RSS
Índice alfabético
Esta página se encuentra disponible en 11 idiomas

We are migrating the content of this website during the first semester of 2014 into the new EUR-Lex web-portal. We apologise if some content is out of date before the migration. We will publish all updates and corrections in the new version of the portal.

Do you have any questions? Contact us.


Tempus III (2000-2006)

Archivos

El objetivo de este programa de cooperación transeuropea en materia de enseñanza superior es fomentar el desarrollo de los sistemas de enseñanza superior en los países elegibles y reforzar también la cooperación entre estos últimos y la Unión Europea (UE).

ACTO

Decisión 99/311/CE del Consejo, de 29 de abril de 1999, por la que se aprueba la tercera fase del programa de cooperación transeuropea en materia de educación superior (Tempus III) (2000-2006) [Véanse los actos modificativos].

SÍNTESIS

La enseñanza superior y la formación son ámbitos clave para el proceso de reforma económica y social. Por ello, la Unión Europea (UE) ha puesto en marcha esta tercera fase del programa de cooperación transeuropea en materia de educación superior (Tempus III). Esta fase del programa, que sigue a Tempus I y II, se desarrolla durante el período comprendido entre el 1 de julio de 2000 y el 31 de diciembre de 2006.

En un principio, el programa Tempus III estaba destinado únicamente a los países de Europa Central y Oriental, a los nuevos Estados independientes de la antigua Unión Soviética y Mongolia, y a los beneficiarios de los programas PHARE y TACIS. En la actualidad, se ha abierto a todos los países beneficiarios del programa TACIS, a los países de los Balcanes occidentales beneficiarios del programa CARDS y a los países que participan en la Asociación Euromediterránea beneficiarios del programa MEDA.

Pueden participar en los proyectos Tempus, únicamente mediante cofinanciación, las instituciones de la Unión Europea (UE), los países candidatos a la adhesión y los miembros del grupo de veinticuatro países occidentales industrializados que no son países de la UE (Australia, Canadá, Estados Unidos, Islandia, Japón, Liechtenstein, Noruega, Nueva Zelanda y Suiza).

El objetivo específico de Tempus III es promover el desarrollo de los sistemas de enseñanza superior en los países destinatarios, fomentando la comprensión entre, y el acercamiento de, las culturas y abordando los siguientes aspectos:

  • las cuestiones relativas al desarrollo y a la reorganización de los programas de estudios;
  • la reforma de las estructuras e instituciones de enseñanza superior y su gestión;
  • el desarrollo de una formación especializada, en particular reforzando los vínculos con la industria;
  • la contribución de la educación y la formación superiores a los valores cívicos y a la consolidación de la democracia.

Con el programa Tempus se invita a las instituciones de la UE y de los países asociados a que realicen Proyectos Europeos Conjuntos (PEC) de tres años de duración como máximo. Los proyectos europeos conjuntos deben incluir, al menos, una universidad de un país destinatario, una universidad de un país de la UE y un centro asociado (universidad, empresa o institución) de otro país de la UE.

En el marco de los proyectos conjuntos podrán concederse becas a:

  • el personal docente y administrativo de las universidades o de los servicios de formación de las empresas de los países de la UE para efectuar misiones de enseñanza o formación durante períodos de hasta un año en los países destinatarios y viceversa;
  • el personal docente y administrativo de las universidades de los países destinatarios para realizar cursos de adaptación y de renovación de la formación en la UE;
  • los estudiantes, hasta el nivel de posgrado y doctorado, de los países destinatarios que realicen un período de estudio en la UE y a los estudiantes de la UE que realicen un período de estudios en los países destinatarios; estas ayudas se concederán normalmente por un período de tiempo de entre tres meses y un año;
  • los estudiantes que participen en PEC cuyo objetivo específico sea fomentar la movilidad; se dará preferencia a aquellos estudiantes que participen en proyectos en los que el período de estudios en el extranjero sea plenamente reconocido en su universidad de origen;
  • los profesores, formadores, estudiantes y licenciados de los países destinatarios cuando se trate de períodos de formación o de prácticas en empresas de una duración de un mes a un año, entre el final de sus estudios y su primer empleo, para seguir un período de formación práctica en empresas europeas y viceversa.

