RSS
Índice alfabético
Esta página se encuentra disponible en 4 idiomas

We are migrating the content of this website during the first semester of 2014 into the new EUR-Lex web-portal. We apologise if some content is out of date before the migration. We will publish all updates and corrections in the new version of the portal.

Do you have any questions? Contact us.


eLearning - Concebir la educación del futuro

Archivos

1) OBJETIVO

Movilizar a las comunidades educativas y de formación, así como a los agentes económicos, sociales y culturales, con el fin de alcanzar los objetivos fijados por el Consejo Europeo de Lisboa, para que Europa pueda recuperar su retraso y acelerar la instauración de la sociedad del conocimiento.

2) ACTO

Comunicación de la Comisión, de 24 de mayo de 2000, eLearning - Concebir la educación del futuro [COM (2000) 318 final - no publicada en el Diario Oficial].

3) CONTENIDO

Contexto
La iniciativa eLearning forma parte de la estrategia global «eEurope» de la Comunidad Europea, concebida para que Europa pueda alcanzar el objetivo fijado por los Jefes de Estado en el Consejo Europeo de Lisboa, celebrado los días 23 y 24 de marzo de 2000: «convertirse en la economía basada en el conocimiento más competitiva y dinámica del mundo, capaz de crecer económicamente de manera sostenible con más y mejores empleos y con mayor cohesión social». La estrategia global se basa, principalmente, en la comunicación eEurope; «Una sociedad de la información para todos», en las conclusiones del Consejo Europeo de Lisboa y en el plan de acción «eEurope». Dentro de esta estrategia, el papel principal recae sobre las comunidades educativas y culturales, y la iniciativa «eLearning» pretende crear un marco para que puedan desempeñar este papel clave.

En el futuro, el nivel económico y social de las sociedades estará determinado, en gran parte, por el modo en que los ciudadanos puedan aprovechar las potencialidades de estas nuevas tecnologías. La consecución del objetivo de Lisboa supone la participación a fondo de todos los agentes interesados en el proceso de educación y de formación, y depende de esta participación. La iniciativa «eLearning» se refiere a los retos en estos ámbitos y su objetivo es adaptar los sistemas europeos de educación y de formación a las necesidades de la sociedad del conocimiento.

La iniciativa no pretende crear un nuevo proceso, sino que articula los diversos componentes de la educación y de la formación: las acciones eEurope, el proceso de Luxemburgo y las actividades de investigación para movilizar al mundo de la educación y la formación.
Paralelamente, el Consejo Europeo de Lisboa pidió al Consejo de Educación que emprendiera una reflexión general sobre los futuros objetivos precisos de los sistemas educativos, centrada en intereses y prioridades comunes y que presentara un informe más amplio al Consejo Europeo en la primavera de 2001.

Es precisa una movilización europea urgente para eliminar las deficiencias y recuperar los importantes retrasos en la utilización de las nuevas tecnologías en comparación con Estados Unidos; por lo tanto, los objetivos y las acciones de la iniciativa son precisos y su calendario se ha fijado a corto plazo.

Objetivos
La iniciativa tiene tres grupos de objetivos, compuesto cada uno de ellos de numerosos objetivos detallados dirigidos a las principales deficiencias de Europa en este ámbito:

  • Objetivos en cuanto a infraestructuras:
    - dotar a todas las escuelas de la Unión de un acceso a Internet antes de que acabe el año 2001;

    - favorecer la creación, antes de que acabe 2001, de una red transeuropea de muy alta capacidad para las comunicaciones científicas que interconectará los centros de investigación, las universidades, las bibliotecas científicas y, progresivamente, las escuelas;

    - conseguir que antes de que acabe 2002 todos los alumnos dispongan en las clases de un acceso rápido a Internet y a los recursos multimedios.
  • Objetivos en cuanto al incremento del nivel de conocimientos de la población:

    - incrementar sustancialmente cada año la inversión por habitante en recursos humanos;

    - dotar a cada ciudadano de las competencias necesarias para vivir y trabajar en la nueva sociedad de la información;

    - hacer que toda la población pueda acceder a la cultura digital.
  • Objetivos en cuanto a la adaptación de los sistemas de educación y de formación a la sociedad del conocimiento:

