finales de 2010 deberá realizarse en estrecha colaboración con los actores relevantes de los países de la UE y la Comisión. Se fijará una agenda ambiciosa de modernización para EFP con prioridades durante más de diez años, incluidos objetivos a corto plazo revisables. Los programas nacionales Europa 2020 deberán implementar esta reforma de la EFP.

Última modificación: 03.09.2010

Véase también

  • Página web de la Dirección General de Educación y Cultura de la Comisión Europea sobre EFP (EN)
Aviso jurídico | Sobre este sitio | Búsqueda | Dirección de contacto | Arriba