Se concederá ayuda financiera a un cierto número de medidas estructurales o complementarias (especialmente, asistencia técnica, seminarios, estudios, publicaciones, actividades de información). Estas medidas están destinadas a apoyar los objetivos del programa, en particular la contribución al desarrollo y a la reestructuración de los sistemas de educación superior de los países destinatarios.

Además, la UE concederá becas individuales para visitas destinadas a la promoción de la calidad, el desarrollo y la reestructuración de la educación y de la formación superiores en los países destinatarios. Podrán beneficiarse de estas becas los profesores, investigadores, formadores, administradores de las universidades, altos funcionarios de los ministerios, gestores de los sistemas educativos y otros expertos en materia de formación.

La Comisión acordará con las autoridades competentes de cada país destinatario las prioridades y objetivos detallados en Tempus III en el marco de la estrategia nacional de reforma económica y social.

La Comisión aplicará el programa Tempus III en función de sus objetivos y prioridades. Contará con la asistencia de un Comité Consultivo compuesto por un representante de cada uno de los países de la UE y presidido por el representante de la Comisión.

La Comisión cooperará con las:

  • instituciones de cada uno de los países destinatarios, que se designen o creen para coordinar la aplicación eficaz de Tempus III;
  • instituciones nacionales competentes designadas por los países de la UE.

La Comisión garantizará la coherencia y la complementariedad entre Tempus III y otras acciones emprendidas a escala europea en el marco de la asistencia a los países destinatarios, en particular las actividades de la Fundación Europea de Formación (ETF). La Comisión se encargará, asimismo, de coordinar de manera apropiada las actividades emprendidas por países no europeos, o por universidades y empresas de estos países. Estas acciones pueden incluir la participación, bajo distintas formas, en los proyectos Tempus III.

REFERENCIAS

ActoEntrada en vigor – fecha de expiraciónPlazo de transposición en los Estados miembrosDiario Oficial
Decisión 99/311/CE

29.4.1999 – 31.12.2006

-

DO L 120 de 8.5.1999

Acto(s) modificativo(s)Entrada en vigorPlazo de transposición en los Estados miembrosDiario Oficial

Decisión 2000/460/CE

22.7.2000 – 31.12.2006

-

DO L 183 de 22.7.2000

Reglamento (CE) n° 2666/2000

7.12.2000 – 31.12.2006

-

DO L 306 de 7.12.2000

Decisión 2002/601/CE

27.6.2002 – 31.12.2006

-

DO L 195 de 24.7.2002

ACTOS CONEXOS

Informe de la Comisión al Consejo, al Parlamento Europeo, al Comité Económico y Social Europeo y al Comité de las Regiones, de 28 de abril de 2010, – Informe sobre la evaluación externa ex post de la tercera fase del programa Tempus 2000-2006 [COM(2010) 190 final – no publicado en el Diario Oficial].
El programa Tempus III sigue siendo muy pertinente con respecto a sus objetivos generales, específicos y operativos, en particular en lo referente a su objetivo principal de promover la reforma y la modernización de la educación superior a escala institucional. El enfoque ascendente del programa permitió que se formularan las prioridades nacionales, así como se estudiaron los diferentes aspectos del proceso de reforma. A pesar de que el papel del programa en otras políticas europeas y su complementariedad con otros programas europeos estaba claro, la complementariedad con Erasmus Mundus necesitaba una mejora.
Asimismo, aunque la financiación de proyectos se consideró suficiente, los niveles de financiación en general no fueron lo suficientemente altos para los ambiciosos objetivos del programa. No obstante, el programa ha demostrado ser rentable, especialmente por su carácter multilateral, el planteamiento de sus proyectos y los mecanismos de gestión.
Tempus III contribuyó en gran parte al desarrollo de los sistemas de educación superior y a otorgar más importancia social a la educación superior, reforzando los vínculos entre ésta, las empresas, la investigación y la innovación, al igual que ayudó a promover el entendimiento entre las culturas y el acercamiento a las mismas. Los profesores, en particular, se beneficiaron de su participación en el programa y la enseñanza se modernizó considerablemente, al igual que se hizo más acorde a las necesidades de la sociedad y del mercado laboral. La mayoría de instituciones de educación superior de la UE se beneficiaron en términos de una mayor internacionalización. El programa también contribuyó de forma positiva en términos de refuerzo de cooperación regional entre los países asociados. El tamaño, el ámbito y el carácter del programa desarrollaron Tempus en una marca de calidad.
El programa produjo beneficios sostenibles como:

  • mayor conocimiento en los proyectos y los ámbitos de estudio;
  • mejora de las prácticas de trabajo, las capacidades docentes y de gestión;
  • mayor sensibilización sobre otras culturas y las instituciones de la UE;
  • nuevos planes de estudio;
  • cultura innovadora en las instituciones educativas.

Asimismo, el programa fortaleció la creación de una asociación sostenible en el ámbito de la educación superior entre la UE y los países asociados. Las partes involucradas también poseen un alto nivel de compromiso financiero para continuar con las actividades y las redes establecidas mediante el programa.
No obstante, aún se requieren esfuerzos adicionales para seguir reformando el sector y las estructuras de la educación superior. Por tanto, este informe proporciona determinadas recomendaciones que tienen que considerarse en el programa Tempus IV.

Comunicación de la Comisión al Consejo, al Parlamento Europeo, al Comité Económico y Social Europeo y al Comité de las Regiones, de 16 de julio de 2007, – Informe anual sobre el funcionamiento de la tercera fase del programa Tempus en 2006 [COM(2007) 420 final – no publicada en el Diario Oficial].
El presupuesto del programa Tempus para 2006 ascendió a 53,45 millones de euros. Las principales líneas de actuación del programa se articulaban en torno a tres prioridades. Por lo que hace al refuerzo de la divulgación y la explotación de los resultados del programa, la Dirección General de Educación y Cultura ha utilizado varios instrumentos, como un nuevo folleto, nuevo material de promoción, un DVD «Tempus en acción», etc. Se han organizado campañas de información en la mayoría de los países asociados y en algunos países de la UE. La Comisión se ha basado asimismo en estudios regionales y conferencias, como la que se organizó en abril de 2006 en Ammán (Jordania). El refuerzo de las actividades de control sobre el terreno va a la par de la consolidación del papel de las oficinas regionales. Estas oficinas nacionales han realizado visitas de control en cerca de ochenta proyectos, mientras que la ETF y los responsables geográficos de la DG EAC han efectuado, conjuntamente, controles en unos treinta proyectos desde el otoño de 2005 hasta la primavera de 2006. La Comisión observa, por último, que los compromisos y los pagos efectuados en el marco del programa Tempus han respetado, en general, el calendario previsto.