    - haber formado antes de 2002 un número suficiente de profesores para que puedan utilizar Internet y los recursos multimedios;

    - conseguir que las escuelas y los centros de formación se conviertan en centros locales de adquisición de conocimientos polivalentes y accesibles a todos, recurriendo a los métodos más adecuados en función de la gran diversidad de grupos destinatarios;

    - adoptar un marco europeo que defina las nuevas competencias básicas que deberán adquirirse mediante la educación y la formación permanentes: tecnologías de la información, lenguas extranjeras y cultura técnica, en particular la creación de un diploma europeo para las competencias básicas en tecnologías de la información;

    - determinar, antes de que acabe el año 2000, lo medios que permitan potenciar la movilidad de los estudiantes, los profesores, los formadores e investigadores, mediante una utilización óptima de los programas comunitarios, la eliminación de los obstáculos y una mayor transparencia en el reconocimiento de las cualificaciones y de los períodos de estudios y de formación;

    - evitar que siga ensanchándose la brecha entre quienes tienen acceso a los nuevos conocimientos y quienes no lo tienen, determinando acciones prioritarias para grupos destinatarios específicos (minorías, personas de edad avanzada, personas con discapacidad o personas con bajos niveles de cualificación) y las mujeres, garantizando además una sólida educación básica;

    - dotar a todos los alumnos de una «cultura digital» global antes de que acabe 2003.

Acciones
Para lograr estos ambiciosos objetivos, la iniciativa se ha dotado de cuatro líneas de actuación principales:

  • Un esfuerzo en materia de equipamiento
    Este eje de acción aborda una de las grandes deficiencias de Europa en este ámbito, y uno de los principales obstáculos para el desarrollo de una sociedad del conocimiento inclusiva: la escasez de equipamiento y de programas informáticos.
    La acción pretende mejorar el acceso a las redes digitales aumentando el equipamiento de los centros de educación, de formación y de conocimientos.
    Uno de los objetivos es alcanzar una proporción de entre 5 y 15 usuarios por ordenador en las escuelas antes de que acabe 2004, lo que representa un reto importante dadas las diferencias existentes en Europa; de una proporción de 1 ordenador por 400 alumnos a 1 ordenador por cada 25 alumnos.
  • Un esfuerzo de formación a todos los niveles
    La segunda línea de acción destaca la importancia de la formación permanente, tanto para los profesores como para otros profesionales.
    Por otra parte, el impacto de las nuevas tecnologías sobre la organización y el contenido de los programas de educación y de formación, así como sobre el entorno de aprendizaje y las prácticas pedagógicas, necesitará una adaptación de las técnicas y la introducción de modelos educativos innovadores.
    En esta perspectiva, se propondrá, tras un análisis profundo, una definición de las competencias básicas a cuya adquisición deben encaminarse la educación y la formación permanentes, y de las competencias específicas que corresponden a los nuevos perfiles profesionales.
  • El desarrollo de servicios y de contenidos multimedia de calidad
    La integración satisfactoria de las nuevas tecnologías depende de que se disponga de servicios y contenidos pertinentes y de calidad, por lo que la tercera línea de acción aborda este problema con el objetivo de reforzar la industria europea de los multimedios educativos y sus lazos con los sistemas de educación y, antes de que acabe el año 2002, de servicios de orientación profesional para que cada ciudadano pueda tener acceso a la información y formación sobre las nuevas tecnologías, al objeto de que pueda orientar o reorientar su trayectoria de empleo.
  • El desarrollo e interconexión de centros de adquisición de conocimientos
    La cuarta línea de acción aborda el tercer objetivo con el fin de transformar centros de enseñanza y de formación en centros polivalentes de adquisición de conocimientos, accesibles a todos y adaptados a las necesidades de la sociedad del conocimiento, en particular, creando espacios y campus virtuales para la creación de redes entre universidades, escuelas, centros de formación, etc. Esta transformación favorecerá el desarrollo de la educación y la formación a distancia y los intercambios de buenas prácticas y de experiencias.