Comunicación de la Comisión al Consejo, al Parlamento Europeo, al Comité Económico y Social Europeo y al Comité de las Regiones, de 25 de agosto de 2006, – Informe anual Tempus 2005 [COM(2006) 491 final – no publicada en el Diario Oficial].
Las prioridades del programa Tempus en 2005 se han cumplido. Por lo que respecta al refuerzo de la participación de las autoridades nacionales en la ejecución del programa, se ha puesto de manifiesto el importante papel desempeñado por Tempus y su carácter de laboratorio de pruebas desde el punto de vista de la cooperación y las reformas emprendidas por países asociados. La Comisión ha desarrollado un nuevo enfoque para la consulta a los ministerios de educación de los países asociados con el fin de potenciar su participación en la ejecución del programa, que consiste en hacerles intervenir en el momento del recuento definitivo de los puntos obtenidos por los proyectos, lo que hace que adquiera más relevancia la selección final de los proyectos.
En lo que se refiere a la consolidación del papel de las oficinas nacionales Tempus (ONT), éstas desempeñan un papel esencial en la ejecución del programa, facilitando información a los usuarios y a la Comisión Europea sobre los proyectos en curso. En 2005, la Comisión estrechó sus vínculos de cooperación con la red de oficinas nacionales Tempus, principalmente en lo que respecta a la elaboración de sus programas de trabajo y su participación activa en actividades de seguimiento sobre el terreno. De este modo se complementan las actividades llevadas a cabo por la Comisión, así como su asistencia técnica. La Comisión seleccionó nuevas ONT para Kazajstán, Kirguistán y Tayikistán y se abrió la oficina nacional en Rusia. A finales de 2005, todas las oficinas nacionales Tempus estaban funcionando.
En cuanto a la consolidación de la gestión del programa, una de las prioridades era la racionalización de la gestión financiera del programa, que había sido transferida por la ETF en 2003 como consecuencia de la entrada en vigor del nuevo Reglamento Financiero. Para situar el volumen de actividad en un nivel manejable, se decidió reducir el número de becas individuales de movilidad de 800 a 150 por año. La guía del candidato se ha modificado a fin de simplificar la gestión de las becas individuales de movilidad, que se consideran becas de estudios abonadas íntegramente en un único pago a los candidatos seleccionados. Siguiendo las recomendaciones de la evaluación intermedia, se ha llevado a cabo un ambicioso programa de seguimiento sobre el terreno del 10 % de los proyectos en curso, con más de 50 visitas in situ. Las conclusiones son positivas desde el punto de vista del funcionamiento de la mayoría de los proyectos visitados, de la realización de los objetivos asignados y de la utilidad para el programa nacional de reformas. Las ONT deberían visitar el 60 % de los proyectos en curso. El calendario de la campaña de seguimiento sobre el terreno en 2005-2006 se adoptó en el otoño de 2005 con la participación de los servicios de la Comisión, los expertos de la ETF y las oficinas nacionales Tempus. Ello permite a los servicios de la Comisión tener una visión más clara de lo que sucede realmente en la práctica. Además, la organización de la supervisión preventiva del programa se ha plasmado en un seminario de formación y la creación de una red de los coordinadores de los proyectos Tempus-Tacis seleccionados en 2004. En 2005, tuvieron lugar cinco procedimientos de selección para PEC (programas de estudio, administración universitaria y consolidación institucional, que abarcan una amplia gama de ámbitos), medidas estructurales y complementarias (concepción de los sistemas de aseguramiento de la calidad, introducción de mecanismos de transferencia de créditos académicos, actualización de los programas de formación, uso de las tecnologías de la información y la comunicación y refuerzo de las relaciones internacionales, en relación directa con las orientaciones del proceso de Bolonia) y becas de movilidad individual (periodos de formación continua y de estudio, actividades preparatorias para PEC, participación en conferencias y seminarios específicos). El importe total comprometido para los proyectos asciende a 57 millones de euros y la cantidad concedida a los proyectos seleccionados fue de aproximadamente 51,7 millones de euros.
La mejora de la difusión de los resultados del programa obedece, en primer lugar, a la renovación del sitio web de Tempus y su actualización periódica y, en segundo lugar, a los estudios realizados. El estudio proporciona un nuevo instrumento, un manual de sostenibilidad y un folleto promocional. En 2005, se pusieron en marcha otros estudios temáticos con la ayuda de la ETF, a saber:

  • un estudio sobre la cooperación entre la universidad y la empresa con objeto de revisar las tendencias y la evolución que experimenta la cooperación entre las universidades y las empresas en los países participantes y promover la importancia de dicha cooperación para los estudiantes;
  • varios estudios de impacto que presentan las repercusiones del programa Tempus en las instituciones de enseñanza superior, en las personas que intervienen en este nivel de enseñanza y en las organizaciones ligadas al sistema de enseñanza superior, con el objeto de aumentar la difusión de la información sobre el programa y reflexionar sobre el futuro programa Tempus.

Se ha encargado un vídeo titulado «Tempus en acción» con entrevistas a los participantes en el proyecto. Los puntos de contacto nacionales Tempus en los Estados miembros desempeñan también un papel importante facilitando la participación de instituciones de enseñanza superior de la UE. Se han organizado jornadas informativas sobre Tempus en la mayor parte de los países asociados y en varios países de la UE.
La continuación de la preparación del futuro programa Tempus responde a la voluntad de ampliar el programa más allá de 2006, centrándose esencialmente en la cooperación universitaria basada en las instituciones y en la participación de estudiantes de los países vecinos. La enseñanza superior se mantiene como una prioridad en las actividades de cooperación de la UE con países vecinos.

Comunicación de la Comisión al Consejo, al Parlamento Europeo, al Comité Económico y Social Europeo y al Comité de las Regiones, de 18 de octubre de 2005, – Informe anual Tempus 2004 [COM(2005) 515 - no publicada en el Diario Oficial].
La Comisión explica que el diálogo y la concertación con las autoridades responsables en materia de enseñanza superior de los países socios ha permitido el refuerzo de las prioridades nacionales, lo que debería contribuir a maximizar los efectos del programa en el desarrollo de la enseñanza superior en esos países. Tempus ha permitido apoyar los esfuerzos desplegados por los países socios para inscribir las cuestiones relativas al proceso de Bolonia entre las reformas prioritarias. La Comisión concluye que el apoyo creciente a la movilidad individual de profesionales de la enseñanza superior y la introducción de actividades estructurales y complementarias, junto con el diálogo y las prioridades nacionales, han contribuido a confirmar el programa Tempus como instrumento fundamental.

Informe de la Comisión al Consejo, al Parlamento Europeo, al Tribunal de Cuentas Europeo, al Comité Económico y Social Europeo y al Comité de las Regiones – Informe Tempus 2002 y 2003 [COM(2005) 26 - no publicado en el Diario Oficial].
La Comisión informa sobre la aplicación del programa Tempus en los años 2002 y 2003. Sobre la base de evaluaciones externas altamente positivas, la Comisión señala que Tempus ha conocido dos procesos paralelos: por un lado, la continuación del proceso de reforma de la aplicación del programa y, por otro, el éxito de su lanzamiento y la consolidación con los socios de la región mediterránea (en el marco de la Asociación Euromediterránea MEDA). Menciona asimismo la introducción de un nuevo tipo de proyecto (medidas estructurales y complementarias). Tempus entra en un periodo de consolidación y la Comisión concluye que seguirá desempeñando un papel esencial en las nuevas circunstancias geopolíticas de Europa tras la ampliación.