La puesta en práctica por los Estados miembros
La amplitud y la naturaleza de estos retos y acciones suponen un compromiso político fuerte de los Estados miembros. La realización de los objetivos en los plazos fijados por el calendario a corto plazo les impone igualmente una aplicación rápida e incluso, con frecuencia, esfuerzos suplementarios.
Está previsto que la Comisión, en colaboración con el Comité de educación del Consejo, elabore un marco de seguimiento de las acciones emprendidas para analizar los progresos y la eficacia de las medidas, utilizando, entre otros medios, un sistema de evaluación comparativa, mediante los indicadores establecidos en el marco del proceso de Luxemburgo. Los Estados miembros deberán contribuir al intercambio de información pertinente.
De forma complementaria, se elaborarán mecanismos de observación que incluyan objetivos correspondientes a las cuatro líneas de actuación de eLearning y que permitan una comparación entre los países de dentro y de fuera de la UE.
La iniciativa eLearning ayudará a modificar las directrices para el empleo que la Comisión propondrá en otoño de 2000. Está previsto proponer una directriz específica respecto a eLearning.
La iniciativa se incluirá igualmente en la Agenda Social Europea.

La función de la Comisión
La iniciativa se llevará a la práctica mediante el método abierto de coordinación, que permite la difusión de las mejores prácticas y la convergencia de los objetivos. La función de la Comisión es apoyar a los Estados miembros en su aplicación de la iniciativa y coordinar y amplificar sus esfuerzos a escala europea.
En octubre de 2000 debe presentar un documento de trabajo en el que se precisen todas las acciones previstas a escala comunitaria para apoyar la realización de la iniciativa eLearning y los informes de cada fase eLearning al Consejo de Educación.
Con el acuerdo de los Estados miembros, la Comisión movilizará los instrumentos y programas comunitarios para la consecución de los objetivos comunes, que incluyen contribuciones:

  • de los Fondos estructurales;
  • de los programas comunitarios en los ámbitos educativos, culturales y de formación (Sócrates, Leonardo);
  • de los programas de investigación (IST, TSER);
  • de los programas de cooperación internacional;
  • de los organismos financieros de la Comunidad.

En este ámbito, se prestará especial atención a los siguientes aspectos:

  • el reconocimiento de las cualificaciones;
  • el aprendizaje de lenguas;
  • la educación en materia de comunicación y de medios de comunicación;
  • el desarrollo de la movilidad de los profesores, estudiantes, formadores e investigadores, entre otros en el marco del «Espacio Europeo de la Investigación»;
  • el desarrollo de las movilidades virtuales.

La Comisión desarrollará en el ámbito comunitario acciones específicas que alimentarán la reflexión y la acción a escala nacional y comunitaria, lo que afecta especialmente a:

  • la potenciación de la cooperación desarrollada en el marco de la red EUN (la red europea de escuelas), que asocia a veinte Ministerios de educación de la Unión Europea y de los países de Europa central y oriental para crear un campus europeo virtual y multilingüe y desarrollar una red europea para la innovación y el intercambio de información en el ámbito de las tecnologías de la información;
  • la creación de portales europeos que vincularán comunidades educativas coherentes;
  • el establecimiento de un marco general de reflexión sobre las innovaciones en curso, entre las que se incluye la constitución de un grupo de alto nivel destinado a «concebir la educación y formación del futuro»;
  • la creación de mecanismos de observación;
  • el establecimiento de una red de formación de formadores;
  • la creación de un sitio eLearning en Internet;
  • la promoción de la empleabilidad mediante el desarrollo de las cualificaciones y competencias asociadas a las nuevas tecnologías.

Una vez alcanzados, estos ambiciosos objetivos permitirán a los ciudadanos europeos participar activamente en la construcción de la sociedad más dinámica y cohesionada del mundo.

4) MEDIDAS DE APLICACIÓN

5) TRABAJOS POSTERIORES

Informe de la Comisiónal Consejo y al Parlamento Europeo, de 27 de enero de 2000 «Concebir la educación del futuro - Promover la innovación con las nuevas tecnologías» [COM (2000) 23 final - no publicado en el Diario Oficial].

 
Última modificación: 28.06.2003
Aviso jurídico | Sobre este sitio | Búsqueda | Dirección de contacto | Arriba