Informe de la Comisión al Consejo, de 8 de marzo de 2004, relativo a la evaluación intermedia de la tercera fase del programa Tempus [COM(2004) 157 - no publicado en el Diario Oficial].
El informe señala que, habida cuenta de las características particulares en las que operan los países beneficiarios (es decir, los países CARDS, TACIS y MEDA), Tempus sigue siendo un instrumento útil y eficaz para responder a las necesidades actuales en el ámbito de la enseñanza superior.
En los países CARDS y TACIS, la transición sólo se ha completado de forma muy parcial y el proceso se resiente por el estancamiento de la economía, la capacidad limitada de aplicación de las reformas, las medidas de bienestar social insuficientes, las perturbaciones de los servicios públicos y los altos niveles de déficit de las finanzas públicas. El gasto público dedicado a la educación se ve afectado por esta situación. En las regiones TACIS y CARDS, el número de estudiantes que prosigue sus estudios en la educación superior es cada vez más elevado, mientras que la financiación en términos reales se mantiene a un nivel que supone una tercera parte de la existente hace diez años.
Aunque situada en un contexto histórico totalmente diferente, la educación superior de muchos de los países MEDA también ha sufrido graves deficiencias de financiación. En los países MEDA más pobres, la falta crónica de fondos se ha visto agravada por la opinión predominante en esa época entre la comunidad internacional de donantes de que la ayuda a la educación debía centrarse en la educación primaria y secundaria, porque ello resultaría más rentable y tendría mejores repercusiones sociales a corto plazo que la inversión en la educación superior. Esta postura ha cambiado en los últimos tiempos y la ayuda a la educación superior se considera ahora un factor esencial para garantizar un desarrollo sostenible.
La Comisión observa que si bien no existen grandes diferencias entre un país y otro en el modo de definir las prioridades nacionales, subsisten ciertas variaciones en cuanto al nivel y presentación de las mismas. Teniendo en cuenta la importancia que reviste la definición de las prioridades nacionales para el éxito del programa, la Comisión anima a los centros de enseñanza superior a que pongan sus conocimientos a disposición de los ciudadanos para satisfacer las nuevas necesidades derivadas del proceso de transformación de la sociedad.
En su conjunto, el programa Tempus ha alcanzado los resultados esperados por lo que respecta a su impacto en las reformas de la educación superior. Los PEC, en concreto, han propiciado el cambio legislativo y reglamentario en el campo de la educación superior y han contribuido a la apertura y a la preparación para la cooperación internacional entre instituciones de educación superior, a la reforma de la gestión de las instituciones, al desarrollo curricular, a la formación de los responsables de la toma de decisiones, y al establecimiento de asociaciones sostenibles entre instituciones de educación superior de la UE y de los países participantes.
A fin de aumentar el impacto del programa, el informe propone que se haga especial hincapié en el intercambio de información, la difusión de los resultados y el refuerzo de las relaciones universidad-industria, centrándose explícitamente en la empleabilidad. Sugiere también la integración de los PEC Tempus con los programas de formación profesional para la formación de profesores, y la difusión de los resultados innovadores. Por último, aunque reconoce los recientes esfuerzos de la Comisión por simplificar los procedimientos, el informe propone normas para la contratación y la administración financiera menos rígidas.

Informe de la Comisión al Consejo, al Parlamento Europeo, al Tribunal de Cuentas Europeo, al Comité Económico y Social Europeo y al Comité de las Regiones, de 18 de febrero de 2003, - Tempus - Informe anual 2001 [COM(2003) 90 final - no publicado en el Diario Oficial].
En general, el informe señala que la incorporación de los países CARDS al programa Tempus conlleva un aumento significativo del número de solicitudes y subraya, asimismo, la importancia de la reforma emprendida por la Comisión en la gestión del programa y en los procedimientos aplicables.

Informe de la Comisión al Consejo, al Parlamento Europeo, al Tribunal de Cuentas Europeo, al Comité Económico y Social Europeo y al Comité de las Regiones, de 17 de junio de 2002, - Tempus (Phare/CARDS y Tacis) Informe anual 2000 [COM(2002) 323 final - no publicado en el Diario Oficial].
El informe destaca el papel que pueden desempeñar las universidades de Europa sudoriental para fomentar la comprensión mutua a través de fronteras étnicas y culturales y facilitar un uso más eficaz de los limitados recursos humanos nacionales por medio de una mayor cooperación académica en el ámbito regional.

Última modificación: 08.07.2010

Véase también

  • La página web de la Dirección General de Educación y Cultura de la Comisión Europea dedicada a Tempus (DE) (EN) (FR
  • La página web de la Agencia ejecutiva en el ámbito educativo, audiovisual y cultural dedicada a Tempus (EN)
  • El sitio web de la Fundación Europea de Formación (EN)
Aviso jurídico | Sobre este sitio | Búsqueda | Dirección de contacto | Arriba